martes, 31 de marzo de 2020

La Leyenda más Fuerte de Dragon Ball Capítulos 111-120


La Leyenda más Fuerte de Dragon Ball

Capítulo 111 - Nueva clasificación


Al regresar a casa, Xiaya reunió a los líderes del planeta Hongshan y les habló del exitoso acuerdo con la Patrulla Galáctica. Adri, Brook y los demás estaban naturalmente eufóricos, pero aún tenían que discutir cuidadosamente el arreglo del personal.
“Durante estos dos años de desarrollo, alrededor de la mitad del poder de batalla de los guerreros de alto nivel que habían llegado al principio ha pasado de 10.000. Junto con los genios destacados entre los guerreros de nivel medio, ¡ahora tenemos 121 Saiyajins en total en el planeta Hongshan, cuyo poder de batalla supera los 10.000! Esto no incluye a muchos que están a un paso de los 10.000.”
Al discutir los logros de su raza en estos dos años, Adri y los demás estaban muy entusiasmados.

Estas personas, cuyo poder de batalla había pasado los 10.000, eran principalmente miembros de su Cuerpo de Guardianes. Aunque todavía no habían recibido un entrenamiento de Ki, las máquinas de gravedad instaladas en el planeta Hongshan les permitió progresar rápidamente en su fuerza.
Como resultado, el Planeta Hongshan se había convertido en un lugar donde residía una gran concentración de fuertes guerreros. Era una fuerza que no podía ser subestimada, ni siquiera en todo el universo. Aunque su fuerza máxima en este momento no se podía comparar con la de los ejércitos de Freezer, Cooler y del Rey Cold, todavía tenían un número abrumador de personas poderosas que podrían formar casualmente un Escuadrón y tomar el control de un área.
Xiaya estaba muy satisfecho con el hecho de ser el líder de tal fuerza. Asintió en aprobación y dijo. “A medida que la fuerza de nuestra gente continúe mejorando, nuestras anteriores clasificaciones de ‘guerrero de bajo nivel y guerrero de alto nivel’ también comenzarán a perder su significado. Así, a partir de hoy, los Saiyajins que estén por debajo de 10.000 de poder de batalla serán llamados ‘Guerreros Ordinarios’ y los que superen los 10.000 serán llamados ‘Guerreros de Elite’.”
Al oír esto, todos los presentes asintieron. La clasificación de “guerrero de bajo nivel” ya no tenía ningún significado. Así que había 121 guerreros de élite en el planeta Hongshan.
“¿Qué hay de aquellos cuyo poder de batalla excede los 100.000?” Los hermosos ojos de Alice parpadearon hacia Xiaya. Actualmente en el planeta Hongshan, Xiaya y Xiling eran los únicos que cumplían con esa calificación.
Xiaya sacó pecho con orgullo, y dijo, “¡Naturalmente, nos llamarán Súper Guerreros!” En este momento, sólo él y Xiling eran adecuados para tal nombre.
Sonriendo, Xiaya se dirigió a todos y preguntó: “¿Qué tipo de equipos creen que deberíamos formar para ejecutar las misiones?”
“Igual que cuando estábamos en el Planeta Vegeta,” Brook pensó por un momento y dijo. “Ese modelo de misión se ha utilizado durante muchos años y está bien afinado, no hay necesidad de cambiarlo. Sin embargo, lo que sí debemos considerar es la fuerza del Escuadrón al aceptar una misión. No podemos asignarles misiones a ciegas.”
Lise también asintió y dijo: “Además, deberíamos permitir que los miembros del Escuadrón Especial de Batalla también salgan a ver sangre.”
“Todavía son pequeños y débiles, así que deberíamos enviar al Cuerpo de Guardianes para protegerlos en secreto.”
“Los niños saiyajin comunes y corrientes también necesitan protección cuando llevan a cabo misiones. Por supuesto, los miembros del cuerpo de Guardianes no podrán ayudar durante las misiones si no se les necesita.”
Todos expresaron sus opiniones, ya que proteger a estos niños era un asunto crucial. Después de todo, el número de Saiyajins era simplemente demasiado escaso en este momento, y no podían permitirse perder a nadie.
Xiaya, que escuchaba en silencio, asintió. “Eso es todo entonces. Le pediré a la gente de Feidaya que contacten con la Patrulla Galáctica y preparen el dispositivo de gestión de misión lo antes posible.”
Xiaya tomó así la decisión final, terminando efectivamente la reunión. Más tarde, mientras charlaban, Xiaya habló de sus logros en el Planeta Yardrat, así como de los incidentes que habían ocurrido durante el viaje. Al oírlo, la expresión de todos fue de total incredulidad.
Palladi golpeó con fuerza la mesa y gritó en voz alta, “Realmente eres impresionante, Xiaya. Todo este tiempo pensé que tu poder de batalla era sólo de 150.000. ¡Pero ya has llegado a 240.000!”
“Pero esta vez te has precipitado demasiado. Cooler es ridículamente poderoso; tienes mucha suerte de haber escapado con vida esta vez. En el futuro, puede que no tengas tanta suerte.” Alice palmeó su pecho, parecía preocupada.
Después de encontrarse con Cooler, en realidad no trató de huir inmediatamente. Xiaya estaba realmente demasiado confiado esta vez.
Brook, que había estado en silencio todo este tiempo, habló de repente. “De hecho, la lucha puede ayudarnos en nuestros avances, pero deben hacerse con cuidado. Después de todo, sólo tenemos una vida.”
Mirando la expresión de preocupación de todos, Xiaya entendió que había sido demasiado confiado y temerario. “Tengan la seguridad de que en el futuro no correré tales riesgos a menos que tenga la absoluta certeza de que no moriré.”
“Ahora que está decidido, ¿no dijiste antes que cada Saiyajin estaba fuertemente contaminado por el pecado? Parece que tenemos que encontrar tiempo para salir y mantener la paz en la galaxia.” Con un tono burlón, Brook dijo: “¿Quién iba a pensar que nosotros, los Saiyajins, acabaríamos siendo los guardianes de la paz del universo?”
“Esto es por nuestro propio bien. Yo, por mi parte, no quiero terminar en el infierno después de morir.” Alice sonrió con impotencia.
Anteriormente, no era consciente de la importancia del bien y del mal, y mucho menos de la existencia del inframundo. Pero ahora que lo sabía, naturalmente no quería sufrir incluso después de morir. Sin embargo, los Saiyajins adultos habían acumulado muchos pecados mientras trabajaban para Freezer, así que borrarlos no sería fácil.
…..
Después, Xiaya se teletransportó al planeta Meishan para buscar a la gente de Feidaya. Estaban situados en un continente que estaba rodeado de océano por todos lados.
En el centro de la ciudad, en una enorme plaza pública, un edificio gris plateado atravesaba el cielo, mientras que una gigantesca estatua de 100 metros de altura se erguía. Xiaya observó y concluyó que era exactamente el mismo estilo arquitectónico que tenía el Planeta Feidaya.
“¡Señor Xiaya!” Pronto Duokela encontró a Xiaya y corrió apresurada a saludarlo respetuosamente.
Después de que la gente de Feidaya llegara al planeta Meishan, fueron capaces de establecerse rápido y comenzar lentamente a restaurar la fuerza de su raza. Así, se mostraron llenos de respeto hacia Xiaya que los había salvado.
Notando la sinceridad de Duokela, Xiaya sonrió y agitó su mano. “Duokela, no tienes que ser tan cortés. Tengo una tarea que quiero que hagas.”
Viendo cómo Duokela escuchaba diligentemente, continuó. “Acabo de llegar a un acuerdo con el Rey de la Vía Láctea para que, a partir de hoy, los Saiyajins reciban misiones de la Patrulla Galáctica. Por eso, necesito que construyas un dispositivo de gestión de misiones que nos conecte con su cuartel general.”
“Descanse tranquilo, señor. Déjemelo a mí.”
Cuando escuchó que el señor Xiaya había logrado ponerse en contacto con el poderoso Rey de la Vía Láctea, los ojos de Duokela rebosaban de emoción y admiración mientras se daba palmaditas en el pecho en afirmación.
Si Xiaya supiera lo que estaba pensando, se quedaría sin palabras. No había manera de que él pudiera conectar la imagen del Rey de la Vía Láctea con la palabra “poderoso” en absoluto.
“¡De acuerdo, entonces, te lo dejaré a ti!” Xiaya se rio.
En cuanto a la gente de Feidaya, Xiaya estaba tranquilo al momento de encargarles algo. Como dice el dicho, confía en aquellos que usas, y no uses aquellos en los que no confías. La gente de Feidaya en Meishan era manejada por Duokela, mientras que los otros en el Planeta Hongshan eran manejados por Eroh.
De esto se notaba que Xiaya confiaba en ellos.
También se debía a esta confianza que la gente de Feidaya hacían su trabajo felizmente, profundamente temerosos de no estar a la altura de sus expectativas.
Ese mismo día, la noticia de que los Saiyajin estaban siendo empleados por la Patrulla Galáctica se extendió como un incendio forestal. Aunque todavía había que discutir varios detalles específicamente, los Saiyajins estaban tan entusiasmados que detuvieron su entrenamiento para apurarse y difundir la noticia.
“¡Finalmente! ¡Podremos salir a hacer misiones de nuevo!” Después de escuchar la noticia, inmediatamente buscaron a sus amigos y familiares para compartir la buena nueva.
Habían sido reprimidos durante demasiado tiempo. Después de dos años sofocados, finalmente se les permitía salir y soltarse. Estaban todos muy emocionados.
Unos días más tarde, las reglas y regulaciones detalladas de las misiones fueron dadas a conocer al público. Al verlas, descubrieron que era muy similar a lo que tenían en el Planeta Vegeta. La única diferencia era que las restricciones eran mucho más pesadas al aceptar nuevas misiones. Pero esto no los molestó en absoluto, ya que salieron a comer, beber y celebrar con sus amigos.
El planeta Hongshan estaba lleno de una atmósfera bulliciosa.
En ese momento, los líderes del planeta Hongshan reunieron a todos los miembros del Cuerpo de Guardianes y anunciaron el nuevo sistema de clasificación de guerreros. En este nuevo sistema, los Saiyajins se dividirían en “Guerrero ordinario”, “Guerrero de élite” y “Súper guerrero”.
Teniendo en cuenta que algunas personas podrían llegar a ser Super Saiyajins en el futuro, incluso tenían una clasificación de Super Saiyajin por encima del Super Guerrero, que hacía un total de cuatro niveles.
El sistema de clasificación que se había basado puramente en el talento latente fue completamente abolido, mientras que el poder de batalla se utilizó para el estándar de clasificación. Después de todo, los Saiyajins sólo se harían más y más poderosos en el futuro. Esto también podría considerarse como un tipo de progreso.

Capítulo 112 - Devolviendo las Esferas del Dragón 

Después de que el nuevo sistema de clasificación se puso en práctica, casi todos los guerreros de medio y alto nivel fueron inmediatamente degradados a guerreros ordinarios. El número de guerreros de élite era muy escaso, sólo alrededor de varios cientos.
Una vez más, la atmósfera dentro de las áreas de entrenamiento se elevó a su punto máximo. Los Saiyajins de todas partes se rompían la cabeza para entrar en las áreas de entrenamiento.
Había mucha gente cuyo poder de batalla estaba a punto de dar un gran salto, gente que estaba a un paso de convertirse en un guerrero de élite. Intentaban cruzar esa brecha en una carrera final para promover su “rango”, así como para prepararse para las próximas misiones.
Las personas son criaturas sociales por naturaleza, y por lo tanto mantienen una mentalidad de manada. Los Saiyajins no eran una excepción. Rodeados de una atmósfera de entrenamiento ardiente, casi todos se sumergieron fervientemente en combates de entrenamiento demencial. Este estado mental y la atmósfera continuaron hasta que se enfriaron gradualmente después de unos meses.
Durante estos meses de entrenamiento ferviente, un Saiyajin tendría un avance casi todos los días. Como resultado, la fuerza general del planeta Hongshan se disparó. Para cuando la de Feidaya logró establecer la base de datos de la Patrulla Galáctica en el planeta, el número de Guerreros de Élite milagrosamente superaba los 150. Esto era cinco veces el número que había estado presente durante la época del Rey Vegeta.
La consecuencia de esto, sin embargo, fue que entre los niveles de poder de 8.000 y 10.000, hubo un extraño vacío de Saiyajins.
Esto no debería ser una sorpresa. Después de todo, el segundo grupo de Saiyajins que fue transferido al planeta Hongshan tenía una base muy profunda. Con los métodos de entrenamiento adecuados y con la ayuda de la máquina de gravedad, su poder de batalla mejoró fácilmente. Sin embargo, para la mayoría de los Saiyajins cuyo poder de batalla inicial estaba en el extremo inferior de la escalera, no podían mejorar tan rápido. Aunque hicieran progresos significativos, nunca tenían la oportunidad de construir sus cimientos durante las primeras etapas del entrenamiento. Por lo tanto, su velocidad de mejora era más lenta que la de aquellos que tenían una base sólida.
Como resultado, los antiguos guerreros de alto nivel, cuyo poder de batalla inicial era de entre 8.000 y 9.000, se convirtieron en Guerreros de Élite, mientras que los más débiles no fueron ascendidos. Esto no sólo causó que apareciera una brecha entre los de 8.000 y 10.000, sino que también había guerreros por montón entre los 5.000 y 8.000 de poder de batalla.
Con respecto a los logros de los Saiyajin en estos dos años y más, Xiaya estaba muy satisfecho.
Así como así, el tiempo pasó día a día, con las ocasionales grandes olas en medio. Pero en general, las cosas se desarrollaron de acuerdo con las expectativas de la gente.
Tres meses después de que Xiaya regresara del cuartel general de la Patrulla Galáctica, la larga lista de misiones, que se contaban por miles, del cuartel general finalmente apareció en la base de datos del Planeta Hongshan.
En cumplimiento de la petición de Xiaya, las misiones emitidas por la Patrulla Galáctica fueron todas revisadas, por lo que todas las misiones se situaron en la zona este.
Había un gran número de misiones, hasta decenas de miles. Por lo que parecía, se habían estado acumulando durante bastante tiempo.
Por supuesto, después de que estas misiones fueran recibidas por el Planeta Hongshan, una segunda selección tuvo que ser llevada a cabo por su propia organización responsable de la gestión de misiones. De esta manera podían eliminar las misiones potencialmente inadecuadas o de “alto riesgo” para los Saiyajins en su nivel actual de poder.
Esto era una necesidad absoluta. Aunque el Planeta Hongshan y la Patrulla Galáctica trabajaban juntos, Xiaya no deseaba que sus Saiyajins se redujeran a una fuerza armada que fuera utilizada y comandada imprudentemente por la Patrulla Galáctica.
Ya que era una verdadera cooperación para ambos bandos, cada uno debía tener la autoridad para elegir.
En el fondo de su corazón, Xiaya nunca bajó la guardia contra la Patrulla Galáctica. Le pidió a Adri y a la gente de Feidaya que eligieran a varios miembros del personal para formar un grupo de revisión. Su tarea sería revisar las misiones enviadas por la Patrulla Galáctica, y asegurarse de que los Saiyajins no se convirtieran en solo sus herramientas.
Como dice el refrán, el primer paso siempre es difícil. La recién creada Oficina de Administración de Misiones se vio abrumada por un número tan grande de misiones, dejando a los miembros del grupo de revisión exhaustos. Sólo después de un mes entero la Oficina de Administración de Misiones comenzó a emitir misiones oficialmente.
Naturalmente, la revisión de las misiones era algo de lo que sólo debían preocuparse los líderes del planeta Hongshan. Para todos los demás Saiyajins, no podía importarles menos.
Después de recibir la noticia de que la Oficina de Administración había empezado a anunciar misiones, los ansiosos Saiyajins que habían esperado con ganas durante mucho tiempo, se apresuraron inmediatamente al lugar. Verificaron su elegibilidad, comprobaron sus requisitos y establecieron rápidamente su propio escuadrón de misión. Después de recibir con entusiasmo su misión, partieron en sus naves espaciales hacia el universo.
Por un momento, todos los Saiyajin estaban satisfechos de haber recibido misiones, y así el planeta Hongshan creció repentinamente debido a su partida.
Durante este período de tiempo, sin embargo, Xiaya no tuvo tiempo de prestar atención a estos asuntos porque ya había partido en un viaje a la Tierra. Las cuatro esferas del dragón que pidió prestadas aún tenían que ser devueltas.
La Tierra...
Era un día cálido y soleado. Sobre el interminable océano azul, las gaviotas hacían sonidos de “Ow, Ow” mientras una ligera brisa soplaba. El aire era húmedo y ligero, con un sabor a pescado.
En destellos de luces parpadeantes, Xiaya apareció sobre un océano tormentoso, luego caminó ociosamente a lo largo del imponente mar, y su silueta desapareció repentinamente.
“Justo adelante está mi primer objetivo, Kame House.”
La helada brisa marina soplaba contra su cara mientras miraba el punto negro que aparecía en su línea de visión. Los ojos de Xiaya se estrecharon ligeramente mientras paseaba tranquilamente por la superficie de la playa, dando largos pasos hacia adelante. Su cuerpo se convirtió de repente en un rayo de luz y pronto apareció en el lejano horizonte.
Kame House, bajo el cocotero.
El maestro Roshi estaba tumbado despreocupadamente en la playa como de costumbre, tomando el sol. Su cuerpo delgado y seco estaba demacrado como un viejo que había puesto un pie en la tumba. Xiaya no podía ver el elegante comportamiento del Dios de las Artes Marciales de la Tierra en el Maestro Roshi en ninguna parte.
“Pero vaya, no hace nada más que tomar el sol y dormir, la vida del Maestro Roshi pasa tan cómodamente...” Mirando los modales despreocupados del maestro Roshi, Xiaya se rio en su corazón. Aún faltaban unos diez años para que comenzara la historia principal, y en ese momento no se podían tener días tan despreocupados.
Riéndose con maldad, el cuerpo de Xiaya apareció en Kame House. Si él mismo no lo quisiera, el Maestro Roshi nunca sería capaz de descubrirlo.
Kame House no era grande, así que Xiaya casualmente encontró una habitación, sacó la esfera de 3 estrellas de su espacio dimensional, y la tiró en una esquina. Si el Maestro Roshi la encontraría a tiempo o no, a Xiaya no le importaba; aplaudió y se dio la vuelta para dejar el lugar.
No fue hasta unas semanas después que el maestro Roshi descubrió la esfera del dragón que estaba en ese rincón cuando estaba limpiando.
“Hm, ¿esta cosa estaba aquí?” La bola de cristal naranja que perdió durante casi tres años estaba en su habitación. Sin sospechar nada, el maestro Roshi la ató alegremente a una cuerda y la colgó alrededor de su cuello una vez más.
….
Dejando Kame House, Xiaya fue rápidamente a la Montaña de Fuego para buscar el castillo de Ox-Satán en la cima de la colina para poner la esfera de 7 estrellas de nuevo en la sala del tesoro.
Inicialmente encontró la esfera de 7 estrellas en el desierto, y aunque no sabía cómo había terminado en el tesoro de Ox-Satán en la obra original, la arrojó directamente en él para evitar cualquier complicación posterior.
A continuación, quedaban dos esferas del dragón. Mirando las esferas de 4 y 2 estrellas en sus manos, Xiaya decidió hacer un viaje al Monte Paoz primero, mientras que convenientemente se encontraba con Son Goku.
Monte Paoz. Toda la cima de la montaña estaba rodeada por una imponente cadena de montañas, dejando sólo un largo pero pequeño y estrecho camino que conducía al valle, pintando una exquisita y pintoresca escena.
Familiarizado con el Monte Paoz después de visitarlo de nuevo, rápidamente localizó la aislada residencia de Son Gohan.
Al pie de la montaña, una cabaña de ladrillos y tejas de piedra azul se erigía a la sombra de un gran árbol. Desafortunadamente, la puerta estaba cerrada con llave, lo que significaba que Son Gohan no estaba en casa, probablemente para comprar comida. Con la repentina aparición de un Saiyajin en su casa que tenía un apetito tan grande, no importaría cuánta comida hubiera, todavía no sería suficiente.
Xiaya se arrepintió de no poder ver a Son Goku y Son Gohan y se preparó para regresar, pero sintió un ki que se acercaba desde la distancia. Una sonrisa se le dibujó en la cara, supo que Son Gohan había regresado.
Poco después vio al anciano de barba gris vestido con ropa tradicional china abrirse camino con un niño de cola larga.
“¿Eh? ¿Te he visto en algún lugar antes?” Viendo al muchacho de pie en la puerta, Son Gohan preguntó, sintiendo una sensación de familiaridad por parte de él.
Xiaya se rio y miró fijamente al niño que estaba al lado de Son Gohan. Era Son Goku, que había perdido sus recuerdos de Saiyajin porque cayó en el valle y se golpeó la cabeza.
Asintiendo, dijo: “Señor, ¿no se acuerda de mí? ¡Fue hace sólo tres años cuando le pedí prestada la esfera del dragón!” Mientras hablaba, sacó la esfera de 4 estrellas y la entregó.
Son Gohan juntó sus manos y recordó que alguien le había pedido prestada la esfera del dragón hace tres años. Nunca se molestó en recordarlo, no pensó que fuera a volver y devolverla.
Son Gohan tomó la esfera del dragón con una sonrisa y dijo, “Ah, eres tú. Mírame, claramente me estoy haciendo viejo, no puedo recordar las cosas como antes. Si quieres esta esfera, quédatela, no tenías que volver aquí y devolverla.”
Tomó la llave y abrió la puerta. Luego invitó a Xiaya a entrar y a sentarse. Como Xiaya no estaba ocupado, aceptó de inmediato.
En ese momento, Son Goku curiosamente corrió y dio vueltas alrededor de Xiaya, lleno de sorpresa. Sin embargo, poco después, su estómago hizo un “ruido”, así que se volvió hacia Son Gohan y gritó, “¡Abuelo, quiero comer!”
La apariencia inocente de Son Goku causó que Xiaya sonriera. Él pensó; “de hecho, fue bueno para Son Goku venir a vivir a la Tierra! Si estuviera en el planeta Hongshan, nunca podría ser capaz de alcanzar sus futuros logros.”
“Goku, espera un momento, pronto podrás comer.” Son Gohan sonrió y acarició la cabeza de Son Goku. Luego se volvió hacia Xiaya y dijo, “Este niño quiere comer. Déjame prepararle algo de comida.”
Al momento siguiente, sacó una caja de su pecho. Dentro de la caja había una fila de pequeñas cápsulas que tiró al suelo. Una nube blanca apareció, y de repente la mitad de la habitación se llenó de comida.
“¡Las Cápsulas Hoi-Poi!”
Los ojos de Xiaya brillaron, su rostro revelaba una mirada de comprensión. Las cápsulas Hoi-Poi fueron inventadas por el Dr. Brief, el padre de Bulma. Después de desarrollar esta tecnología durante años, se popularizó rápidamente en todo el mundo y se convirtió en un objeto imprescindible para todos los hogares y especialmente para los viajes.

Capítulo 113 - De nuevo encontrándose con el Maestro Karin 

Siendo honestos, no había muchos científicos talentosos como el Dr. Brief en el universo que pudieran desarrollar las Cápsulas Hoi-Poi.
Xiaya podía recordar que en la saga de Nameku, el Dr. Brief había ayudado a Son Goku a transformar la gran nave espacial mientras instalaba una máquina de gravedad en un período de tiempo muy corto.
¡Su nivel de genio era simplemente increíble!
El Dr. Tokunoshin Omori, que había investigado la máquina del tiempo mientras vivía aislado en una isla durante varias décadas, también era un talento muy útil. Sin embargo, estas personas tenían sus propios sueños y no trabajarían para Xiaya.
Por supuesto, no importaba incluso si no podía usarlos. Xiaya podía cambiar la estrategia y dejar que los científicos de Feidaya se comunicaran con el padre de Bulma o con el Dr. Tokunoshin Omori, ¡quizás habría algunas ganancias inesperadas!
Después de arrojar estos pensamientos distractores a la parte posterior de su cabeza, su visión volvió a barrer la habitación y vio a Son Gohan poner una porción de la comida en el suelo sobre la mesa del comedor. Pronto la pequeña mesa cuadrada se apiló con una colina de comida.
Viendo una mesa llena de comida y un fuerte olor a carne asaltando sus fosas nasales, los ojos de Son Goku de repente empezaron a brillar. Después de obtener el permiso de Son Gohan, su cuerpo se abalanzó sobre la comida y comenzó a atiborrarse como si no hubiera comido durante varios días.
Después de comer por un tiempo, levantó la cabeza con dudas: “Abuelo, ¿por qué no estás comiendo?”
“Goku, come tú primero.”
Son Goku simplemente tarareó y continuó comiendo, la mesa llena de comida disminuía a una velocidad que era visible a simple vista.
Riendo de corazón, Son Gohan lo miró amablemente y dijo: “Cuando recogí a Goku en una montaña hace un año, su personalidad era todavía muy violenta. Luego cayó accidentalmente al fondo del acantilado y se golpeó la cabeza, lo que hizo que su personalidad se suavizara de repente. Pero no pensé que su apetito fuera tan grande.” Criar a un niño que podía comer tanto había hecho que Son Gohan estuviera muy estresado.
El apetito de un Saiyajin es, por supuesto, enorme, Xiaya se rio interiormente.
La suerte de Son Goku no fue mala, la Patrulla Galáctica envió específicamente a Jaco para matarlo, pero después de que viniera a la Tierra, por una variedad de razones perdió de vista la nave espacial de Son Goku, dejándolo sobrevivir afortunadamente.
Xiaya dijo sin ningún cambio en su expresión: “Esa personalidad simple es buena. La gente que se entrena en las artes marciales puede deshacerse de los pensamientos de distracción, lo que causa que sus logros sean más altos.”
Son Goku, sólo por este corazón puro e inocente, fue capaz de superar repetidamente los límites de su cuerpo.
Son Gohan lo miró sorprendido y le preguntó: “Joven amigo, ¿acaso tú también eres un artista marcial?”
“¡Solo tengo algunas habilidades llamativas sin ningún uso práctico!” Xiaya respondió con calma.
Son Gohan asintió cuando escuchó sus palabras. La Tierra tenía una rica cultura de entrenamiento en artes marciales desde la antigüedad. Aunque al final, no mucha gente fue capaz de lograr nada, muchos tipos diferentes de Escuelas de Artes Marciales habían aparecido, él mismo había estudiado bajo la tutela del Maestro Roshi, por lo que se sorprendió un poco.
Ahora que la esfera de 4 estrellas había sido devuelta a Son Gohan, Xiaya ya no lo molestaría. Al salir, acarició la cabeza de Son Goku y dijo, “Goku, más tarde entrena adecuadamente en las artes marciales del abuelo, y no dejes de convertirte en un artista marcial en el futuro.”
“¡Eh-huh!” Sin entenderlo del todo, Son Goku echó la cabeza hacia atrás y se rio ingenuamente.
“La existencia de Goku es extremadamente importante. Más tarde, no le deje ver el cielo cuando haya luna llena. De lo contrario, algo malo pasará.” Caminando hacia la puerta, Xiaya advirtió a Son Gohan para pagarle por prestarle la esfera del dragón.
“…” Son Gohan no entendió las palabras de Xiaya. Sin embargo, viendo que no tenía malas intenciones, asintió en respuesta.
Incluso sabiendo que Son Gohan no le había entendido, a Xiaya no le importó. Se recordó a sí mismo que una vez ya era suficiente, no le importaba si Son Gohan podía evitar la calamidad después.
De tal manera que, ni siquiera le importaba si Goku pudiera tener aquellos gloriosos logros como lo hizo en la obra original. Después de todo, una persona tenía que caminar sola por el camino bajo su pie. Un segundo en el cielo y un segundo en el infierno. Una persona que quería tener éxito, sin importar cómo cambiara el entorno, siempre tendría la capacidad de tener éxito.
Si no puedes tener éxito en un entorno diferente, eso sólo puede significar que todo lo que originalmente fue, pasó sólo por coincidencia y buena suerte. Por supuesto, las coincidencias y la buena suerte también era una especie de fortaleza.
Después de dejar el Monte Paoz, Xiaya no partió directamente a Ciudad Oeste, sino que fue a un pueblo cercano.
Saqueando un puñado de monedas de las manos de unos matones locales, compró varios tipos de pescado fresco en el mercado de mariscos. Luego, poniendo los paquetes en el espacio dimensional, Xiaya se volvió y fue al Templo Sagrado de Karin.
Tierra Sagrada de Karin.
En el centro de una vasta extensión de verde y exuberante bosque, una antigua y sencilla torre de marfil erigida se elevaba en el cielo.
“La torre de Karin es increíble, no importa cuántas veces la vea.” Xiaya suspiró mientras observaba la esbelta torre que se hundía en las capas de nubes y niebla. Entonces, su cuerpo se aceleró, precipitándose hacia el cielo. Una fuerte onda expansiva desapareció rápidamente entre las nubes blancas.
Mientras su cuerpo seguía ascendiendo, un punto negro apareció en su línea de visión, el edificio esferoidal en la cima de la Torre de Karin estaba justo delante de sus ojos. Corriendo, el cuerpo de Xiaya se detuvo repentinamente a la misma altura que el edificio en la cima de la torre. Su cuerpo se movió con calma y entró.
En la Torre de Karin, Karin estaba durmiendo cómodamente en una silla, sin saber de la llegada de Xiaya.
Después de palmearle el cuerpo varias veces, Karin giró su cuerpo y se despertó, y de repente vio que una persona había aparecido ante él. Pareció distraerse por un momento, y sólo entonces abrió bien los ojos y reaccionó.
“Oh, pero si es Xiaya. ¿Cuándo llegaste a la Tierra?”
Después de casi siete años, Karin no esperaba volver a ver a Xiaya. Solo de un vistazo, se dio cuenta de que el muchacho se había vuelto aún más insondable. Con su juicio, no podía distinguir su profundidad ni siquiera un poco.
Sin embargo, la amistad construida hace muchos años permitió a Karin no preocuparse de que Xiaya amenazara la tierra.
“Jajaja, Maestro Karin, usted no lo sabe, pero vine a la Tierra una vez hace tres años, aunque no pasé a saludarlo. ¡Esta vez he venido a la tierra, además de a verlo, para devolver las esferas del dragón prestadas!”
Xiaya miró a Karin mientras lo decía.
“¿Fuiste tú quien había recogido las siete esferas del dragón hace tres años?” El cerebro de Karin giró e inmediatamente lo asoció con la escena de la aparición de Shen Long ese día. Preguntó sorprendido.
“Sí, fui yo.” Xiaya lo reconoció francamente, ya que no había necesidad de ocultar este asunto.
Apoyándose en su bastón, Karin se acercó mientras se acariciaba la barba, y dijo: “Estaba pensando en quién era tan poderoso como para poder recoger las siete esferas del dragón. Jeje, después de todo, habían pasado más de cien años desde la última vez que se pidió un deseo. Oh, por cierto, no habrás venido aquí sólo para verme, ¿verdad?” Karin entrecerró los ojos.
No me extraña que la gente diga que unos ojos entrecerrados no los hace la gente simple. ¡Ni siquiera un gato puede ser subestimado! Xiaya tosió y dijo: “De hecho, he venido aquí para ver la situación de las Semillas del Ermitaño.”
“¡Espera un segundo, te lo diré de antemano, no tengo muchas de ellas aquí!” Cuando escuchó a Xiaya mencionar las Semillas del Ermitaño, Karin, que ya se había dado cuenta de la importancia que tenían, lo detuvo rápidamente. Había cultivado con esmero y sólo había producido unas pocas semillas del ermitaño en estos pocos años, no podía dejar que Xiaya se las llevara de nuevo.
Xiaya no sabía si reír o llorar mientras decía: “Maestro Karin, no estoy aquí para pedirle que me de semillas del ermitaño. ¡Todavía me quedan muchas de las que me dio la última vez!”
Semillas del ermitaño, de verdad que no le faltaban.
En ese momento, había almacenado cuidadosamente las más de 70.000 Semillas del Ermitaño que obtuvo de Karin. Aparte de las pocas que Xiling, Adri y los otros se llevaron, y las pocas que consumió en estos cuantos años mientras se entrenaba, todavía había más de 60.000 almacenadas en su espacio dimensional.
Sin embargo, este tipo de objeto sagrado que podía curar a los heridos, rescatar a los moribundos y proteger la vida de la gente en el momento crítico, ¿a quién le molestaría tener de más?
Sin embargo, la producción de Semillas del Ermitaño siempre había sido muy baja. Incluso si Karin le hubiera escuchado y hubiera aumentado su cultivo, temía que en estos pocos años no podría haber cosechado muchas. Por lo tanto, Xiaya no esperaba obtener más.

Capítulo 114 - Tercer piso 

“Entonces, ¿qué estás haciendo aquí en la Torre de Karin? No me digas que has venido a ver a un viejo amigo. ¡Porque no creo que seas esa clase de persona!” Sosteniendo el bastón en sus manos, Karin dio dos pasos hacia adelante y miró ferozmente a Xiaya. ¡Cada vez que Xiaya lo buscaba, su propósito no era para nada inocente!
“¡Vamos, no diga eso!”
Se rio avergonzado como si su tapadera hubiera sido descubierta. La expresión de Xiaya era algo rígida mientras movía su dedo en el aire, y una puerta dimensional apareció de la nada, antes de que una gran cantidad de pescados frescos empaquetados cayera desde el interior.
Inmediatamente, el olor a pescado impregnó la Torre Karin.
“Maestro Karin, mire, le he traído todo este pescado como regalo.” Xiaya señaló el suelo lleno de pescados.
Karin dejó caer su bastón y se acercó a los pescados que tenía delante. Su nariz olfateó mientras elogiaba repetidamente: “Jajaja, hace mucho tiempo que no huelo pescado fresco.”
Karin no había salido de la Torre Karin durante cientos de años y casi había olvidado el sabor del pescado. En ese momento, al ver repentinamente todo tipo de peces grandes, estaba muy emocionado.
Luego de toser un par de veces, Karin dijo en un tono solemne: “Bien. Ya veo que eres sincero, rara vez hay gente que aún piensa en este gato viejo...”
“Bueno, ¿podría dejarme ver la planta de semillas del ermitaño? Por supuesto, no estoy tratando de quitárselas, sólo quiero echar un vistazo.”
Karin le echó una mirada a Xiaya, pero ya había recogido muchos de sus peces frescos, así que no podía rechazarlo. Como dicen, si recibes algo de alguien, entonces naturalmente tienes que devolver algo. De todos modos, la planta de semillas del ermitaño no era un secreto, así que asintió.
“¡Ven conmigo!”
Luego, Karin lideró el camino mientras se dirigía al segundo piso de la torre, atravesando un pasaje sinuoso que colgaba fuera de la torre. Xiaya y Karin llegaron al edificio de los esferoides oblatos en el segundo piso de la Torre de Karin.
Aquí es donde Karin vivía y entrenaba a los artistas marciales, por lo que el área aquí comparada con el primer piso era más grande. Una olla de agua de forma exquisita estaba colocada en el centro de un bloque de piedra.
“Aquí es donde Karin había entrenado a Son Goku en la obra original.”
Observando esto, Xiaya reaccionó rápidamente.
El segundo piso de la Torre de Karin era bastante espacioso comparado con el primer piso, pero basado en la forma esferoide oblicua que tenía, Xiaya especulaba que la Torre de Karin debería tener todavía un tercer piso oculto.
En ese momento, Xiaya notó tres grandes jarras de agua alineadas en una esquina. También notó estas tres jarras de agua cuando vino por primera vez a la Torre de Karin hace varios años.
Sus pensamientos no pudieron evitar volar alrededor, recordó que Karin usaba las jarras de agua para observar las tierras de abajo, ¿podrían ser estas tres? La leyenda decía que se podían usar para observar el pasado, el presente y el futuro; tres escenas diferentes.
“¿Qué son esas tres jarras de agua?” Preguntó Xiaya.
“Oh, esas dos, la de la izquierda y la derecha, están llenas de agua potable ordinaria. Mientras que uso la jarra del medio para observar la tierra de abajo.”
Karin se acarició los bigotes mientras agarraba un pez con la mano. Devorándolo en dos o tres bocados, respondió sin darle mucha importancia.
¡Así que resulta que no tienen la capacidad de mirar al pasado y al futuro!
Después de escucharlo, Xiaya asintió. De hecho, predecir el futuro era algo muy misterioso, ¿cómo podía ser revelado fácilmente? Dejando de pensar, Xiaya miró a Karin con ojos brillantes y le preguntó dónde se habían plantado las semillas del ermitaño.
En ese momento, el cuerpo de Karin saltó ágilmente, y el bastón en su mano golpeó un pilar de piedra dorada oscura en la torre, y luego su cuerpo se volteó, su bastón tocó ligeramente el techo. Un pasadizo de un metro cuadrado se abrió de repente en el techo liso.
Por supuesto, ¡realmente hay algún secreto en el interior! Los ojos de Xiaya brillaron con un ligero resplandor, y luego siguió imperturbable detrás de Karin.
“¡Sígueme allá arriba, las semillas del ermitaño están plantadas por ahí!”
El cuerpo obeso de Karin entró en el tercer piso de la Torre Karin, y Xiaya inmediatamente le siguió y entró en el tercer piso oculto.
Al entrar, Xiaya descubrió que el tercer piso era mucho más espacioso de lo que imaginaba. De alguna manera, el sol brillaba desde el techo de la opaca torre. En el centro del techo de la torre, había un cono de piedra azul sagrado colgando mientras pequeñas gotas de líquido brillante y translúcido goteaban desde arriba, cayendo en la olla de cristal que había debajo.
“La vasija de cristal contiene el Agua de los Dioses. No es fácil condensarla. En un año, sólo puedo conseguir una pequeña vasija. Por lo tanto, la producción de Semillas del Ermitaño nunca ha aumentado.”
Karin explicó.
¿Esa pequeña olla contiene el Agua de los Dioses? Al escucharlo, Xiaya no pudo evitar sentir algo de curiosidad. Se adelantó queriendo ver cómo era. Vio que el Agua de los Dioses era clara y brillaba con una mancha púrpura. Al olerla, comprendió que no era diferente del agua potable ordinaria.
Sin embargo, esta Agua de los Dioses se producía condensando el Ki de los dioses durante muchos años, y podía extraer el potencial, pero para la gente común, era una sustancia altamente tóxica.
Las Semillas del Ermitaño se plantaban usando el Agua de los Dioses como agua de riego. No es de extrañar que tuvieran efectos tan mágicos. Por lo tanto, la plantación de Semillas del Ermitaño era también un conocimiento. De hecho, no era una tarea fácil transformar la altamente tóxica Agua de los Dioses en medicina curativa.
“Ten cuidado, esta Agua de los Dioses es altamente tóxica, la gente común no puede tocarla imprudentemente.” Karin miró a Xiaya y le recordó amablemente.
Al oírlo, Xiaya devolvió el Agua de los Dioses a su lugar original y se dio la vuelta para buscar el lugar donde se plantaban las Semillas del Ermitaño. Sin embargo, buscó por todas partes, pero no encontró su paradero.
“Entonces, Maestro Karin, ¿dónde están plantadas sus Semillas del Ermitaño?”
“Ven conmigo. Las semillas del ermitaño se plantan en un lugar donde el sol es más abundante.”
Karin respondió y luego fue detrás de una pantalla donde Xiaya vio un pequeño trozo de tierra que había sido arado. Tenía sólo uno o dos metros cuadrados de tamaño, y a su alrededor se colocaron unas macetas que tenían semillas del ermitaño creciendo en ella.
El palo de las semillas del ermitaño era mucho más corto que el de una planta de legumbres. Unas pocas gotas de rocío se pegaban a las hojas verde esmeralda, que parecían tener un aspecto real bajo el sol, emitiendo un verde brillante y un brillo fresco. En las ramas, había flores púrpuras florecientes, y algunas ya había formado vainas.
Sin embargo, la cantidad era muy pequeña.
“La producción de Semillas del Ermitaño es, en efecto, muy pequeña. Además de ser regadas con Agua de los Dioses, necesito humedecerlas continuamente con agua fresca. El proceso de plantación es muy tedioso. En un año, la producción es sólo de 100.”
Cuando pensaba en las más de 70.000 semillas del ermitaño que Xiaya se llevó, Karin no pudo evitar sentir remordimiento. Fue la reserva acumulada de más de 800 años la que se llevó Xiaya de una sola vez. En estos últimos años, sólo había sido capaz de cosechar unas pocas cientos semillas del ermitaño.
Sin embargo, él personalmente las había regalado todas, así que arrepentirse ahora era inútil.
Sintiendo la impotencia en el tono de Karin, Xiaya sonrió brillantemente. Había conseguido una gran ventaja al tener tantas semillas del ermitaño. Sin embargo, dado que ya las tenía en sus manos, ¿cómo podría devolverlas?
“Más de cien en un año ya es mucho, mientras el Maestro Karin pueda hacerlas crecer durante unos años, la producción se acumulará rápidamente.” Xiaya le consoló con una sonrisa en su rostro.
“¡Es fácil para ti decir eso!” Karin contestó infelizmente.
Xiaya habló con una sonrisa: “Recientemente, en el mundo humano, hay algo que se está haciendo popular llamado Cápsulas Hoi-Poi que pueden ser usadas para preservar la comida. La próxima vez, le traeré unas pocas.”
“Oh, también he oído hablar de esas cosas. Será mejor que las llenes de pescado la próxima vez que vengas.”
Los ojos de Karin se iluminaron de repente y rápidamente dijo. Cuando terminó de hablar, sintió que había perdido su comportamiento de maestro, así que inmediatamente cerró la boca.
Independientemente de si era Karin u otra cosa, mientras fuera un gato, le gustaría comer pescado. Xiaya se rio en su corazón. Sin embargo, ignoraba el hecho de que Karin no había bajado de la Torre Karin desde hace cientos de años, por lo que naturalmente no podía imaginar su anhelo por los peces.

Capítulo 115 - La niña en la aldea de la montaña 

Xiaya miró a Karin, con respecto a su petición que naturalmente prometió ya que era sólo un asunto trivial para él.
Después de ver la planta de Semillas del Ermitaño, Xiaya aún quería plantarlas en masa.
Después de todo, había muchos Saiyajins en el planeta Hongshan y las semillas del ermitaño podían ser necesarias en cualquier momento. Si el método de plantarlas se podía popularizar, entonces el Planeta Hongshan también podría producirlas en masa. Entonces, podrían usar las semillas del ermitaño como reserva estratégica o también sería bueno como recompensa, pero la premisa es que pudieran ser producidas en masa.
Este era un problema complicado. Las semillas del ermitaño de Karin se cultivaban como si fuera un pequeño taller meticuloso y, sin embargo, no podía aumentar la producción.
El punto clave sigue siendo el problema del entorno de cultivo de las Semillas del Ermitaño. El Agua de los Dioses se condensa a partir de poder sobrenatural, que me temo no puede ser reemplazado por el uso de medios científicos o tecnológicos ordinarios. Sin el Agua de los Dioses, no hay necesidad de hablar sobre el cultivo de semillas del ermitaño. Pensando en esto, las cejas de Xiaya se arrugaron.
Parece que la plantación masiva de semillas del ermitaño tenía un largo camino por recorrer y no se realizaría por un tiempo.
Entonces, Xiaya lanzó estas preocupaciones a la parte de atrás de su cabeza y otra vez siguió a Karin hasta el segundo piso. Después de ver a Karin almacenando cuidadosamente todos los pescados del suelo, Xiaya habló con él sobre el entrenamiento.
Las habilidades actuales de Xiaya ya habían excedido la imaginación de Karin, y su concepto de artes marciales también había formulado su propio conjunto de teorías. Sin embargo, como un eminente maestro, Xiaya creía que los varios cientos de años de experiencia de Karin debían ser únicos. Tal vez, Karin podía ver algunos problemas que él había pasado por alto.
Era como ser tan listo y obviar algo solo por ser estúpido, a menudo era fácil pasar por alto algunos detalles que son de sentido común. A veces, uno necesitaba aceptar otras opiniones.
Puede que la fuerza de Karin no sea tan alta, pero es precisamente por eso es que había estado trabajando profundamente en sus cimientos durante muchos años. Por lo tanto, el conocimiento teórico acumulado no puede ser ignorado y Xiaya le había venido a buscar por eso. Entonces, como era de esperar, bajo la inspección de Karin, Xiaya encontró algunas cosas que había pasado por alto, entonces se centró en estos problemas y uno por uno los corrigió, haciendo sus artes marciales más suaves y perfectas.
Después de despedirse de Karin, Xiaya saltó de la Torre de Karin y voló en dirección a Ciudad Oeste.
Mirando el retroceso de Xiaya, Karin se paró al lado de la valla de la Torre de Karin y miró el vasto y claro cielo con los ojos entrecerrados, “Xiaya, un muchacho que se está volviendo más y más insondable como el mar, excepto por las olas, su límite no es divisable en absoluto.”
……
En una remota aldea, un escarpado sendero serpenteaba arriba y abajo alrededor de una montaña.
Era una aldea sencilla que estaba lejos del ajetreo de la ciudad.
En ese momento, una serie de sonidos de choque rompieron la tranquilidad de la aldea de la montaña. Un grupo de bandidos estaba blandiendo espadas por todas partes, quemando, robando y saqueando. Los inocentes aldeanos morían bajo las crueles espadas.
“Anciano, ¿a dónde huyes? ¡Rápido, entrega la cosa que tienes en tus manos!” Un hombre musculoso con un rostro siniestro atacó a un anciano encorvado, cortándole varias veces con la espada antes de arrebatarle el fardo que ese anciano sostenía firmemente en sus brazos con la otra mano.
“¡Abuelo, abuelo!” Apareció un grito de luto, y una niña de pelo azul corrió hacia el viejo que había caído al suelo mientras lloraba amargamente.
Cuando los bandidos vieron esto, se rieron cruelmente “Jajaja”, y abrieron el bulto que habían arrebatado para comprobarlo. Dentro había una lata, sacudiéndola, podían oír el sonido de las monedas que venían de dentro.
“¡Jajaja, hay mucho dinero! ¡Eh, pequeña, no llores, y déjanos ver si tienes alguna de esas latas!” Varios bandidos se miraron entre sí, y mientras se lamían los labios, tomaron las espadas ensangrentadas y se adelantaron. Bajo el sol que brillaba, la fría hoja brillaba con un frígido y deslumbrante brillo.
“¡Bastardos!”
Con lágrimas en los ojos, la chica de pelo azul miró con odio a los bandidos, de alguna manera su sedoso cabello azul se convirtió de repente en oro, y una expresión feroz apareció en sus ojos.
Los bandidos se sorprendieron por los cambios repentinos en la niña. El líder de los bandidos dio un paso atrás y luego escupió sintiéndose avergonzado. Luego se dirigió a la niña, enojándose por la vergüenza.
En ese momento se escuchó un sonido de explosión. Inesperadamente, la niña golpeó bruscamente al líder bandido, tirándolo al suelo, y luego se precipitó a una pequeña casa de madera.
“¿Qué están mirando? ¡Dense prisa y atrapen a esa niña, ya!” El líder de los bandidos reprendió ferozmente. La tez de esos subordinados quedó helada al revelar un cruel destello y luego se precipitaron hacia la pequeña casa de madera mientras gritaban.
En ese momento, la puerta de la casa de madera se abrió, y los bandidos se precipitaron hacia adelante, temiendo que su presa fuera robada por otros. Pero de repente revelaron una expresión de terror y cada uno de ellos se retiró hacia atrás.
Vieron a la niña salir con una larga ametralladora de la misma altura.
“¿De qué tienen miedo? ¡Es sólo una niña pequeña; ni sabrá cómo disparar!”
El líder de los bandidos siguió regañándolos, pero sus subordinados dudaron al ver la metralleta y no se atrevieron a dar un paso al frente precipitadamente.
“¡Inútiles!”
Una expresión de furia pasó por sus ojos; el líder de los bandidos estaba muy disgustado. Sus crueles ojos miraban a sus subordinados, y luego él mismo se adelantó. “Niña, baja obedientemente la cosa que tienes en la mano, tal vez aún pueda dejar tu cadáver intacto, de lo contrario......”
Sus ojos obscenos se deslizaron perversamente sobre el cuerpo de la chica. Qué lástima, esta niña es todavía un poco pequeña, su cuerpo no ha crecido lo suficiente. Por lo demás, jeje, el líder de los bandidos dejó volar su imaginación.
“Me llamas niña, pero, aun así, ¡te atreves a mirarme con esos ojos!” ¡De repente, la niña, cuyo pelo se había vuelto rubio, explotó con palabras completamente inadecuadas para su edad, entonces escupió, levantó la ametralladora con ambas manos y comenzó a disparar!
Un intenso sonido de disparos se escuchó, y serpientes de fuego de media pulgada fueron expulsadas del cañón, el líder de los bandidos no tuvo tiempo de reaccionar antes de que fuera convertido en un colador por las sonoras balas, cayendo miserablemente al suelo.
“Esto no está bien, esa niña disparó de verdad, ¡el líder fue asesinado a tiros!”
De repente, la multitud se agitó. Los bandidos estaban completamente asustados, ¿cómo podía una espada luchar contra una ametralladora? Así que, con un grito de luto, todos murieron bajo el arma de la chica rubia.
Después de disparar a todo el grupo de bandidos, se acercó al cadáver de su abuelo. Había una mirada triste en sus ojos. “Viejo, no estabas dispuesto a preparar más pistolas. Si no hubiera escondido una ametralladora antes, también hubiera muerto. …Humph, acabé con esos bandidos. Podría considerarse como que te vengué, achú...”
La chica estornudó y su pelo se volvió azul otra vez. Estaba llena de miedo mientras miraba la ametralladora ensangrentada en su mano y los cadáveres por todas partes.
¡Clang! Tirando la ametralladora al suelo, la chica de pelo azul cayó al suelo y se echó a llorar.
Por la noche, cavó una tumba para sus familiares y luego se ocupó de las cosas, preparándose para dejar la aldea de la montaña. Un viento frío sopló, la chica encogió su cuello, su delgado cuerpo no podía resistir el frío de la noche.
……
Ciudad Oeste, una de las ciudades más prósperas del mundo.
Aquí se encontraba la sede de la Corporación Capsula, que era una gran compañía.
Bajo el cálido sol y la clara brisa, la figura de Xiaya aterrizó en una calle de la ciudad. La gente a ambos lados de la calle iba y venía continuamente, mientras que los coches flotantes se movían a gran velocidad. Todos hicieron como si nada pasara ante la repentina aparición de Xiaya.
No parecieron darse cuenta de que de repente había una persona más en medio de ellos.
Xiaya caminaba por el camino asfaltado, olía el aire que penetraba en la ciudad, pero no encontraba el olor de la contaminación de residuos industriales.
“¡Parece que Ciudad Oeste tiene un desarrollo bastante bueno, está libre de la contaminación ambiental de la construcción de la ciudad!” Xiaya dedujo, claro en su corazón.
En general, el desarrollo de una ciudad solía ir acompañado de daños al medio ambiente. Este era un modelo de desarrollo de nivel relativamente bajo, y Ciudad Oeste estaba claramente libre de esta etapa. Al ver el verdor a ambos lados de la carretera, los humanos aquí eran conscientes y evitaban el daño ambiental.
Ciudad Oeste era incluso más próspera que hace tres años.
Encontrando fácilmente el hogar de Bulma, Xiaya se coló en el pequeño almacén del patio trasero, y tranquilamente devolvió la esfera de 2 estrellas a su lugar original antes de prepararse para salir.

Capítulo 116 - Tights 

Cuando llegó a la calle, vio a una linda chica de pelo largo y rubio que se dirigía en esta dirección desde adelante.
La chica tenía un hermoso cabello rubio que le llegaba hasta su delgada cintura, llevaba un gran gorro púrpura suave en la cabeza, una bolsa pegada a su cintura. Un vestido escarlata ajustado contrastaba perfectamente con el cuerpo flexible y delgado, pero exquisito e inusualmente delicado de la joven, mientras que un collar de perlas le colgaba del cuello, lo que indicaba que la chica era de buena familia.
Cuando Xiaya la miró, la propia chica no pareció darse cuenta de que alguien la observaba y aun así tenía la cabeza baja jugando con un teléfono móvil mientras caminaba hacia la casa de Bulma.
“¿Es esa chica la hermana mayor de Bulma, Tights?”
Xiaya no estaba seguro. Recordó que Bulma tenía una hermana mayor llamada Tights. Ella era once años mayor que Bulma. Para convertirse en escritora de ciencia ficción, abandonó su estilo de vida favorable y se fue de casa para trabajar fuera y experimentar la vida real.
Después de hacerse amiga de Jaco, Tights lo obligó a llevarla en su nave espacial a visitar varios planetas para recoger material para convertirse en una popular novelista de aventuras de ciencia ficción, aunque las novelas basadas en Jaco como modelo no eran muy populares.
Tights podría ser considerada como la primera humana en dejar la tierra y también tenía una estrecha relación con la Patrulla Galáctica.
“¿Acaso me llamó, Señor?” Al escuchar a alguien decir su nombre, Tights se dio vuelta, una pizca de curiosidad pasó por sus ojos oscuros.
Como parecía que fue escuchado, Xiaya también admitió con calma, “Sí, te estoy llamando. La señorita Tights debería conocer a Jaco, ¿verdad? ¡Ahora soy su colega!”
“¡Ah! Señor, ¿también es usted un extraterrestre? Ya han pasado unos meses desde que Jaco dejó la Tierra y no he tenido noticias suyas desde entonces.”
Después de escuchar la respuesta de Xiaya, la actitud de Tights dio un giro de 180 grados y siguió preguntando mientras sostenía con entusiasmo el brazo de Xiaya.
Xiaya estaba algo abrumado por el entusiasmo de Tights, no creía que fuera una chica tan entusiasta.
“No sé qué está haciendo Jaco ahora mismo. Yo sólo tengo una conexión de trabajo con la Patrulla Galáctica.”
Lamentablemente, Tights liberó su mano. Ella había querido viajar a otros planetas y recoger material. Como el señor Xiaya no conocía el paradero de Jaco, sólo podía seguir esperando noticias.
“¿Querría ir a mi casa y sentarse?” La actitud entusiasta de Tights volvió y le invitó.
“¡Bien!”
En cuanto a la invitación de Tights, Xiaya no la rechazó y se fue con ella a la villa de lujo. La casa de Bulma era un edificio hemisférico de cuatro pisos que cubría una vasta área. Varios tipos de flores y árboles crecían alrededor de la casa. A simple vista, se podía ver que era la residencia de una persona rica.
En ese momento, el Dr. Brief sostenía un cubo y regaba las flores en el jardín. Viendo que su hija mayor guiaba a un chico, dejó su trabajo y preguntó: “Tights, ¿quién es este chico? No será tu novio, ¿verdad?”
“¡Claro que no! Es un amigo de Jaco. Acaba de llegar a la tierra...” Tights rugió furiosamente al Dr. Brief, y luego recordó que ni siquiera sabía el nombre del desconocido.
“Puedes llamarme Xiaya. Soy el líder del Planeta Hongshan del Área Este. Escuché que el Dr. Brief es la persona más inteligente de la tierra. Y sucede que, entre mis subordinados, también hay un grupo de científicos sobresalientes. Algún día, usted podría tener un intercambio con ellos.”
“¡Así que eras amigo de Jaco! ¿Acabas de hablar de tecnología alienígena?” Al hablar de tecnología, Brief se interesó repentinamente. “Eso es bueno entonces, no fui capaz de estudiar adecuadamente la nave espacial de Jaco cuando vino la última vez...”
Cuando se trataba de tecnología, el Dr. Brief hablaba sin parar. Xiaya encontró inimaginable que este anciano descuidado y delgado ante él fuera el científico capaz de inventar las Cápsulas Hoi-Poi, una tecnología tan grande.
En cierto sentido, el padre de Bulma era el científico que había hecho la investigación más profunda con respecto a la tecnología espacial en la tierra, mientras que el Dr. Tokunoshin Omori había hecho la investigación más profunda con respecto al tiempo.
Y finalmente, Bulma creó una máquina del tiempo, que fue la amalgama de los datos de la investigación del Dr. Brief y del Dr. Tokunoshin Omori.
……
Se quedó en la casa de Bulma durante mucho tiempo y vio a la joven Bulma durante ese tiempo. Ahora mismo, ella sólo tenía seis años. Su cabello morado claro estaba atado en dos trenzas. Sosteniendo un láser en su mano, se veía traviesa. Fue llevada por su madre, que parecía haber resistido el paso del tiempo, a la mesa del comedor.
“¡Oye, mi hermana dijo que eres un extraterrestre!” Apuntando con la boca de la pistola láser de juguete* en su mano a Xiaya, Bulma dijo pareciendo algo nerviosa.
(Ja, de juguete)
“Así es, no sólo soy un extraterrestre, sino que también tengo muchos subordinados que son extraterrestres, y cada uno es muy poderoso.”
“¿Entonces invadirás la tierra?”
“Jeje, eso depende de cómo me sienta. ¡Si no soy feliz, entonces puedo borrar a todos los humanos de la Tierra agitando mi mano!” Xiaya dijo medio en broma.
“¡Oye! ¿A quién tratas de engañar? ¡Como si te creyera!” Bulma desdeñosamente frunció sus labios y dejó el juguete láser en su mano. Veía a Xiaya como un estafador, ¿cómo podía haber extraterrestres que se parecieran a los terrícolas?
Tanto Brief como su esposa se rieron a carcajadas, y luego Xiaya habló de los asuntos de la gente de Feidaya. A través de la interacción anterior, ya sabía que el Dr. Brief era una persona muy franca, así que intentó facilitar la cooperación entre ellos.
“No sé cómo se compara la tecnología de la gente de Feidaya con la de mis cápsulas Hoi-Poi. ¡Realmente quiero interactuar con ellos!”
Xiaya se rió: “Es muy simple. Espere un poco, dejaré que los técnicos hablen con usted personalmente. Bien, he oído que también tienen al Dr. Tokunoshin Omori aquí. También podría invitarlo a él.”
Xiaya tenía, en efecto, un motivo oculto.
Los científicos más famosos de la tierra eran el Dr. Brief, el Dr. Tokunoshin Omori y el Dr. Gero; uno inventó la tecnología espacial de las Cápsulas Hoi-Poi, y otro investigó una máquina del tiempo que podía detener el tiempo durante 50 segundos. Y el último fue capaz de crear la tecnología androide que podía “destruir los cielos y exterminar la tierra”.
Xiaya quería poner a trabajar a estos tres talentos para él, pero sabía que Brief y el Dr. Tokunoshin Omori no eran personas que se tentarían por la fama y la fortuna, en cuanto al Dr. Gero, ¡ni siquiera sabía en qué parte se encontraba actualmente!
Como no había esperanza de someterlos, Xiaya naturalmente quería mantener una buena relación de cooperación con ellos.
“Jaja, tengo el número de teléfono del Dr. Tokunoshin Omori, ¿qué tal si lo llamo para que venga?” El Dr. Brief puso su corazón en la nueva tecnología extranjera, e inmediatamente levantó el teléfono para marcar.
En una isla al otro lado de la tierra, el Dr. Tokunoshin Omori se fue de inmediato apresuradamente a Ciudad Oeste después de recibir una llamada del Dr. Brief.
Xiaya sonrió mientras miraba todo lo que estaba sucediendo. Esperaba con interés el tipo de chispas que se producirían cuando la gente de Feidaya y el Dr. Brief se encontraran, y luego se fue usando la Teletransportación y trajo a varios científicos de Feidaya.
Los días siguientes fueron los intercambios entre los científicos. Xiaya ciertamente no pudo participar en él. Sin embargo, viéndolos discutir tan ferozmente, definitivamente debería haber alguna cosecha. Desafortunadamente, la Tierra estaba demasiado lejos del planeta Hongshan, de lo contrario, la relación entre las dos partes habría sido mucho más estrecha.
Después de pasar unos días en la casa de Bulma y prometer a Tights que le daría una nave espacial, Xiaya dejó Ciudad Oeste.
No abandonó la Tierra inmediatamente, sino que empezó a comprar comida sin medida como hace siete años. Esto llevó a otra crisis alimentaria en un pequeño pueblo donde Xiaya había pasado. Pronto, el espacio dimensional de Xiaya fue llenado con innumerables alimentos.

Capítulo 117 - Launch 

En una tarde cálida y soleada, la brisa fresca traía un ligero frío. Al girar en el planeta en dirección norte, el sol todavía se sentía un poco frío.
Xiaya se registró en un hotel y se preparó para descansar.
En ese momento, varios gritos miserables vinieron de una tienda de ropa de al lado, y luego vio a un gran grupo de personas salir corriendo frenéticamente de ella, gritando mientras corrían.
“¿Qué está pasando al lado, un robo o un asesinato tal vez?” Xiaya especuló, sin embargo, no tenía intención de intervenir, ya que si es esas personas morían o vivían no era asunto suyo.
Aunque Xiaya siempre tuvo conciencia de humano, como Saiyajin, su naturaleza no le permitía poner debilidades en sus ojos.
“Propietario, ¡dame la mejor habitación!” Apareció una voz profunda y fuerte, vio una figura demacrada entrar en el hotel que llegó a la recepción y dijo en un tono irrefutable.
El hombre se veía demacrado y tenía una cola de caballo detrás de él. Estaba vestido con ropa negra de artes marciales, mientras que por encima de estas estaba cubierto con ropa rosa, y tenía un “matar” gran escrito en su pecho izquierdo. El color rojo brillante parecía estar manchado de sangre.
“¡Es el asesino número uno en la tierra, el Mercenario Tao Pai Pai!”
El propietario del hotel observaba claramente el rostro de la persona que había venido e inmediatamente se puso como si hubiera visto un fantasma, su rostro se volvió mortalmente pálido, mientras que su cuerpo comenzaba a temblar. Su voz temblaba mientras decía: “De acuerdo... no hay problema, ¡lo arreglaré enseguida!”
“Espere, también despeje a toda la gente del hotel. No quiero vivir con nadie más.” Tao Pai Pai dijo fríamente.
“¡Sí, sí!” El dueño del hotel asintió, temeroso de poder hacerlo enojar.
“Tao Pai Pai es bastante arrogante, pero también es un gran guerrero de la tierra, ¿cómo no va a tener un poco de mal genio?” Xiaya se paró a un lado y miró con calma.
Tao Pai Pai era el asesino número uno de la tierra. Era uno de los pocos guerreros altamente cualificados cuyo nombre se ponía junto con el del Maestro Roshi. Era incluso más poderoso que él. En la obra original, Tao Pai Pai fue contratado por el Ejército de la Patrulla Roja para robar la esfera del dragón de Son Goku. Y más tarde fue derrotado por él luego de haber escalado la Torre de Karin.
“Chico, ¿no has oído lo que he dicho?” Sin mirarlo siquiera, Tao Pai Pai dijo indiferentemente.
Como un guerrero extraordinario en la tierra, él siempre había tenido una presencia impresionante, pero parecía que la había usado en un objetivo equivocado. Además, a Xiaya no le gustaba el oscuro olor a sangre en su cuerpo.
“¿Asesino número uno de la tierra, Mercenario Tao Pai Pai? No sabes cómo comportarte.”
Con interés, Xiaya estaba inexpresivo mientras hablaba. No importaba cuán arrogante fuera Tao Pai Pai en la Tierra, su poder de batalla era sólo de 150, ¡sólo era una hormiga ante sus ojos!
Tao Pai Pai levantó las cejas, no le había gustado que Xiaya lo mirara con esa expresión. Era como si mirara a una hormiga. Generalmente, sólo él miraba a los demás así. Al ver que la actitud de los demás hacia él era tan presuntuosa, la tez de Tao Pai Pai se oscureció.
“Se-Señores...” El dueño del hotel se limpió el sudor y luego huyó para esconderse detrás de la pared, asustado.
“Jeje, hace mucho tiempo que nadie se atrevía a ser tan arrogante delante de mí, ¡entonces no me culpes por dejarte de tal manera que, aunque desees morir, no te lo permita!”
En un instante, una densa aura asesina salió del cuerpo de Tao Pai Pai causando que la temperatura ambiente bajara varios grados, y un olor a sangre se extendió.
Viendo que Tao Pai Pai se sobreestimaba, Xiaya abrió la boca y no pudo evitar poner los ojos en blanco, sintiéndose algo raro. Un poder de batalla tan bajo, ni siquiera 1000, pero se atrevía a liberar un aura asesina delante de él, como un mendigo haciendo alarde de su riqueza delante de un hombre rico. ¡Simplemente ridículo!
¡Solo se dejaba más en ridículo!
Al ver esto, Xiaya sacudió la cabeza. Inmediatamente, agitó su mano hacia Tao Pai Pai, e inmediatamente apareció un feroz viento de palma, que silbó hacia Tao Pai Pai con un impulso que hizo temblar la tierra. Huala, el viento de palma hizo contacto con el cuerpo de Tao Pai Pai, causando que su tez cambiara dramáticamente al revelar incredulidad en su cara.
Una enorme fuerza actuó sobre su cuerpo; fue como si un enorme poder de 18.000 kilogramos le golpeara. Frente a esta enorme fuerza, Tao Pai Pai fue incapaz de hacer resistencia. Su cuerpo se estrelló ferozmente contra la pared del hotel y se convirtió en un meteoro antes de desaparecer en el horizonte.
Con la fuerza de Xiaya, incluso si atacara casualmente, podía causar que Tao Pai Pai resultara gravemente herido o muriera. Sin unos meses de descanso, ni siquiera debería pensar en levantarse.
“Señor... esa persona es el asesino número uno de la tierra...”
El dueño del hotel tembló y salió corriendo, con la frente llena de sudor. ¿Qué clase de persona era este joven, el asesino número uno de la tierra, Tao Pai Pai, ¿fue arrojado casualmente por él?
“Prepáreme una habitación.” La voz de Xiaya era indiferente.
“¡Sí, sí, lo arreglaré inmediatamente!”
El dueño del hotel llamó apresuradamente; concedería cualquier cosa que Xiaya pidiera.
“¿Hm?”
En ese momento, Xiaya vio a una joven durmiendo en una losa fuera del hotel. La chica estaba mal vestida y tenía el pelo azul oscuro. Parecía tener sólo ocho o nueve años. Por su delicado y hermoso rostro, se podía ver que cuando creciera, seguramente se convertiría en una hermosa mujer, capaz de causar la caída de una ciudad.
El clima se estaba enfriando gradualmente, y la ropa de la niña era un poco delgada.
Mirando la delicada y encantadora apariencia de la niña, Xiaya estaba ligeramente aturdido y no pudo evitar sentir compasión. Se acercó y despertó a la chica y dejó que la camarera del hotel preparara varios juegos de ropa de invierno para la chica. Para él, fue sólo un pequeño esfuerzo, pero causó que la chica se conmoviera emocionalmente, con lágrimas acumuladas en las esquinas de sus ojos.
Al día siguiente. Xiaya tuvo una noche cómoda. Salió de la habitación para comer y encontró que la chica de ayer lo miraba tímidamente mientras se escondía en un rincón de la pared, usando la ropa que él le había dado.
Saludó a la chica de pelo azul y la niña corrió hacia él.
“Pequeña, ¿cómo te llamas? ¿Por qué no te has ido a casa?” Xiaya preguntó gentilmente.
Como no esperaba que Xiaya se lo preguntara, la chica empezó a llorar de repente. “Mi nombre es Launch. Mi familia fue asesinada por ladrones. No me atreví a quedarme en la aldea de la montaña sola, así que he estado vagando por ahí. Ya no tengo casa...”
“¿Launch?”
Después de escuchar el nombre de la niña, Xiaya se quedó atónito, y luego miró cuidadosamente su delicada cara y su hermoso cabello rizado azul oscuro; parecía tener ocho o nueve años y la época también coincidía. ¿Tengo tanta suerte que me he topado con esa Launch de la obra original?
“Entonces... Launch, cuando estornudas, ¿cambia tu personalidad?” Preguntó Xiaya.
“Oye, ¿cómo sabes que mi personalidad cambia después de estornudar?” Launch dejó de llorar y preguntó con tristeza: “No sé por qué; cada vez que estornudo mi personalidad se vuelve violenta y mi color de pelo también cambia.”
Ella era Launch de la obra original.
Launch era uno de los personajes favoritos de Xiaya de la obra original. Launch en el estado de pelo azul era una chica gentil y de buenos modales, ingenua, débil y diligente; y cuando estornudaba, se convertía en el estado de pelo rubio y su personalidad se volvía muy violenta. Era una ladrona buscada en todas partes.
En la obra original, Launch fue heroicamente rescatada por Son Goku y Krillin, quienes la llevaron a Kame House y desde entonces se había quedado ahí y se encargaba de las tareas domésticas. Más tarde, a la Rubia Launch le empezó a gustar Tenshinhan en el Torneo de Artes Marciales y dejó Kame House para vivir junto con él y Chaoz.
Sólo más tarde en Dragon Ball Z, Tenshinhan y Chaoz fueron al Templo de Kami-sama para recibir instrucción en artes marciales de Kami-sama, y desde entonces no hubo noticias de Launch en absoluto.
No fue hasta la llegada de Majin Buu que Launch apareció de nuevo cuando Son Goku estaba reuniendo energía de los terrícolas. Sólo en esa escena, Launch ya era muy vieja, y trabajaba en una compañía de mensajería; nunca se había casado en toda su vida.
Tal chica, que tenía una personalidad única y podía luchar, fue finalmente abandonada por el autor. Xiaya lo sentía un tanto extraño y desafortunado.

Capítulo 118 - Disposición 

En su vida pasada, Xiaya había sentido a menudo dolor cuando veía el destino de Launch al final en la obra original. Siempre sintió como si un personaje importante fuera descuidado.
Esto fue probablemente porque la primera impresión es la más fuerte. Después de todo, Launch fue un personaje importante en las primeras etapas de la obra original, y como Yamcha fue un personaje principal de apoyo en la promoción del progreso de la historia.
Por supuesto, su papel en la historia no fue tan importante como el de Krillin y Yamcha, especialmente después de que Dragon Ball cambiara al arco del Rey Piccoro, y las divertidas caricaturas infantiles que se retrataron al principio se convirtieron en juveniles, de sangre caliente y desenfrenadas. Entonces incluso los personajes como Yamcha habían desaparecido del mundo y se habían ido del grupo de personajes secundarios, sin mencionar a Launch, el personaje que había hecho que la línea argumental fuera emocionante.
De todos modos, ya que se había encontrado con ella, Xiaya ciertamente no permitiría que Launch trabajara en una empresa de mensajería como lo hizo en la obra original. Eso sería realmente un desperdicio de talento. Ya sea por la obsesión de su niñez, o porque no podía tolerar que esta niña ordinaria siguiera vagando, sintió que debía tender la mano y ayudar.
Pensando en esto, Xiaya tomó una decisión en su corazón. Se puso en cuclillas y dijo en un tono suave: “Launch, no es seguro para una niña vagar por ahí fuera, ¿qué tal si vienes conmigo?”
Realmente necesitaba una chica amable, de buenos modales, pura y trabajadora a su lado que le ayudara a ocuparse de las tareas domésticas. Esperaba que entre las Saiyajins Xiling o Myers pudieran hacerlo, pero Xiaya creía que era imposible, y Launch ahora podría ser una candidata adecuada.
“Señor, ¿está dispuesto a ofrecerme refugio?” Los ojos de Launch estaban rojos cuando su lastimosa cara lo miró.
Xiaya sonrió. No esperaba que Launch fuera una niña tan llorona en su infancia. No es de extrañar que más tarde se convirtiera en una chica gentil, pero ¿no le preocupaba que fuera un traficante de personas y la vendiera? Entonces, la existencia de la Launch Rubia también era razonable. Como, en cierto sentido, ¡era también otro tipo de protección de su personalidad!
“Sí, si quieres, puedes seguirme de ahora en adelante.” Xiaya asintió y le dio una palmada en la cabeza con una sonrisa, dejando que se calmara gradualmente.
Los brillantes ojos de Launch miraron a Xiaya, y calmadamente asintió. “Está bien, espera un minuto, haremos algunos preparativos, y luego te llevaré a un lugar.” Xiaya sonrió, y luego llevó a Launch a la tienda de ropa de al lado, preparándose para comprarle unos cuantos conjuntos de ropa.
Aunque Tao Pai Pai había destrozado este lugar ayer, todavía quedaban muchas mercancías en él. Mirando el deslumbrante y hermoso conjunto de trajes, los ojos de Launch brillaron.
Xiaya omó una cinta roja y la ató al pelo de Launch, haciéndole un nudo. Entonces, Xiaya dio dos pasos atrás y la miró cuidadosamente. Oye, de hecho, así es como Launch debería verse, ¿no?
“Xiaya, no hay necesidad de comprar tanto. No podría usarlos todos.” Viendo a Xiaya metiendo en una bolsa varios tipos de ropa de la tienda, hasta que toda la tienda de ropa se vació. Launch estaba desconcertada mientras estaba allí, gritando.
Aunque era bastante joven, entendía que él se estaba gastando mucho dinero.
“Está bien. Se llama preparación, por si acaso. ¡Compra más, si aún te queda por crecer!”
Xiaya seguía tomando ropa de diferentes edades y colores, empacando en la bolsa. A un lado, una asistente sostenía el libro de cuentas mientras chorreaba sudor. Considerando que estas ropas fueron compradas para Launch, Xiaya no abrió el espacio dimensional, sino que las llenó en varias cápsulas Hoi-Poi que obtuvo de la casa de Bulma.
Estas Cápsulas Hoi-Poi eran realmente convenientes. No importaba si era una caja o un edificio, siempre y cuando sea algo físico, se puede poner en ellas. Son portátiles y además no ocupan espacio. ¡Realmente un equipo necesario para el hogar y los viajes!
Sería muy conveniente si se pudiera popularizar en el planeta Hongshan. De todos modos, ya que ahora mismo los científicos de Feidaya estaban interactuando con el Dr. Brief, tal vez pronto podrían ser popularizadas a gran escala.
Saliendo de la tienda de ropa, Xiaya se dio una palmadita en la cabeza y de repente recordó a Xiling y Myers. No podía favorecer a uno y tener prejuicios contra los demás, así que volvió a comprar algunos productos para ellas.
Cientos de cápsulas Hoi-Poi llenas con casi cien conjuntos de ropa fueron entregadas a Launch. Ella las sostenía firmemente en sus palmas, y luego las puso cuidadosamente en una bolsa antes de mirar hacia Xiaya, sus ojos llenos de emoción.
“Xiaya, eres tan bueno conmigo...”
La voz de Launch fue ahogada por las emociones, ella había estado vagando después de dejar la aldea durante tanto tiempo. Hasta ahora, nadie había sido tan bueno con ella.
Xiaya sonrió con indiferencia. Launch de pelo azul era una buena chica con un corazón puro. Por lo tanto, él sería naturalmente bueno con ella. “¡Vámonos entonces, lo próximo que haré será llevarte a un lugar!”
Entonces, con un estallido de gritos, Xiaya llevó a Launch en sus brazos y se elevó al cielo y luego voló hacia la dirección de la Torre de Karin. Como el cuerpo de Launch era frágil y débil, Xiaya naturalmente no podía llevarla al planeta Hongshan y tampoco se sentiría aliviado dejándola vivir sola afuera, así que la dejaría quedarse primero en la Torre de Karin.
Y, más importante aún, poner a Launch en casa de Karin también podría ayudarle a aprender la forma en que él cultivaba las Semillas del Ermitaño. Esto también era algo que Xiaya había tenido en cuenta.
Volando durante mucho tiempo, vio aparecer en su línea de visión la lejana Torre de Karin que estaba conectada al cielo y a la tierra.
“Vaya, ¿qué edificio es ese? ¡Es tan alto!”
Launch exclamó. Después de adaptarse durante un tiempo, Launch había comenzado gradualmente a aclimatarse de su inquietud inicial. Miró los lagos y bosques que rápidamente pasaron por debajo, con cara de sorpresa, cuando vio la Torre de Karin, no pudo evitar gritar con fuerza.
Xiaya explicó con una sonrisa: “Es el Templo Sagrado de las Artes Marciales, la Torre de Karin. ¡En la cima de la torre vive el Maestro Karin y es el lugar de nacimiento de las Artes Marciales de la Tierra!”
No entendiendo del todo, Launch asintió, pero, de hecho, no tenía ni un poco de idea sobre las artes marciales. Tal vez ella supiera un poco si fuera la Launch rubia.
En ese momento, un pelo pasó por su nariz y Launch estornudó, su pelo azul se convirtió inmediatamente en oro, mientras que sus ojos se volvieron feroces.
“¡Su pelo se ha vuelto rubio!” Al notar el cambio en Launch, las esquinas de la boca de Xiaya se enroscaron ligeramente. La transformación en la otra personalidad, que sólo había visto en la televisión antes, y cuando lo veía en persona, se sentía algo extraño.
“Waah, ¿quién eres, y por qué me llevas en tus brazos? ¿¡Y por qué todavía no me sueltas!?” La Launch rubia en sus brazos luchaba continuamente. Que la llevaran como princesa la hacía sentir extraña.
“¿Realmente quieres que te deje ir, no te arrepentirás?”
La voz inquisitiva de Xiaya acaba de sonar y la Launch rubia subconscientemente sintió que algo andaba mal. Sin esperar siquiera a que ella respondiera, sintió que la soltaba de sus manos.
“Waaaah...” Gritando en alarma, la Launch rubia cayó en una parábola perfecta, la escena de montañas y bosques pasó continuamente por sus ojos, un sentimiento aterrador brotó en su corazón, y su tez se volvió mortalmente pálida.
“¿Cómo fue? ¡Yo te advertí que te arrepentirías!” La voz de Xiaya sonó junto a su oído, y cuando estaba a punto de estrellarse contra un enorme árbol debajo, la Launch rubia sintió que su cuerpo estaba de nuevo en los brazos de alguien.
“¿Quién demonios eres? ¿Adónde me vas a llevar?” La voz de la Launch rubia era algo temblorosa, su tono no era tan arrogante como hace un momento.
“¿No quieres que te vuelva a soltar?”
“¿¡Quién sí querría!?”
Boo hoo, lloró la Launch Rubia, y sus manos se apretaron aún más. Si se cayera de un lugar tan alto, seguramente moriría horriblemente. La Launch rubia no pudo evitar refunfuñar. ¿Quién era esta persona? ¡Debía de ser un traficante de personas!
“¡Jajaja! ¡Agárrate fuerte!” Xiaya se rio. Al acercarse a la Torre de Karin, la trayectoria de vuelo se convirtió en un ascenso de noventa grados y voló hacia arriba, paralelo a la alta torre.
“¡Ah ah!”
Un trágico grito se escuchó, frente al frío viento, la Launch rubia se asustó muchísimo. Tratando con la Launch rubia de temperamento violento, sólo se podía usar un método aún más violento.
¡¡Huo!! Xiaya apareció rápidamente en la Torre Karin mientras llevaba a Launch en sus brazos. Karin miró sin palabras mientras se apoyaba en su bastón. Vio que la Launch rubia estaba en pánico y casi vomitó cuando se acostó en el suelo. Sus piernas se debilitaron y ella se desplomó en el suelo, y luego comenzó a llorar en voz alta.
“Xiaya, ¿qué estás haciendo? Asustaste tanto a esa niña que se puso a llorar.” Karin dijo anonadado.
Xiaya se rio y dijo, “Planeo que Launch se quede con usted aquí por un tiempo. ¿No le falta gente que pueda atender las Semillas del Ermitaño? La Launch de pelo azul es amable y de buenos modales, ella podría ciertamente atender correctamente las Semillas del Ermitaño. En cuanto a la Launch rubia, ¡puedes entrenarla para mí!”
“Creo que me estás haciendo hacer un trabajo gratis. ¡Olvídalo! De todos modos, aunque puedas aprender el método de cultivo de las Semillas del Ermitaño, sin el Agua de los Dioses, no serás capaz de cultivarlas.”
Karin dijo indiferentemente.
“¡Por supuesto, no permitiré que me ayudes gratis!” Xiaya sacó una caja de cápsulas Hoi-Poi y dijo: “Todas estas tienen la comida que te gusta. ¡Es tu remuneración!”
“¡Así que ya lo tenías planeado!” Karin se lamió la palma de la mano y rápidamente recibió las cápsulas Hoi-Poi en sus brazos. “Pero viendo que somos viejos amigos, puedo acceder a esta simple petición tuya.”
Era bastante aburrido vivir solo en la Torre de Karin. No importaría, aunque tuviera que entrenar a esta pequeña. Karin había prestado atención al paradero de Xiaya cuando fue al mundo humano y comprendía el carácter de esta niña.

Capítulo 119 - Gente que viene de lejos 

El tiempo vuela, en otro lugar dentro del profundo y tranquilo universo, la parte occidental de la zona este, y a años luz desconocidos del planeta Hongshan.
El misterioso vacío era tranquilo y sofocante. Excepto por las estrellas de los alrededores que seguían ardiendo en el lejano horizonte, sólo había algunos planetas errantes que se habían desviado de sus órbitas originales, vagando ciegamente por el vacío ya que no sabían cuándo serían destruidos.
Esta es una región caótica. En este momento, en alguna galaxia ordinaria que emitía un brillo rojo oscuro, una guerra masiva estaba en pleno apogeo en un planeta naranja.
Era una guerra de la civilización del planeta contra los invasores extraterrestres. Por un lado, los dos bandos en guerra eran los aborígenes originales del planeta. Antes pertenecían a diferentes fuerzas, pero cuando el planeta se enfrentó a la invasión de enemigos extranjeros, se unieron para resistir conjuntamente la invasión de los extraterrestres.
En este momento, la situación en el campo de batalla estaba en un punto muerto. Los guerreros de ambos bandos se enfrentaban entre sí. La civilización aborigen con armadura roja y los Piratas Espaciales con armadura de púas de color gris oscuro se dividieron en dos campos diferentes, uno rojo y otro gris. A medida que la guerra continuaba, rojo y gris, ambos bandos se entremezclaban entre sí, como dos poderosas corrientes que convergen, el ímpetu era majestuoso, y las corrientes en aumento ya no podían separarse entre sí.
La civilización aborigen estaba claramente perdiendo. Los Piratas Espaciales disparaban incesantemente los cañones de energía en sus manos, y columnas de energía cristalina salían disparadas sin parar de los generadores de energía en los brazos.
Por un momento, arena voló, y piedras fueron lanzadas por el aire. Las olas de calor presionaron a la gente. Los estruendosos sonidos de las explosiones eran interminables. Columnas de energía despiadadas impregnaban el campo de batalla. Innumerables castillos de guerra de 4 a 5 metros de altura se sacudieron violentamente y se derrumbaron con una fuerte explosión.
La guerra es un rodillo de piedra gigante que devora la vida. Despiadadamente devora criaturas vivas. Con la brutal crueldad de una bestia salvaje, todo lo que se encuentre frente a ella será destruido. La guerra continuó. Un gran número de personas se mueven y pisan los cuerpos de sus compañeros y enemigos. Las tropas de ambos bandos continuaron luchando desesperadamente.
Los sonidos de los bombardeos y los lamentos de dolor continuaron extendiéndose. Incluso a 10.000 metros de altitud, se podían oír gritos de lucha contra la muerte.
Ambos bandos en guerra no se dieron cuenta de que cuando estaban luchando ferozmente, había más de una docena de figuras observando de cerca su lucha desde una gran altitud.
Esta gente vestía de rojo oscuro con armadura de batalla de flecos negros y tenía una cola detrás de ellos. La completamente nueva armadura de batalla fue hecha con la última tecnología. Tenía muy buena flexibilidad, y el flequillo negro y el brillo rojo oscuro los hacían parecer magníficos y nobles.
En ese momento, una figura grande y tosca se tocó el mentón, y dijo mientras se reía malvadamente: “Isaac, el grupo de gente de abajo está muy débil, no tengo ganas de actuar!”
“Bien entonces, si no quieres hacer nada, estaremos encantados de hacer algo por ti.” Un individuo de aspecto capaz del lado respondió en broma.
“No, no lo hagas. Sólo estoy bromeando. Finalmente he conseguido una misión de gran dificultad. Si no soy capaz de actuar, mis huesos se oxidarán.” El tipo grande y grosero agitaba repetidamente sus manos y decía burlonamente.
Los pocos de ellos finalmente recibieron una misión con gran dificultad para luchar fuera. ¿Cómo podía dar la oportunidad a los demás?
“Pero en serio, nuestro poder de batalla en los últimos dos años ha aumentado muy rápido. Yo solía ser sólo un guerrero de bajo nivel antes. Ahora, mi Poder de Batalla es de más de 5.000. ¡Oye, ahora esos Guerreros de Alto Nivel del Planeta Vegeta no se atreverían a mirarme por encima del hombro!”
Un Saiyajin dijo con emoción.
“¿Cómo se puede comparar la era del Planeta Vegeta con la de nuestro Planeta Hongshan? ¿Sabías que los guerreros de alto nivel con más de 10.000 de poder de batalla en el planeta Hongshan ya están llegando rápidamente a 200? Oh... no, ¡deberían llamarse Guerreros de Elite ahora!”
“Sí, aunque sólo tenemos un pequeño número de Saiyajins en el planeta Hongshan, todos ellos son excelentes guerreros. El poder de combate de alto nivel ya ha superado con creces la época del Planeta Vegeta.”
“He oído que el Sr. Adri y el Sr. Brook ya han llegado a 50.000 de poder de batalla. Tal vez el planeta Hongshan pronto tenga un nuevo Súper Guerrero. ¡Ja! ¡Pensando cuidadosamente, la fuerza de nosotros los Saiyajin ya se ha hecho muy fuerte!”
La armadura de batalla del guerrero ordinario del planeta Hongshan es negro rojizo, y sólo un puñado de líderes como Xiaya y otros pocos tenían una armadura de batalla blanca plateada, siendo la armadura de batalla blanca plateada el símbolo de un súper guerrero.
“¡Digamos que cuando el número de Saiyajins en el Planeta Hongshan aumente en el futuro, deberíamos llamar al Señor Xiaya, Rey Hongshan!” El grande y grosero Saiyajin dijo en broma.
“Rey Hongshan es un nombre vulgar. ¡Creo que debería llamarse Rey Xiaya!” Un Saiyajin refutó inmediatamente.
“¿Pero no se llamaba nuestro antiguo líder del Planeta Vegeta el Rey Vegeta? Así que, ahora en el Planeta Hongshan, ¡naturalmente debería llamarse Rey Hongshan!”
“Jeje, ¿cómo se puede comparar al rey Vegeta en igualdad de condiciones con el señor Xiaya?”
En ese momento, un Saiyajin mayor no podía seguir mirando y dijo: “De hecho, el rey Vegeta era muy dedicado a los Saiyajins, pero en ese momento, la fuerza de los Saiyajin era demasiado débil.”
“Y fue destruido por Freezer.”
Cuando esto se mencionó, todos los Saiyajins se callaron. Afortunadamente, pudieron transferirse al planeta Hongshan. Gracias a la ayuda del Señor Xiaya. Cuando la fuerza de los Saiyajin sea suficiente para luchar contra las Fuerzas de Freezer, seguramente lanzarían un contraataque.
“Muy bien, ¿qué hacen pensando tanto? Primero, terminemos la misión que tenemos entre manos, la misión actual es muy solicitada. Ya que la recibimos, debemos completarla adecuadamente. De lo contrario, no tendremos una oportunidad la próxima vez.”
Uno de los Saiyajin habló de la situación actual, para asegurar que la próxima vez pudieran recibir misiones, ¡no se atreverían a ser ni un poco descuidados!
“Abajo, la gente de Daulber está siendo atacada por Piratas Espaciales. Nuestra misión es ayudarles a derrotar a sus enemigos. ¡Sería mejor si pudiéramos acabar con los piratas espaciales cuanto antes!”
“Y también se enfatiza especialmente en la misión de minimizar los daños en la medida de lo posible y disminuir las muertes de personas en el planeta. Ya que parece estar relacionado con los méritos y la virtud. De todos modos, eso es todo. Todo el mundo debería prestar atención...”
Después de todo, los Saiyajin eran una raza guerrera y cuando entraban en acción, inevitablemente se producían demasiadas bajas. Por lo tanto, Xiaya no les impuso la misión de no destruir a gran escala, estaría bien siempre y cuando no se excedieran.
Las varias docenas de Saiyajins se prepararon para la lucha, pero los piratas espaciales de abajo no podían considerarse tan fuertes, así que la lucha no iba a ser divertida. De todos modos, incluso los mosquitos tenían carne, por poca que sea, por lo que se mostraron reacios a renunciar a esta oportunidad de luchar.
Al mismo tiempo, al otro lado de la Zona Este, una lujosa nave espacial había partido del centro de la Vía Láctea, volando hacia la Zona Este. Su objetivo era el planeta Hongshan.
“¡Jefe Dudunjiya, ahora estamos a sólo nueve días de distancia de los Saiyajins del Planeta Hongshan!” Dentro de la cabina del piloto, un Alienígena de pelo verde miraba la pantalla de control e informó.
“Jaja, finalmente vamos a llegar. Hemos volado durante más de medio año, sólo para ver a los que aún quedan de esos bárbaros Saiyajins.”
El líder del escuadrón de defensa de cinco hombres, Dudunjiya habló con voz fuerte.
Con el fin de darle una lección a ese Saiyajin que había entrado en el cuartel general de la Patrulla Galáctica, Dudunjiya voló muy lejos del centro de la Vía Láctea. ¿Todavía se podía encontrar a alguien como él que quisiera defender tanto la dignidad de la Patrulla Galáctica? Dudunjiya pensó con suficiencia.
“Jefe, he oído que aunque los Saiyajins de la zona norte eran notorios, y su fuerza era todavía bastante buena,” dijo Weiss, uno de los miembros de las cinco personas.
“Weiss, lo que dijiste es cosa del pasado. ¿Qué quedaría de esos Saiyajins después de la destrucción de su planeta? Con el poder de batalla de nosotros cinco, incluso con los Saiyajins en su momento más floreciente, habríamos podido escapar ilesos. Sin mencionar, ahora...”
Otro miembro, Jack, se burló.
Los miembros del Cuerpo de Guardianes de Dudunjiya tenían más de 10.000 de poder de batalla, así que naturalmente, estaban llenos de confianza.
“Jajaja, Jack tiene razón. Estos insectos Saiyajins no son para nada aterradores. ¡Podemos suprimirlos con sólo un giro de nuestra mano! Sin embargo, es desafortunado que ahora trabajen con la Patrulla Galáctica, así que tenemos que ser un poco más educados.” Dudunjiya estalló en una fuerte risa.
……
Después de nueve días.
Una tranquila vista azulada apareció ante ellos. Un planeta rojinegro y un planeta azul helado giraban uno alrededor del otro, moviéndose silenciosamente en una órbita estrecha, como dos perlas deslumbrantes que emitían una luz brillante...

Capítulo 120 - ¿Alguien está invadiendo el planeta Hongshan? 

Desde que los Saiyajins comenzaron a llevar a cabo misiones fuera del planeta Hongshan, su presencia comenzó a aparecer en los campos estelares cercanos. Durante un tiempo, esto causó pánico entre las razas pequeñas y débiles vecinas ya que habían oído la vil reputación de los Saiyajin y temían que los invadieran.
Durante un tiempo, esperaron temblando de miedo, pero la esperada invasión no se produjo. Se dieron cuenta de que los Saiyajins del planeta Hongshan eran diferentes a los rumores, por lo que se sintieron aliviados. Y algunas razas atrevidas incluso intentaron ponerse en contacto con ellos.
Se estableció una relación laboral similar a la situación de protección.
En este sentido, el planeta Hongshan también aceptó generosamente y su esfera de influencia comenzó a expandirse. Después de todo, el número de Saiyajins en este momento en el planeta Hongshan era pequeño. Por lo tanto, no había muchas razas que cooperaran con ellos. Sólo que, a partir de entonces, la reputación de los Saiyajins en varios campos estelares cercanos de la zona este del planeta Hongshan comenzó a extenderse.
……
Una interminable cadena de montañas atravesaba el cielo, y los picos nevados conectaban con las nubes y la niebla, el paisaje era profundo y sereno. De repente, un ensordecedor sonido de explosión se extendió por el cielo antes de que una sombra descendiera. Una nave espacial bajó lentamente después de pasar por las nubes.
Un sonido retumbante de repente rompió la tranquilidad. “Gu gu gu”, en el exuberante bosque de la cordillera una masiva bandada de pájaros se sobresaltó.
Una lujosa nave espacial de oro oscuro, parecida a una bestia que emergía de tiempos primitivos, presionó directamente sobre la cordillera. Con un feroz temblor, el suelo se hundió repentinamente como un suave barro, y los árboles se doblaron y se rompieron. Después de que la nave espacial se detuvo y se estabilizó, cinco fuertes y musculosas figuras emergieron de la puerta de la cabina.
“Tose, tose, el aire de este planeta Hongshan es bastante bueno. Es difícil entender cómo esos Saiyajins no han destruido aún el medio ambiente de este planeta.” El Capitán Dudunjiya respiró una bocanada del aire del planeta Hongshan y suspiró con emoción.
A sus ojos, los Saiyajin eran una raza burda e incivilizada. A diferencia de los planetas a los que habían ido de expedición antes, todos ellos terminaban llenos de devastación después de la guerra y el medio ambiente se degradaba mucho. Pero, este planeta Hongshan había conservado su prístino paisaje, lo que lo dejaba un tanto conmocionado.
“Jajaja, después de todo, los Saiyajin tienen que depender de este planeta para sobrevivir, ¡así que pueden estar sujetos a algunas restricciones!” El compañero de equipo Jack respondió.
Dudunjiya asintió y volvió a mirar el paisaje circundante. Vaya, no era un mal planeta. Es una lástima que esté ocupado por Saiyajins.
En ese momento, un extraterrestre de pelo verde, Seijin, que estaba a cargo del equipo de reconocimiento, operó el detector en sus manos y cuando se recibieron los datos detectados, dijo:
“El planeta Hongshan, con un diámetro de 6768 kilómetros, tiene 12 veces la gravedad estándar, y el área del océano representa aproximadamente el 67%. Y la parte del 33% restante tiene glaciares polares, mientras que la zona apta para vivir es del 21%.”
Este era un parámetro muy estándar para la multiplicación de la diversidad de especies, y la mayoría de los planetas que tenían seres vivos y una abundante cadena alimenticia fluctuaba sobre este parámetro.
“¿12 veces la gravedad?”
Dudunjiya se sorprendió y sintió la gravedad del planeta Hongshan a través de sus sentidos. Era realmente 12 veces la gravedad estándar, pero no significaba nada. Ya que los extraterrestres, como ellos, que tenía más de 10.000 de poder de batalla, normalmente vivían en planetas con una gravedad comparativamente mucho más alta. La gravedad del planeta Hongshan no les sorprendió en absoluto.
“Oye, Seijin, rápidamente comprueba la situación de los Saiyajins. Me pican las manos.” A un lado, Jack se rio y habló.
“Sí, investiga la situación de los Saiyajin. Aunque ahora están en una relación de cooperación con la Patrulla Galáctica, debemos hacerles saber de nuestra fuerza y no dejar que sean demasiado arrogantes.” Otro miembro llamado Afude gritó. Era el más adicto a la guerra entre el escuadrón de defensa de Dudunjiya.
Seijin asintió y ajustó el detector de tipo reloj de pulsera. Con sonidos electrónicos de “bip, bip”, una serie de datos de los Saiyajin aparecieron en la pantalla.
Los números estaban un poco desordenados, continuamente saltando y luciendo deslumbrantes, parecían ser un galimatías.
Entre ellos, docenas de números eran aún más extraños, ocasionalmente subiendo y ocasionalmente bajando. De repente, varios de esos números comenzaron a dispararse, excediendo el rango del detector. Al retumbar, el detector emitió humo negro debido a que sus operaciones iban más allá de su alcance y se quemó.
“¿Qué pasó? ¿Cómo se quemó el detector?” Dudunjiya gritó con fuerza.
Este detector era un producto nuevo que habían recibido de la Organización de la Patrulla Galáctica. ¡Su tecnología era extremadamente avanzada, y el límite superior podía medir el poder de batalla alrededor de 50.000! Pero, entonces, ¿cómo se quemó un detector tan avanzado?
“No está claro, puede ser un mal funcionamiento del dispositivo.” Desconcertado, Seijin sacudió la cabeza.
“¡Tch, las cosas de alta tecnología son realmente poco fiables!”
Obviamente no pensaron en la posibilidad de que el objetivo computarizado estuviera por encima del rango de detección, quemando así el detector, ya que los Saiyajin ni siquiera pudieron haber llegado más allá ni en su época más floreciente. ¿Cómo podían estos remanentes actuales lograrlo?
Asociando la serie de números extraños de galimatías que aparecieron antes en la pantalla, concluyeron que el dispositivo había funcionado mal.
Pero nunca pensarían que cada dato que apareció en la pantalla hacía un momento era real, y que los datos que cambiaban continuamente se debían al resultado de esos Saiyajins tratando de controlar su Ki.
“Jefe, ¿qué hacemos ahora? ¡Sin un detector no tenemos ningún método para encontrar la posición de los Saiyajin!” Weiss, que siempre había sido prudente, miró hacia Dudunjiya.
Esto es realmente difícil de manejar. Si lo hubiera sabido antes, habría traído varios detectores más. Dudunjiya hizo un gesto con la mano y dijo: “Ahora, sólo podemos llevar a cabo la investigación lentamente. Afortunadamente, este planeta Hongshan no es grande. Debería ser posible encontrar los rastros de los Saiyajins si pasamos algún tiempo.”
“¡Bufa, un mal comienzo!”
“¿Qué tal esto? Todos busquemos en diferentes direcciones. Una vez que encontremos los rastros de los Saiyajin, usamos inmediatamente el comunicador para informar a todos.” Dudunjiya escupió, sólo podían usar el método más estúpido ahora.
“¡Si!”
Todo el mundo gritó en respuesta. Incluso si actuaban solos, no tenían ningún miedo, ya que cada uno de ellos tenía más de 10.000 de poder de batalla y eran guerreros excepcionales en el universo.
Por lo tanto, a las cinco personas se les asignó su propia tarea y buscaron los rastros de los Saiyajins en diferentes direcciones.
Al mismo tiempo, cuando la nave espacial de Dudunjiya entró en la atmósfera del planeta Hongshan, la gente de Feidaya en el sistema de monitoreo del centro de observación del Cuerpo de Guardianes ya había descubierto su presencia.
Cuando se detectó que las cinco fuentes de energía desconocidas que entraron en el Planeta Hongshan estaban por encima de los 10.000 de poder, la alarma del centro de observación del Cuerpo de Guardianes emitió de repente un zumbido urgente.
Los miembros del Cuerpo de Guardianes del Planeta Hongshan, que todavía estaban en varias partes de la ciudad haciendo entrenamiento de rutina, se quedaron atónitos cuando recibieron la señal de alarma de advertencia. ¿Alguien había invadido el Planeta Hongshan? Sus expresiones faciales se volvieron un poco extrañas. Normalmente, si los Saiyajins no invadían a otros, estos deberían estar agradecidos, pero ¿inesperadamente se atrevían a invadir el Planeta Hongshan?
Inmediatamente sus rostros se volvieron extáticos.
Alguien invadió el Planeta Hongshan. ¿No era hora de mostrar la capacidad del Cuerpo de Guardianes?
Entonces, estos Saiyajins que se habían quedado en el Planeta Hongshan y no salieron a misiones, se sentían emocionados cuando empezaron a estirar sus apretados huesos y músculos y se precipitaron enérgicamente hacia el centro de observación del Cuerpo de Guardianes.
Anterior | Índice | Siguiente

No hay comentarios.:

Publicar un comentario