jueves, 12 de diciembre de 2019

Mixed Bathing Vol. 6 Primer Baño - Bienvenidos al Hotel de Aguas Termales de las Diosas


Mixed Bathing in Another Dimension
Volumen 6 Primer Baño - Bienvenidos al Hotel de Aguas Termales de las Diosas

Seguimos las indicaciones del Perro Demonio y navegamos hacia la colina, eventualmente vimos la entrada de una cueva. Se podía acceder a ella desde el mar y era lo suficientemente grande para que un barco grande entrara de sobra. Dentro, vimos unos cuantos muelles. El interior de la colina realmente era un puerto.
Aparentemente, esta entrada podía ser sellada con magia cuando el agua se pusiera turbulenta. Usaban magia clerical de tierra para alzar el piso marino y que actuara como una tapa. Era similar a como yo fui capaz de bloquear los ataques del dragón en Hefesto.
En cualquier caso, no había duda de que la cueva era grande por dentro. Había estructuras en el agua. ¿Tal vez ese era el puerto? Cuando llegamos a la orilla, todos en el área dejaron de hacer lo que estaban haciendo y miraron al Big Nautilo. No todos los días veían una nave con la forma de un caparazón de nautilo, así que no podía culparlos.

La multitud estaba formada de una variedad de razas. Los más numerosos eran los elfos oscuros, quienes tenían una piel azul marino. Eran todos bastante pequeños comparados con el Gigante Oscuro contra el que luchamos en la capital del agua. Supongo que ellos lo llamarían “gigante” en comparación al resto de los elfos.
Los que estaban en segundo lugar de los más comunes eran los semihumanos delfines llamados hombres pez o los semihumanos perro, como el Perro Demonio, llamados licaones. No lo podría decir a simple vista. Los licaones eran también bastante pequeños en estatura comparados al Perro Demonio. Se veían casi idénticos a un perro cualquiera, así que eran más pequeños que Roni. Eran básicamente perros de tamaño mediano parados en dos patas.
Aparte de ellos, había hombres lagarto como Rulitora, pero más delgados y con piel verde. Haruno me dijo que eran llamados “hombres lagarto de pantano.” Ella se había cruzado con ellos en Ateneápolis. Rulitora me dijo que a estos les gustaba el agua, a diferencia de los hombres lagarto de arena, y podían nadar bien. Como uno podría suponer de sus delgadas constituciones, no eran tan fuertes como los hombres lagarto de arena, pero a cambio, eran mucho más hábiles. Podrías decir que los hombres lagarto de arena eran excelsos en fuerza, mientras que los hombres lagarto del pantano lo eran en técnica. El Perro Demonio también explicó que eran a menudo empleados como miembros de grupo en Ares, ya que podían nadar hasta la superficie por su cuenta si es que la nave llegaba a su capacidad máxima de población.
Por último, la raza más rara que pude ver fueron los humanos. La mayoría de ellos parecían ser mercaderes. El tipo de mercader que podría visitar Ares sin prejuicios hacia los semihumanos, así que muchos de ellos empleaban ravers semihumanos, ya que eran relativamente más baratos. Eso probablemente volvía la tasa de humanos en este puerto incluso menor. Como tal, había una variedad de otras razas en la multitud, pero la mayoría de ellas parecían los ravers mercaderes.
Hefesto solo tenía Ketolts, así que esta era la primera vez que veía tantas razas diferentes en un solo lugar. ¿Esta era una de esas así llamadas ciudad multinacional? Aunque ‘multinacional’ se sentía como la palabra equivocada; yo mejor diría ciudad multirracial.
En cualquier caso, ahora que estábamos finalmente en tierra otra vez, quería tomar la oportunidad de que se le hiciera mantenimiento al Big Nautilo. Quiero decir, toda una muralla había colapsado en su espalda en la capital del agua y todo eso. Pedimos prestado un muelle y anclamos aquí la nave. Este puerto era usado para naves construidas de tamaño mediano, así que nuestro Big Nautilo se veía como en miniatura en comparación.
Después, necesitábamos buscar una posada. Esto tanto para los ketolts que estarían haciendo el mantenimiento a la nave, y para que los glaupis y los otros refugiados tuvieran un lugar donde descansar. Aparentemente, tomaría un día caminar hasta el centro de la ciudad, donde estaba el palacio real.
Este puerto tenía las suficientes posadas para acomodar a las visitas de las grandes naves mercantes, así que no tuvimos problemas encontrando una para nosotros. Tenían sus días ocupados, pero en otros no tenían mucho que hacer, así que fuimos capaces de rentar todo un edificio. Me pregunté cuál era el lugar más cómodo para que se quedaran — una posada con habitaciones privadas y camas, o el Baño Ilimitado con sus bañeras y teniendo que dormir a fuera. En cualquier caso, eso se comió una gran porción de nuestros fondos. Haruno se disculpó bastante, pero ella no tenía que preocuparse, ya que este era todo del dinero que ganamos de saquear el castillo del rey demonio.
Me empecé a preguntar cómo el templo del viento se estaba sosteniendo ahora mismo. Tomaría un tiempo de investigar. Podía ver un montón de trabajo por delante de nosotros, así que era mejor que comenzáramos a pensar en un plan. Sin embargo, el problema ahora era que no podíamos encontrar una posada lo suficientemente grande para acomodar a los cíclopes. Aparentemente, el centro de la ciudad tenía posadas más grandes, así que parecía que tendríamos que llevarlos con nosotros hasta que llegáramos ahí. A mí no me importaba viajar a un ritmo más lento si era por su bien, pero no podíamos llevarlos con nosotros para siempre, así que de verdad necesitábamos pensar un plan para ellos.
Les di a los ketolts y a los glaupis suficiente dinero para la posada y los gastos generales. El resto de nosotros, incluyendo a los cíclopes, iríamos hasta el centro de la ciudad. El grupo de cíclopes incluía a tres mujeres adultas, dos muchachas adolescentes incluyendo a Prae, y siete niños — cuatro chicos y tres chicas. Eran tan pocos porque cuando Júpiter atacó, todos se habían quedado juntos para contraatacar. Yo solo podía orar para que el resto de ellos haya escapado a salvo.
El camino del puerto al centro de la ciudad era aparentemente un pasillo de cueva. Aún seguía siendo de mañana, considerando cuanto tiempo podría tomar alcanzar el otro extremo de la caverna, podríamos también tomar un descanso aquí y almorzar antes de seguir.
“¿Cuán largo es el camino de la cueva?”
“Oh, no es todo cueva. Hay un pueblo templo por el camino.”
“¿’Pueblo templo’? ¿Qué es eso?” Clena y los otros inclinaron sus cabezas ante el término desconocido.
“Asumiendo que el término se usa igual que en nuestro mundo, es un pueblo que fue construido alrededor de un templo, altar, u otra construcción religiosa,” Haruno respondió.
“Así que, en este caso... ¿ese sería el templo de la tierra?”
“Sí, está localizado entre el puerto y el centro de la ciudad.”
El templo de la tierra fue construido ahí originalmente, entonces el pueblo lentamente fue desarrollado sobre cientos de años. Aparentemente, aún se sigue expandiendo hasta este día.
Me pregunté cómo se las habían arreglado para construir un pueblo tan grande de la nada, pero los hechizos de clérigo de tierra probablemente tenían algo que ver con ello. Ahora que pensaba sobre eso, la invocación de espíritus de tierra era originalmente usada en la ingeniería civil. Yo solo estaba usándola para hechizos de ataque al meter una enorme cantidad de MP en ellos.
“Si nos vamos ahora, creo que podremos llegar a la hora del almuerzo.”
“¿Incluso con los niños?”
Esas palabras hicieron que Yukina y Rium me hicieran un pucherito, pero yo me refería a los niños cíclopes, no a ellas. ¿Y Rakti? Ella era más del tipo que se emocionaba por ser tratada como niña.
En cualquier caso, me dijeron que estaría bien, así que nos pusimos en marcha. Normalmente me equiparía un cuchillo corto alrededor de mi cintura y me vestiría para verme como el joven amo de alguna familia mercader, pero esta vez me puse la Devoradora de Magia por el bien de la seguridad. Caminar alrededor con esto por un largo tiempo me agotaría, pero esta era una precaución. Había una ínfima probabilidad de que otro general demonio pudiera intentar recuperar al Perro Demonio, después de todo. Mi apariencia por supuesto resalta, pero ese ya era el caso con el Perro Demonio en nuestro grupo. Él era famoso en este país.
Después de escuchar que visitaríamos un templo, Yukina se puso su uniforme de marinero. Los niños que asistían a la escuela normalmente se vestirían con sus uniformes para eventos formales como bodas, así que supongo que esta era una ocasión similar para ella. Pero entonces por alguna razón, Rium y Rakti vinieron con sus uniformes de marinero también. Miré a Clena y a Roni expectante, pero ellas echaron por tierra mis esperanzas con un firme ‘la seguridad es primero.’ Haruno se veía un poco embelesada, así que le expliqué lo que le había pasado a Yukina antes de la secundaria y ella empatizó de inmediato.

De todos modos, ahora estábamos listos para partir. Haruno y yo fuimos seguidos inmediatamente por Clena, Roni y el Perro Demonio en el frente. Vigilando nuestra retaguardia estaban Rulitora, Sandra, Rin y Lumis. Nos aseguraríamos de que nadie se desviara de nuestro grupo. Oh, Daisy vino y se sentó en mi hombro, así que era un miembro más en primera línea.
Llegamos a la puerta antes del pasadizo y nos dimos cuenta de que era más que suficiente para que los cíclopes pudieran caminar. Por esta vía se transportaban mercancías de todos los tamaños entre el puerto y el centro de la ciudad, por lo que necesitaban espacio.
Por supuesto que no tenían farolas, así que estaba oscuro por dentro. Tenías que tomar prestada una antorcha en la puerta. El paso también se ensanchaba a intervalos establecidos como paradas de descanso. Supongo que funcionaban como ichirizuka, marcadores de distancia japoneses históricos, también. Aunque creo que fueron construidos después de la era del rey demonio. Con todos estos muebles en su lugar, me gustaría que también proporcionaran un autobús — eem, un carruaje tirado por caballos, pero los cíclopes no podrían ir en él, así que terminaríamos caminando de cualquier forma.
En ese sentido, los carruajes de este reino no eran tirados por caballos, sino más bien por gembólicos. Sí, esos mismos gembólicos con los que luché en el vacío. Les cortaban los cuernos, por supuesto. Aparentemente, esos monstruos eran criados como ganado aquí. Hay tantas costumbres como países, supongo. Tal vez esto sólo fue posible porque el ejército del rey demonio tenía su base aquí.
Tomamos prestadas dos antorchas para el frente y la parte trasera de nuestro grupo y entramos al pasillo. Las paredes de roca en el interior no eran irregulares como yo esperaba, sino que estaban pulidas con suavidad. La forma semicircular me recordaba a los túneles de mi mundo. Incluso había canaletas en cada lado.
Esto estaba muy bien mantenido. Esperaba que fuera similar a las ruinas de Hadesópolis, pero me equivoqué. Tampoco era como los centros comerciales subterráneos que conocía. Un mundo misterioso se extendió ante mis ojos. Lo describiría como un “mundo de fantasía futurista”. El Reino de Ares parecía más avanzado que cualquier otro lugar que hayamos visitado hasta ahora.
Pasamos de la primera parada y nos tomamos un descanso en la segunda. A los niños todavía les quedaba mucha energía, pero me di cuenta de que las madres estaban empezando a cansarse.
“Me-Me disculpo...”
“No se preocupe. No tenemos prisa ni nada.”
Ella parecía muy arrepentida, pero yo no quería que se sintieran culpables. Vivíamos bajo el mismo techo desde que estuvimos en la capital del agua. Aunque no estaba seguro de que un barco contara como techo. De todos modos, éramos camaradas, y yo iba a cuidar de ellos. Realmente no quería que se contuvieran. Tampoco era el tipo de persona que podía ignorar a los niños cuando necesitaban ser cuidados.
Aún no sabía cuál era nuestro plan para ellos, pero eso era algo que íbamos a resolver juntos. Nuestro tema de conversación durante nuestro descanso fue exactamente eso.
“¿Cuáles creen que son nuestras opciones?” Era una pregunta muy vaga, pero no se me ocurrió una forma mejor de enfocar el tema. Pensé que ya me había acostumbrado a este mundo, pero en realidad, sólo había estado saltando de viaje en viaje. No tenía ni idea de lo que significaba establecerse en un solo lugar.
“Quiero llevar a todos al templo del viento, pero... no estoy tan seguro.”
“¿Por qué no? ¿Porque llevaría demasiado tiempo?”
“No, porque entonces su ubicación se filtraría a Júpiter...” Dijo Haruno, su voz se calló.
Ya veo; incluso si pudiéramos llevarlos de vuelta, corrían el riesgo de ser atacados de nuevo. Yo no había considerado ningún desafío potencial aparte del largo viaje.
“¿Deberíamos hacer de esto nuestra base principal? Podemos encontrar un lugar donde todos puedan vivir.”
“Touya.... Oh, claro, tú tienes la ciudadanía.”
“... ¿A sí?”
“De lo contrario, no podrías emplear a un raver.”
No lo había pensado antes, pero aparentemente tanto Haruno como yo teníamos la ciudadanía con Júpiter. Estaba marcado en nuestras tarjetas de estado. Aparentemente fue concedida después de que nos reconocieran como héroes.
“Entonces tal vez esa sea una opción en la que deberíamos pensar seriamente.”
Si realmente era demasiado peligroso volver al templo del viento, como dijo Haruno, entonces hacer de este reino multirracial de Ares nuestro nuevo hogar era una opción perfectamente válida. El objetivo final era devolverlos al templo, pero necesitaban un lugar para vivir en paz hasta entonces. Por supuesto, uno de los problemas era el tamaño de nuestro grupo. Le pedí al Perro Demonio su opinión, pero me dijo que eso era algo que nosotros tendríamos que discutir con un burócrata. Aunque el ejército del rey demonio tenía su base aquí, no gobernaban el reino. Los gobernantes eran la familia real de Ares.
“Pero están en buenos términos con el ejército del rey demonio,” se rió el Perro Demonio.
En ese caso, necesitamos aprender más sobre este reino. Quería saber más sobre su relación con el ejército del rey demonio. Deberíamos apurar un poco las cosas. Terminamos nuestra pausa y continuamos por el pasillo hasta que finalmente vimos la luz al final del túnel.
“El pueblo templo está un poco más adelante.”
“Se ve bastante brillante. ¿Finalmente vamos a estar afuera?”
“No, pero hay un tragaluz. Una vez que lleguemos allí, estará muy bien iluminado.”
Nuestro grupo procedió con buen humor. Finalmente salimos del pasillo, y ante nuestros ojos había — ¿nada?
“¿Esto es un pueblo...? Supongo que sí.”
Me había imaginado filas de edificios dentro de una cueva como la ciudad portuaria, pero ese no era el caso aquí. El pasillo tenía el doble de ancho, y lo que parecían fachadas de tiendas estaban alineadas a ambos lados. Parecía un centro comercial subterráneo de piedra. La zona estaba llena de actividad. Vi distintas variedades de semihumanos al igual que en la ciudad portuaria. Los transeúntes nos miraban fijamente, tal vez porque los cíclopes eran una vista rara.
“¿Dónde está el templo de la tierra?”
“¿Ves esa gran puerta adelante? Esa es la entrada.” El Perro Demonio señaló una puerta tan ancha como todo el camino. Quizás el pasaje en este pueblo templo había sido construido para igualar el ancho de esa puerta.
La única forma de llegar al centro de la ciudad era pasando por el templo. Esta era una medida defensiva, en caso de que alguien intentara invadir el puerto. Sin embargo, al parecer, una invasión aún no había llegado tan lejos.
Si pidiera una ceremonia de bendición aquí, entonces finalmente tendría todas las bendiciones de cada una de las hermanas diosas. El Baño Ilimitado crecería aún más y se le otorgaría un sexto don también.
“Oh, ¿venden canastas de frutas para donaciones cerca de la puerta?”
“Esa tienda de allí las vende. ¿Realmente te preocupas por esas formalidades?”
Las primeras impresiones eran importantes. Según el tendero, era más común donar una gema conocida como ‘ópalo arcoíris’ que cestas de fruta aquí en Ares. Los ópalos arcoíris eran piedras preciosas extraídas en Ares. Las gemas de mayor pureza brillaban con todos los colores de un arco iris, de ahí su nombre.
‘Iridiscencia’ es el término para el efecto.
Según Haruno, las piedras preciosas de nuestro mundo tenían propiedades similares.
Las gemas en sí mismas eran lo suficientemente comunes como para ser encontradas dentro de las paredes de las casas de Ares, pero no valían prácticamente nada si no emitían ese resplandor arcoíris. Ya veo, así que la calidad del ópalo arcoíris que podías donar difería según tu clase social. El comerciante dijo que para un “joven amo como yo”, recomendaría una piedra bastante grande.
Por supuesto, la Diosa de la Tierra me había hecho muchos favores, después de todo. Sin embargo, no compraría el colgante de cadena de oro que el tendero recomendó junto con él. Si la Diosa de la Tierra llevara una cadena tan larga, entonces el ópalo arcoíris estaría bien enterrado dentro de su escote. Hmm, pero ¿tal vez esa podría ser una buena manera de simbolizar este pueblo debajo de una cueva?
... Debería detener mi proceso de pensamiento allí. Si continuaba con esta línea de pensamiento en mis sueños, ella leería mi mente y luego me regañaría ligeramente. Me alegraría, pero al mismo tiempo querría irme muy, muy lejos.
“¿Deberíamos darles accesorios como donación?”
“No es la mejor práctica, pero los seguidores de la Diosa de la Tierra no son tan quisquillosos,” explicó el Perro Demonio, meneando la cola. Dijo que de todas las religiones con las que había tenido que interactuar hasta ahora, las personas del templo de la tierra eran las más fáciles de tratar.
Rakti se puso un poco llorosa ante esa afirmación, pero creo que su impresión del templo de la oscuridad estaba más ligada a ese pez dorado, el Clérigo Enmascarado. De todos modos, cuando estés en Roma, haz lo que hacen los romanos. Escojamos un gran ópalo arcoíris para donar. Por supuesto, no sería un accesorio. No me gustaba la idea de donar uno de esos a un templo. Aunque si se lo regalara directamente a la diosa en mis sueños, esa sería otra historia.
“Touya, ¿qué te parece éste?” Haruno escogió un gran marco con ópalos arcoíris incrustados en la forma de cactus. Cada uno de ellos brillaba con luz arcoíris.
“¡Ese es tan bonito!” Clena y los demás exclamaron positivamente.
“Es bonito, pero... ¿por qué cactus? ¿Crecen por aquí?”
“Hay granjas de cactus en la superficie.”
Aparentemente eran un alimento básico en esta región. El vacío también tenía cactus – me preguntaba si eran originalmente importados de Ares. De todos modos, este marco era una buena elección. Lo compramos y nos dirigimos al templo.
Cuando saludamos a los caballeros del templo que estaban de guardia en la entrada, desconfiaron del tamaño de nuestro grupo y de la presencia de los cíclopes, pero sus actitudes dieron un vuelco de 180° cuando vieron al Perro Demonio y nos dieron la bienvenida.
“Sí que eres muy popular por aquí.”
“He vivido aquí durante mucho tiempo.”
Habían pasado 500 años desde que escapó de Hades. Supongo que cualquiera se haría muy amigo de los locales después de tanto tiempo.
De vuelta al presente, había dos caballeros del templo a ambos lados de la puerta, y todos ellos eran elfos oscuros. Al principio fui un poco cauteloso con ellos, ya que acabábamos de pelear en la capital del agua. Quizás sintiendo mi aprensión, me dijeron de una manera muy orgullosa: “Los elfos oscuros son comunes en este reino. Somos muy sociables, a diferencia de esos elfos de luz que se encierran en el bosque”. Tal vez tenían un poco de rivalidad como compañeros elfos.
Pasamos por las formalidades habituales y entramos en el templo. Lo que inmediatamente me llamó la atención fueron las paredes. A diferencia de las paredes lisas del pasadizo detrás de nosotros, el interior de este templo quedó como roca natural. Los caballeros del templo nos explicaron que una cueva natural era considerada “tierra bendita” y era tratada como más lujosa que las cavernas artificiales construidas con magia. El templo de la tierra era el único edificio originalmente, pero la ciudad que lo rodeaba se había expandido gradualmente hasta alcanzar la forma en la que estaba ahora.
Como se trataba de una cueva natural, había lugares demasiado pequeños para que Prae y los otros cíclopes los atravesaran, pero podíamos navegar evitando esas rutas.
“Esta era originalmente una mina de ópalo arcoíris. Eventualmente, las partes abandonadas de la mina se convirtieron en hogares para los residentes. Tal vez era más fácil que vivir en la superficie en ese momento.”
“Parece que se puede poner muy caliente.”
“De hecho, así es. Por favor, tenga cuidado cuando viaje a la superficie.”
Clena frunció el ceño cuando escuchó las palabras de Haruno. Probablemente estaba teniendo flashbacks de nuestro tiempo en el vacío. Su expresión me hizo recordar la vez que traté sus heridas de quemaduras, y luego me miró con franqueza, como si pudiera decir lo que yo estaba pensando.
Volvamos al tema.
El clérigo que nos guiaba era un licaón. Fue muy cordial con nosotros, quizás porque el Perro Demonio era de la misma raza, pero más probablemente porque el Perro Demonio tenía una posición de respeto en este reino. Tal vez no era el Perro Demonio sólo, sino todo el ejército del rey demonio el que era venerado aquí.
El clérigo nos llevó a la capilla, que también era una cueva natural. Las paredes brillaban tenuemente, lo que hacía que la habitación se sintiera cálida y acogedora. Sin embargo, en contraste con las paredes dentadas, el interior estaba cuidadosamente revestido con bancos lisos y pulidos. El desajuste se sentía un poco extraño, pero esto podría ser la norma en Ares.
Al final de la sala había una estatua de la Diosa de la Tierra. Era una hermosa escultura de color blanco puro. Esto se parecía mucho más a la diosa que los relieves que había visto en cada uno de los otros templos.
Primero, ofrecí una oración a la Diosa de la Tierra. Podía reunirme con ella en mis sueños, pero quería hacer las cosas como es debido aquí. Después de eso, pedí una ceremonia de bendición. También quería actualizar mi tarjeta de estado, pero esta fue emitida por el templo de la luz, así que desafortunadamente ese servicio no era ofrecido aquí.
Cuando le dije al clérigo que después de esta ceremonia, tendría las bendiciones de todas las diosas, se puso más que ansioso y comenzó los preparativos inmediatamente. El templo de Ceres aparentemente ya les había enviado un mensaje. El anciano del templo nos había hecho un favor y había hablado bien de nosotros. Gracias a ello, pudimos empezar con la ceremonia inmediatamente.
“Daisy, quédate aquí y vigila a todos, ¿de acuerdo?”
“¡Tch!” Daisy estaba tratando de escabullirse conmigo, posada en mi hombro, pero se la entregué a Yukina.
Esta capilla era muy grande, así que Prae y los demás no deberían tener problemas esperando aquí. Le pedí a Clena y los otros que reservaran nuestras habitaciones para la noche mientras se celebraba la ceremonia. Teníamos un gran grupo, pero todo lo que necesitábamos era un lugar para abrir la puerta al Baño Ilimitado. No tenía sentido ocultar su existencia cuando el Perro Demonio ya lo sabía. Considerando el estatus social del Perro Demonio aquí, pensé que sería mejor reservarle una habitación VIP en lugar de encerrarlo en nuestra sala de tatami como antes. También se lo dejé a Clena.
En cualquier caso, después de regresar de la ceremonia, sería el momento de hacer un recorrido por mi recién desarrollado Baño Ilimitado.
El clérigo me sacó de la capilla y me llevó por un sendero lateral en zigzag. La ceremonia se llevaría a cabo en un lugar que estuviera “más cerca de la diosa”. Me di cuenta de que el camino estaba descendiendo de forma muy gradual. El lugar “más cercano a la diosa” era probablemente el lugar más bajo de este templo.
Después de caminar un rato, llegamos a un estrecho callejón sin salida. Si no fuera por el elfo oscuro que llevaba una bata y sostenía un bastón, habría pensado que habíamos tomado un camino equivocado. Él era el anciano del templo – pequeño, pero de constitución robusta. Empecé a recordar la ceremonia en el templo del fuego después de verlo, pero probablemente no había nada que temer. Ni siquiera había suficiente espacio para bailar aquí.
No estaba seguro si el anciano del templo podía sentir mis preocupaciones cuando empezó a hablar.
“Por favor, siéntese aquí.”
Me había preguntado por qué llevaríamos a cabo la ceremonia en un espacio tan estrecho, pero después de recoger mis pensamientos, me di cuenta de que esta bolsa de profundo espacio subterráneo podría ser considerada la tierra más sagrada para ellos.
El clérigo que me había guiado se fue y yo seguí las instrucciones del anciano de sentarme de espaldas a la pared. Luego se paró ante mí, me roció lo que parecía ser ópalo arcoíris molido, levantó su bastón y comenzó a recitar una oración ritual.
Una luz arcoíris brilló detrás de mí. La luz formó un círculo mágico en la pared de roca. Este era el mismo círculo mágico que se dibujó en el suelo durante la ceremonia en Ceres.
Sería más eficiente que mi espalda tocara la pared aquí. Me senté derecho, presioné mi espalda contra la pared y cerré los ojos.
Entonces la ceremonia terminó sin problemas. Silenciosamente apreté mis manos en un puño.
“¿Pasa algo?”
“No, sólo se siente un poco diferente de lo usual...” Una sensación de realización brotó de mi cuerpo. Pero no podría decir por qué, exactamente. PS, MP, FUE.... Revisé todas las estadísticas que aparecen en mi tarjeta de estado, pero ninguna de ellas me pareció la causa. Algo más estaba recorriendo mi cuerpo. Lo único que podía decir con seguridad era que se sentía como algo bueno. Mi cuerpo no se sentía cansado, estaba en mejores condiciones que nunca.
Quería volver con todos rápidamente. El anciano del templo y yo volvimos a subir por la pendiente constante. Nos volvimos a reunir con el clérigo a mitad de camino, y los tres regresamos a la capilla.
“¡Bienvenido de vuelta!” Yukina saltó a mis brazos tan pronto como entré.
Rakti y Rium pronto la siguieron y me abordaron, pero yo las abracé a todas sin vacilar. Me había puesto en muy buena forma desde que llegué a este mundo – esto no era nada que no pudiera manejar.
“Oigan, conténganse cuando estén en público.” Clena me las quitó a las tres. Los clérigos sonrieron mientras nos observaban. El Perro Demonio también nos miró con una gran sonrisa. Dijo que era genial que Clena y yo fuéramos tan cercanos el uno al otro. Probablemente él estaba pensando que esto podría traer a un héroe a su lado si Clena era la nieta del rey demonio. Yo no creía que Clena fuera tan ingenua.
“...¿Y qué estás haciendo, Haruno?”
“N-Nada...” La cara de Haruno era de un rojo brillante, sus dedos levantados y temblorosos. Ella debe haber estado debatiendo si debería saltar sobre mí también o no. Oye, yo estaba abierto en cualquier momento. Pero no podíamos actuar así dondequiera que fuéramos, especialmente con el anciano del templo presente. Corregí mi postura y todos le dimos las gracias de nuevo al anciano.
“Fue un placer para mí. Pero también...”
“¿También?”
“El don con el que la diosa le ha bendecido... ¿Podemos verlo también?”
“...¿Eh?”
Había notado que el anciano y el clérigo estaban susurrando sobre algo en nuestro camino de regreso; debe haber sido sobre esto. Clena probablemente sacó lo del Baño Ilimitado cuando estaba reservando nuestra habitación. No podía culparlos por ser curiosos. Sería raro rechazarlos, así que estuve de acuerdo, añadiendo: “Pero tengan en cuenta que no puedo enseñárselo a cualquiera.”
El lugar que el templo nos mostró era algo así como un jardín. Aunque no había vegetación, había una fuente de agua y un canal, así como muchos grabados en las paredes. Era a la vez amplio y lleno de espacio para que yo pudiera abrir la puerta.
“Usaré esta pared,” dije, y luego abrí la puerta al Baño Ilimitado.
Lo que apareció dentro era otra puerta del mismo tamaño que la puerta del templo. Bueno, supongo que ahora también era una puerta. No tenía un techo de tejas como la puerta del templo, pero aun así era una impresionante puerta de madera como la que se puede encontrar frente a grandes templos o viejos dojos en Japón.
Pensando en el pasado, después de la ceremonia de bendición en Ceres, la bañera se había convertido en una tina de madera de cedro. Ahora que me habían concedido la bendición del templo principal de la Diosa de la Tierra, todo el espacio había adoptado el tema de madera.
“¡Ohh! ¡Asombroso!” El Perro Demonio levantó su voz con asombro. Podía entender de dónde venía. Debe haber sido una visión nostálgica para él.
Sin embargo, me sorprendió escuchar otras voces que expresaban sentimientos similares de asombro. Las miradas que sentía desde atrás me ponían un poco nervioso, pero no podíamos quedarnos mirando esta puerta para siempre. Recuperé la compostura y reuní fuerzas en mis brazos para abrir las puertas.... o al menos ese era el plan, pero mis manos fueron saludadas con aire. Las puertas se abrieron automáticamente ante nosotros. El movimiento era suave, como si las puertas fueran ingrávidas.
¿Puertas que se abrían solas? Esta era otra característica nueva. Respiré profundamente, pasé por la puerta y miré hacia el edificio que teníamos delante.
“...Ya veo.”
Al otro lado del pulcro pavimento de piedra había un gran edificio de madera. Las paredes blancas de antes se habían transformado. El edificio tenía un techo de tejas, y a juzgar por la ubicación de las ventanas, ahora tenía un tercer piso. Las ventanas eran lisas antes, pero ahora estaban cubiertas de papel shoji[1] en un marco de celosía.
Haruno se acercó a mí y me dijo con seriedad mientras miraba hacia arriba: “Esto... es casi como un ryokan[2] histórico.”
De hecho, el edificio había evolucionado, pero en cuanto a su aspecto, ahora tenía la atmósfera anticuada de una posada japonesa. El Baño Ilimitado recibía bendiciones de las diosas cada vez que yo aumentaba mi poder y gradualmente se hacía más conveniente, pero ahora finalmente había tenido la dramática transformación a un hotel de aguas termales.

Yukina subió volando al techo por encima de la entrada y miró a su alrededor.
“Oye Touya, ¿no parecen estar muy lejos el segundo y el tercer piso?”
“¿De verdad?” Ella tenía razón, los pisos de arriba del primero estaban mucho más lejos que antes. Estaba tan sorprendido por la dramática transformación que no me había dado cuenta, pero el segundo y tercer piso no se habían expandido tanto como el primero.
Daisy voló al lado de Yukina y también inspeccionó el edificio desde arriba.
“¿Qué es todo esto? Todo está mal emparejado.”
Las dos describieron varias cabañas de un piso que rodeaban el edificio principal de tres pisos en el centro. Oh, así que no estábamos viendo un edificio, sino un montón de edificios nuevos rodeando al viejo. Todos ellos estaban conectados por pasarelas para formar una sola propiedad conectada. Cada una de las cabañas tenía diferentes tamaños y alturas. Eso es lo que Daisy debe haber querido decir cuando dijo que todo estaba mal. El edificio de tres pisos en el centro tenía la misma forma que antes. Bien, dividamos nuestra mano de obra y empecemos a explorar.
“Rulitora, llévate a Prae y a los otros cíclopes contigo para que miren afuera.” Le pedí a la gente más grande que investigara el jardín exterior. Ya podía ver desde aquí que había aumentado de tamaño tanto como el propio edificio. También les pedí a Yukina y Daisy que los acompañaran, ya que podían observar desde arriba.
“El equipo de Roni investigará las cabañas.” Roni, Rium, Sera, Sandra, Rin y Lumis fueron asignadas a las cabañas alrededor del edificio. “Y Rulitora, ve en el sentido de las agujas del reloj, empezando por el lado derecho.”
“¿Vio algo allí?”
“No, pero antes no había nada. Debería haber un altar de tierra ocupando ese espacio ahora, como los otros altares.”
Mirando a la derecha más allá del edificio, podía ver el estanque de pesca. El molino estaba a la izquierda. Si siguieron el mismo patrón, entonces un nuevo altar debería haber aparecido más profundo en el lado derecho.
“Si encuentras algo, lleva al anciano y al clérigo allí.”
“Entendido, lo haré.”
Los miembros del templo estaban llenos de curiosidad en la entrada.
Ahora bien, el resto de nosotros investigaríamos el edificio del centro. El don de la tierra debería estar en algún lugar ahí. Rakti, Clena, Haruno y yo entramos, junto con el Perro Demonio al que no podíamos dejar libre todavía.
Lo primero que vimos más allá de la puerta principal fue una entrada espaciosa y lujosa con pisos de madera. A cada lado había un gran armario de zapatos de madera y una baldosa. Esto era exactamente como el típico vestíbulo de un hotel, menos la recepción, por supuesto.
El techo era lo suficientemente alto como para que los cíclopes se pusieran de pie. El equipaje que habíamos dejado en la entrada antes seguía aquí. Esta era esencialmente la versión evolucionada de la entrada que teníamos antes. La última vez que recibí la bendición de la Diosa de la Tierra en Ceres, la bañera se convirtió en una tina de madera de cedro. El hecho de que tantas cosas se hubieran vuelto de madera aquí debe haber sido un efecto directo de la bendición de la tierra.
“Touya, ¿qué es esto?” Preguntó Roni y señaló una fila de zapatillas que llenaban el zapatero. Esto también se encontraba comúnmente en un ryokan.
“¿Sandalias? Pero parece que se caerían muy fácilmente.” Clena tomó un par de zapatillas y parecía confundida. El Perro Demonio también estaba inclinando su cabeza junto a ella.
Oh, sí, las zapatillas de casa en este mundo a menudo eran atadas con cuerdas. Lo había olvidado ya que podíamos caminar descalzos por el Baño Ilimitado.
“Son zapatos de interior. Deberías usarlos adentro, excepto en el cuarto con piso de tatami.”
“Parece difícil correr con ellos...” refunfuñó Clena. Se supone que no debes correr dentro de casa.
Las pantuflas venían en todos los tamaños, adecuadas para todos, desde Prae hasta Daisy. También había zuecos, que podíamos usar en el jardín exterior.
El Baño Ilimitado es realmente genial. Aunque no estoy seguro de si debería decir eso sobre mi propio don.
De todos modos, todos nos cambiamos a pantuflas y nos separamos del equipo de Roni. Ellas iban a investigar en sentido contrario a las agujas del reloj para sincronizarse con el equipo de Rulitora.
Mi equipo entró directamente por el pasillo y por el edificio central. Había un patio interior entre las cabañas circundantes y el edificio central, pero aún no había plantas. Era un jardín de rocas. El Baño Ilimitado no podía sostener la vida de las plantas, así que no había nada que pudiéramos hacer al respecto.
“Es como un castillo.”
“¿Eh?” Clena no podía sentir empatía. Haruno hablaba de los viejos castillos de Japón mientras miraba al edificio central. Las únicas personas que sabían de lo que ella hablaba no eran de este mundo: Yukina, el Perro Demonio y yo.
“¿No lo crees tú también, Touya? La parte superior parece una torre de castillo.”
“Sí, es verdad...”
Paredes blancas con techo de tejas separadas en cada planta. Algo que parecía un shachihoko[3], esas estatuas de carpa tigre, estaban posadas en la parte superior. El diseño me recordó a un castillo.... ¿Sin embargo, eran realmente unos shachihoko? Definitivamente había algo en ambos extremos del techo. En los castillos japoneses, esos serían los lugares donde se colocaban los shachihoko. Los dos lados tenían tamaños diferentes: el lado izquierdo era más grande.
“¿Qué son esos en el techo?”
“Parecen.... estatuas de mujeres.”
El Perro Demonio, usando su aguda vista, reveló sus identidades. A veces se veía una estatua femenina como figura en un barco, pero en su lugar, ¿este era un shachihoko en la parte superior de un edificio? ¿Qué estaba pasando con este don mío?
“¿Son... la Diosa de la Luz y la Diosa de la Oscuridad?”
“Oh, tienes razón. La más grande podría ser mi hermana...”
Así que eso era. Cuando se me concedieron las bendiciones del fuego, el agua y el viento, recibí no sólo un nuevo don, sino también una especie de altar. Prae y los demás refugiados habían estado rezando frente al molino de viento todos los días. ¿Quizás el tercer piso de este edificio era también un altar? ¿Se materializó porque ahora tenía las bendiciones de cada diosa? Esa era una posibilidad. Decidí esperar hasta después de encontrar mi nuevo don para comprobarlo. Entramos en el edificio central mientras reflexionaba sobre mis pensamientos.
“El diseño no ha cambiado desde antes.”
“Aunque se ha hecho mucho más grande y con alguna remodelación.”
Tal como señaló Clena, el piso ahora era todo de madera; se parecía a un dojo. Podríamos decir que se había hecho más grande debido al espacio extra entre la estantería y la pared. El espacio en el medio era exactamente cuánto se había expandido la habitación desde antes. Tendríamos que organizarlo todo de nuevo después de completar nuestro tour. Sin embargo, nos asegurábamos de mantener el orden con regularidad, así que eso debería ser una tarea rápida.
Aparte de todo eso, primero era el don. Había una puerta nueva en la pared de la derecha, lo que hace un total de seis puertas. Cada una de las seis puertas tenía un aspecto distinto. En el centro estaba la puerta corredera que llevaba al baño de la luz, cubierta por una cortina noruega con el hiragana[4]” escrito en ella. La puerta de la sala de la Oscuridad con piso de tatami era una fusuma[5], una puerta corrediza con una elaborada pintura. La cocina del Fuego a la izquierda no tenía puerta, sólo un noren[6] por el que se podía pasar fácilmente. Por el contrario, la nevera del Viento estaba asegurada por una pesada puerta. Eso era probablemente para evitar que el aire frío escapara. La habitación con los grifos de agua a la derecha tenía una puerta de celosía. Y por último, la nueva puerta, que conduciría al don de la Tierra, estaba hecha de madera pero reforzada con metal; parecía robusta.
“Se ve bastante rígida.”
“Se siente como la puerta de una bóveda.”
“Sí, de verdad que sí.”
Sólo las había visto en la televisión, pero sabía de lo que hablaba Haruno. Por mucho que pareciera una bóveda, no estaba cerrada con una llave pesada, así que simplemente abrimos la puerta y entramos. Encendí las luces y vi un montón de estantes vacíos.
“No hay nada aquí...”
“¿Es un almacén?”
Se ajustaba a la imagen de la puerta detrás de nosotros, y esta sería sin duda una habitación conveniente de tener, pero ¿era este realmente el don? No, podría haber algo más profundo dentro, como los grifos que producen el caldo de udon y el jugo de naranja. Miré a mi alrededor teniendo eso en mente y encontré algo al otro lado de la habitación.
Un cuenco de piedra con un fondo profundo yacía debajo de un grueso disco de piedra en forma de tarta, excepto que no tenía un agujero en el fondo. Esta tarta sin orificios se dividió en dos placas, y la placa superior tenía un mango para que pudieras girarla. Sólo la placa de arriba tenía un agujero en el centro.
Cuando recogí el cuenco, me di cuenta de que no estaba hecho de piedra, sino de un material sorprendentemente ligero. Había unos cuantos tazones de repuesto más al lado.
“¿Qué es esto?”
“Creo que se llama molino de mano.”
Había visto esto en la televisión antes. Recuerdo que era una característica especial de un restaurante que hacía fideos de soba hechos a mano. El agujero en la parte superior era para verter ingredientes como trigo, arroz o frijoles, que se molían en polvo. Si este fuera el don, entonces sería el molino de mano de la Diosa de la Tierra. Pero considerando todas las cosas, dudé de que se tratara de un molino ordinario.
“Touya, veo botones aquí.”
“¿Oh?” Miré de nuevo para ver seis botones en la placa superior. Tan pronto como lo hice, el manual de cómo usar este molino de mano se abrió en mi mente. Presioné cuidadosamente uno de los botones, y luego giré el molino. Unos granos blancos comienzan a salir de entre las dos placas.
“¿Esto está siendo generado por tus PM, como el jabón?”
“Sí. Intenta probarlo, sabrás lo que es,” le dije. Clena metió suavemente su dedo en el polvo, y luego lo lamió.
“¡Es dulce! ¿Esto es azúcar?”
Odiaba interrumpir, pero aún nos quedaba mucho por hacer. Presioné el botón siguiente, giré las piedras y salió otro polvo blanco. Era sal. Con la siguiente pulsación del botón y el giro de la piedra, un líquido de color ámbar claro salió a la superficie: vinagre.
“Oh, son los cinco pilares de la cocina japonesa...”
Siempre podía confiar en que Haruno entendiera las cosas rápidamente. El cuarto botón produjo un líquido oscuro, la salsa de soja. El quinto nos dio miso. Era bastante surrealista ver estos líquidos salir de entre las dos piedras.
Era como uno de esos objetos mágicos de los que se habla en los cuentos de hadas. Era un molino de mano que producía una cantidad ilimitada de condimentos. Podríamos tener tanto como mis PM puedan manejar.
“¡Es-Esto me está dando tantas ideas para cocinar...!”
“¡Mi-Miso... Han pasado 500 años...!”
Los ojos de Haruno y del Perro Demonio brillaron al verterse cada uno de los condimentos. El miso era especialmente emocionante ya que no había sustitutos para él en este mundo, como por ejemplo con la salsa de soya, que podía ser reemplazada por salsa de pescado. Estoy seguro de que Yukina también estaría encantada. Tendría que enseñarle esto más tarde.
Mientras tanto, Clena estaba asombrada por el azúcar blanco puro, que era un espectáculo raro en este mundo. Estaba cubierto de vinagre y salsa de soja y miso ahora, así que tendríamos que lavar este tazón más tarde.
Rakti, que había estado inquieta sola en el fondo, se dio cuenta de algo.
“Hay un botón más, ¿no?”
Buen trabajo notando eso. Ella tenía razón, aún teníamos un botón más para probar. El verdadero valor de este don estaba a punto de ser revelado. Cambié a un nuevo cuenco, presioné el último botón, y di vuelta al molino de mano. Granos blancos empezaron a salir del centro.
“¡Touya! ¡¿Esto es...?!” Ya lo creo que sí.
“¿Esto es... arroz?”
Sí, era arroz. Arroz blanco. Una parte esencial de una comida sana. Seguí girando la piedra hasta que el tazón se llenó hasta el borde con arroz. ¡Ohhhh, esto es lo que yo llamo un don! ¡Definitivamente teníamos que comer arroz esta noche...! Aunque desafortunadamente no teníamos una olla eléctrica de arroz.
“¿Crees que podemos hervirlo en una olla?”
“Incluso puedes cocinarlo a fuego lento.”
“...¿En serio?”
“Creo que sí.”
Haruno claramente sabe más de esto que yo, así que dejaré que ella se encargue de esto.
“También haré sopa de miso. Y muchos platos de acompañamiento, ya que tenemos el condimento para ello.”
“¡Por favor, hazlo! ¡Usa todo lo que quieras! ¡Empieza a secar mis PM!” Estaba dispuesto a ofrecer todo mi ser por esto. Quiero decir, no sería capaz de moverme en ese momento, pero podríamos lidiar con ello cuando llegue el momento.
En cualquier caso, quería comer onigiri. No teníamos algas, así que tendría que ser onigiri de sal.... No, ahora sería posible hacer algunos empastes para él. Me di cuenta de que me estaba poniendo demasiado eufórico. No se me había pasado por la cabeza hasta ahora, pero evidentemente había estado hambriento de comida japonesa todo este tiempo.
El Perro Demonio estaba igual. Estaba moviendo la cola con fuerza.
“Oh, no puedo esperar más...”
“...¿Eh?” Espera un momento.
“¿Eh? ¿Qué quieres decir con ‘eh’? ¡¿Vas a matar de hambre a un prisionero de guerra?!”
“Si te tratáramos como a un prisionero de guerra en este país, entonces seríamos los malos.”
“Bueno, no puedo negar eso...”
“Y por eso te reservamos la sala VIP de este templo...”
“.........”
“Probablemente están preparando un festín para ti, ya que un general demonio es un invitado muy especial...”
Los generales demonio eran venerados en este país, así que no podíamos tratar al Perro Demonio como a uno de nuestros prisioneros. Por eso nunca lo tuvimos encadenado mientras estaba con nosotros. Tal vez ya lo había olvidado, pero al principio lo mantuvimos encerrado en la sala de tatamis. Y esa era la razón más importante por la que queríamos darle un poco de hospitalidad reservando la sala VIP aquí ahora....
“¡No, ten piedad! ¡Haber llegado tan lejos y que me quiten el arroz blanco! ¡Tu crueldad es injusta!” El Perro Demonio se arrastró a mi cintura, toda su vergüenza y respeto tirados al viento.
“¡Woah, no te aferres a mí! ¡¿Y tu forma de hablar se volvió completamente diferente?!”
“¡Estás dando testimonio de mi verdadero yo!”
Aparentemente había estado hablando de la manera que lo había hecho antes para mantener las apariencias como emisario.
“Te ruego que me compartas tu arroz blanco!”
“¡Está bien, está bien, lo entiendo! ¡¡Hablaré con el anciano del templo sobre esto!!” Cedí ante los gemidos del Perro Demonio y lo dejé quedarse con nosotros esta noche. Bueno, al menos ahora sabíamos que los generales demonio podrían ser débiles ante este nuevo don.
A continuación, comprobamos la sala de tatamis desde el don de la oscuridad.
“El número de tatamis ha aumentado.”
La habitación se había vuelto un poco más espaciosa. ¿Significaba esto que la bendición de la oscuridad dentro de mí también había aumentado en poder? La habitación en sí estaba dotada de varios efectos: “una buena noche de sueño”, “un sueño tranquilo”, “buenos sueños”, “un despertar pacífico” y “una recuperación acelerada de la fatiga”. La configuración perfecta para ayudar a cualquiera de nosotros a recuperarse del agotamiento. No esperaba menos de la diosa de la noche y la serenidad, Rakti. Ella estaba destinada a la curación.
“¿Te sientes bien, Touya?”
“Él está bien. La habitación se hizo un poco más grande, ¡eso es todo! Y las bendiciones de mis hermanas también se han hecho más fuertes.” Exclamó Rakti, inflando el pecho. Ella dijo que esto no tendría ningún efecto en la supresión de mi transformación demoníaca.
Sin embargo, me llamó la atención la parte de que las otras bendiciones se hacían más fuertes. Fuimos a la sala de grifos e inmediatamente nos dimos cuenta de que ahora había seis grifos. Cada uno de ellos estaba separado, como si fueran seis pequeños altares. Podía saber lo que saldría de cada uno de ellos mirando. Cada grifo tenía un relieve que representaba a la Diosa del Agua sosteniendo algo. Los dos primeros fueron los mismos que antes: el caldo de udon y el jugo de naranja. Comprendí esto último, ya que el relieve representaba un fruto. Pero la talla en el grifo del caldo de udon era un poco surrealista: la Diosa del Agua sostenía mal sus palillos.
“Este es jugo de manzana.”
“Ha pasado un tiempo. No hay frutas similares por aquí.” Pueden crecer en lugares más fríos como el lugar de nacimiento de Clena, el reino del norte de Juno. Este relieve representaba a la Diosa del Agua sosteniendo una manzana. Se veía digna.
“¡Touya! ¡Éste está espumoso!”
“Oh, es agua carbonatada.”
La diosa en este relieve se veía majestuosa, con un vestido que evocaba la imagen de la nobleza europea. El agua carbonatada puede ser sabrosa mezclada con otras bebidas. Esto requeriría cierta experimentación.
“¡¿Este es.... rojo?! ¡¿Sangre?!”
“Cálmate, Clena. Es jugo de tomate.”
Clena se dio cuenta de que no entendía, lo que hizo que su cara se volviera tan roja como el jugo de tomate. Se notaba al ver que el jugo de tomate era espeso. No se parecía mucho a la sangre, pero no podía culparla por estar sorprendida por este líquido que de repente salía del grifo y llegar a conclusiones precipitadas. La Diosa del Agua llevaba un elegante vestido de noche. ¿Fue sólo mi imaginación, o se parecía un poco a un vampiro aquí?
“Y este último... Ho, este relieve puede ser mi favorito.”
“¡Está.... caliente! ¿Esto es té?”
El último altar nos daba té verde. No hacía suficiente calor para quemarme, pero aún así me sorprendió el calor inesperado. La Diosa en este relieve estaba vestida con un kimono, tal vez para significar el té verde. Podría entender por qué al Perro Demonio le gustaba más este. Aparte de eso, la Diosa del Agua seguro que disfrutaba metiéndose en el espíritu de las cosas.
“¿Pero por qué conseguiste tantos? ¿Es porque ahora tienes las bendiciones de todas las hermanas diosas?”
“Tal vez, pero la Hermana Tierra también es la diosa de la buena cosecha, así que creo que eso tiene algo que ver.”
“Ya veo, eso tiene sentido...”
En ese caso, los otros dones podrían haber aumentado su poder también. Cruzamos el pasillo hasta el refrigerador de la Diosa del Viento. Como sospechábamos, éste también se había transformado. Había nuevos compartimentos dentro. Abrí un compartimento y me encontré con un aire aún más frío que me picaba la cara.
“...Esto es un congelador.”
Sólo Haruno y yo sabíamos lo que era esto. Este refrigerador usaba vientos fríos para mantener su temperatura, pero esta nueva sección interior contenía vientos aún más fríos, lo suficientemente fríos para ser usados como congelador.
“Um, no lo entiendo totalmente, pero este estante es lo que se llama un ‘congelador’?” preguntó Clena mientras miraba el refrigerador.
Había cinco compartimentos en total. Además del congelador, había una nevera para mantener frescos los vegetales, una zona de carne para mantener frescos los pescados y carnes, una zona de congelación parcial y una zona de enfriamiento. Llevaría demasiado tiempo explicar cada compartimento uno por uno, así que por ahora sólo le he dado una respuesta afirmativa.
Esta habitación se había transformado de otra manera: había una nueva puerta que conducía a la cocina de la Diosa del Fuego. Este no fue el cambio más emocionante, pero tener acceso directo entre el refrigerador y la cocina sería muy conveniente.
Y así, pasamos por la mencionada puerta de la cocina. La cocina también se había hecho más grande y ahora estaba equipada con más electrodomésticos. La estufa estaba igual que antes, pero el horno y el microondas se habían combinado en un solo aparato y ahora también tenía una función de vaporización: un horno de vapor de microondas. También había una olla de arroz, una olla a presión, una licuadora y hasta un horno grande de ladrillos. No hace falta decir que todos eran impulsados por mis PM. Si quisiera, podría hacer que esa licuadora aplastara hasta el hueso.
“Una olla de arroz... ¡Buen momento!”
“¡Podemos hacer arroz sin tener que hervirlo nosotros mismos ahora!”
Haruno y yo nos estábamos emocionando; yo estaba deseando que llegara la cena de esta noche aún más. Cuando terminamos de saltar de alegría, Rakti vino a mí con una lluvia de preguntas. La cocina era su principal campo de batalla, así que quería aprender todo lo que pudiera.
Le expliqué cómo usar todos y cada uno de los objetos. Cuando le mostré los alrededores, vi que teníamos múltiples cocinas de arroz que variaban en tamaño, desde las domésticas comunes hasta las comerciales de gran tamaño. No tendríamos problemas en cocinar para toda la familia.
El horno de ladrillo era lo único que parecía fuera de lugar. Conociendo la personalidad de la Diosa del Fuego, probablemente no estaría satisfecha con hacer todo más conveniente. No podría decirlo con seguridad, pero esa era mi corazonada.
“Creo que puedo adivinar cómo usar ese gran horno, pero todo lo demás…”
“Enseñemos a Sera y a los otros también cuando regresen.”
Por supuesto, nadie sabía cómo usar estos aparatos aparte de Haruno y Yukina, así que tendríamos una clase sobre ello más tarde. Aunque, yo no tenía idea de cómo usar un horno de ladrillo. Eso debería ser algo más en el área de experiencia de Clena y Roni.

Por fin, era hora de revisar mi primer don: el Baño Ilimitado. Este se había transformado más que cualquier otra habitación.
Primero, la puerta ya no conducía directamente al baño, sino a otra pasarela intermedia. La pasarela también se ramificaba hacia las cabañas exteriores, de modo que también se podía entrar desde allí. No esperaba todo esto. Este espacio extra estaba detrás del edificio, así que no lo habíamos visto desde la entrada. El espacio que ocupaba el Baño Ilimitado era mucho mayor de lo que esperaba.
“¿Este es el anexo?” preguntó el Perro Demonio, rascándose la cabeza. ¿Significa eso que el edificio principal estaba detrás de nosotros? Pero esta dimensión originalmente se suponía que era el “Baño Ilimitado”, ¿eso significaba que este era el edificio principal y que el anexo estaba detrás de nosotros...? Bueno, por simplicidad, digamos que el edificio principal era el más grande.
“El baño finalmente se ha vuelto autónomo.”
“¿El baño es todo el edificio?”
Clena, que había estado con nosotros desde los primeros días de este baño, tenía una expresión conflictuada. No sabía si debía estar más sorprendida o desconcertada. Apuesto a que mi cara también se veía similar ahora mismo.
De todos modos, es hora de explorar este edificio anexo. Estábamos caminando por el pasillo cubierto cuando nos encontramos con el equipo de Roni, que había estado explorando el perímetro del edificio.
“Sir Touya, ¿por qué está aquí? ¿Necesitaba algo?”
“No, pero el baño parece que se ha convertido en su propio edificio, así que íbamos a comprobarlo.”
“¿Eh?” Todas ellas respondieron al unísono. Sí, fue bastante sorprendente.
Aproveché la oportunidad para preguntar al equipo de Roni qué habían encontrado hasta ahora. Las cabañas de varios tamaños estaban unidas por una pasarela cubierta que formaba un perímetro alrededor del edificio principal. Cada cabaña tenía diferentes planos de planta. Algunos de ellos eran sólo una habitación grande, y otros estaban divididos en varias habitaciones más pequeñas. Les pedí que me explicaran los detalles más tarde.
No habían encontrado nada con poderes especiales que pudiera ser un don, pero las cabañas con una sola habitación eran lo suficientemente grandes para que los cíclopes pudieran dormir en ellas. También tenían terrazas, por lo que también podían entrar por el otro lado. Perfecto, podría dejar que los cíclopes se queden allí a partir de esta noche.
También vieron el altar de tierra desde el pasillo cubierto. Aparentemente era un árbol hecho de ópalo arcoíris. El grupo de Rulitora ya había guiado al anciano y al clérigo allí, e inmediatamente comenzaron a realizar algún tipo de ritual. Supongo que no debería esperar menos de ellos. No sonaba como si tuviera alguna razón para detenerlos, así que los dejé en paz por ahora.
“De acuerdo, ¿le dejamos este gran edificio a su grupo, Sir Touya?”
“Claro. Te dejaré el resto de los edificios a ti.” Las otras cabañas no parecían contener nada especial, así que deberían terminar rápidamente. Les pedí que vinieran a buscarme cuando terminaran. Quería tener tiempo suficiente para explicar los nuevos dones a todos. También necesitábamos revisar el segundo y tercer piso, así que podría dejarle esas explicaciones a Haruno.
Nos separamos del equipo de Roni por el momento y entramos en el edificio anexo. La primera habitación después de la puerta no era el vestuario habitual, sino un vestíbulo. Había otras entradas a la izquierda y a la derecha para poder entrar también desde el exterior. El vestíbulo estaba equipado con un área de descanso con sofás y mesas. También tenía sillones de masaje en varios tamaños. Incluso había otros en los que se podía tumbar, para que todos los semihumanos pudieran usarlos.
La entrada al vestuario no tenía una puerta, sino una mampara que no se podía ver a través de ella. Los otros cíclopes no estaban aquí ahora mismo, pero apuesto a que esto les facilitaría moverse libremente.
El gabinete con los yuamigi, las toallas que se pueden usar, también fue trasladado al vestíbulo. Noté un estante extra dentro del gabinete. Un estante contenía los yuamigi mientras que el otro ahora tenía yukatas.
“¿Estas son túnicas?”
“No, se llaman yukata. Son como pijamas... Bueno, ¿en realidad no? Ya que también puedes usarlos en los festivales.”
“Es un tipo común de ropa de nuestro mundo,” dijo Haruno mientras yo me confundía con mi propia explicación. “Son una parte popular de la moda dominante ahora, así que puedes usarlos afuera. ¡Incluso puedes usar ropa interior con ellos ahora!”
Y luego, frenéticamente, añadió a su propia explicación con una cara sonrojada. Bueno, he oído que la gente no usaba ropa interior debajo de un yukata en los viejos tiempos.
Los yukatas venían en seis colores diferentes. Después de calmarse, Haruno señaló que probablemente representaban luz, fuego, viento, agua, tierra y oscuridad. Podríamos hacer que todos elijan sus favoritos más tarde.
El vestuario en sí era espacioso, con un ventilador de techo que giraba lentamente sobre nosotros. Entramos en la casa de baños, y para mi absoluta falta de sorpresa, ahora había aún más baños. La bañera de madera de cedro todavía estaba allí, pero, además, ahora había una bañera de hidromasaje, una sauna y un baño interior al aire libre.
El concepto de “baño al aire libre en el interior” se sentía un poco contradictorio, pero eso es lo que era. Este edificio anexo tenía en realidad dos pisos de altura, y el segundo piso tenía un techo de cúpula que podía proyectar la vista desde el exterior. El propio baño estaba rodeado de rocas como si estuviera en el exterior, por lo que se convirtió en un “baño interior al aire libre”.
Por supuesto, esta característica usaba mis PM, y no es como si pudiéramos ver la vista desde cualquier parte del mundo. Pero una de las principales desventajas del Baño Ilimitado era que no podíamos saber lo que estaba pasando en el mundo exterior, así que ahora finalmente teníamos una manera de hacerlo. Además, yo estaba simplemente feliz de que pudiéramos proyectar el cielo estrellado de la noche desde esta habitación. Sería genial intentar proyectar la vista desde debajo del mar también.
El jacuzzi era lo suficientemente poco profundo como para relajarse, y utilizaba ondas ultrasónicas para las corrientes de chorro. La sauna era una sauna de infrarrojos.
“¿En qué se diferencia de una sauna normal?”
“Como su nombre indica, utiliza iluminación infrarroja para el calor. La temperatura es un poco más baja que en los baños de vapor.” Según Haruno, había beneficios tanto para la salud como para la belleza. Yo me sentí bastante indiferente al oír eso, pero ella parecía feliz por ello.
También había una piscina fuera del edificio. Aunque, en este caso, probablemente era menos una piscina y más un baño de agua fría. Me di cuenta de algo cuando fui a revisar la piscina.
“... ¿Te resulta familiar?”
“Tienes razón...” Clena sabía lo que quería decir. La piscina era circular y tenía forma de mortero. Esto nos recordó al embalse de la tribu Torano’o, aunque nuestra piscina era más grande.
Rakti estaba impaciente, lista para meterse en la piscina en cualquier momento, pero la hice contenerse por ahora. No me mires con esos ojos hacia arriba.... Ella era tan linda que yo estaba a punto de rendirme, pero también necesitaba mantenerme fuerte. En realidad, sólo debemos divertirnos después de clasificar todo nuestro equipaje…. Pero eso era un poco demasiado cruel, así que la prohibición fue sólo hasta que termináramos de revisar todo. Tal vez estaba siendo demasiado amable.
De todos modos, me alegré mucho con esta nueva piscina. Nuestro grupo tenía muchos miembros, principalmente Rulitora, que no soportaban los baños. Yo podía bajar la temperatura, pero no podía hacer nada con la humedad. Por fin teníamos una solución para eso. Ahora podrían tomar baños de agua fría libremente. Había semihumanos de todos los tamaños, pero la ligera pendiente de esta piscina en forma de mortero debería acomodarlos a todos.
“Este baño se ha vuelto enorme.” Dijo Haruno asombrada.
“¿Quizás es el orgullo de la mayor de las hermanas diosas?” Lo hice como una broma, pero tal vez estaba bastante menos equivocado de lo que pensé.
Ya habíamos terminado de evaluar los dones, que cambiaron notablemente. Apuesto a que fue porque por fin había recibido todas las bendiciones. No tenía ninguna razón en particular para creer eso, pero francamente no se me ocurría ninguna razón mejor. No me serviría de nada seguir pensando en ello, así que volvimos al edificio principal y nos reagrupamos con el equipo de Roni. Le pedí a Haruno que se quedara con ellas y les explicara cómo funcionaban los nuevos dones. Clena, Rakti, el Perro Demonio y yo subimos al segundo piso.
“Sólo hay habitaciones normales aquí arriba.”
“La habitación central tiene piso de tatami y está rodeada por un pasillo en tres lados, que lleva a 17 habitaciones más pequeñas.”
“Las cinco habitaciones más adentro tienen piso de tatami, mientras que las otras tienen piso de madera.”
Cada pasillo tenía cinco habitaciones. La parte delantera de la habitación central con la escalera también tenía una habitación a cada lado, más grande que las otras habitaciones a lo largo de los pasillos. Cada una de las habitaciones más pequeñas se abría a una terraza exterior. La terraza no estaba segregada por habitaciones, sino que continuaba en línea recta alrededor del edificio. Las cuatro esquinas de este piso también tenían puertas que conducían a la terraza sin tener que pasar por una habitación.
“Ahh, qué nostálgico.” El Perro Demonio parecía evocador. De hecho, además del techo alto, fue construido como uno de esos castillos japoneses de antaño. Pero aquí no parecía haber nada que se pareciera a un don, así que subimos al tercer piso.
“Ya veo, así que esto fue cambiado.”
El dormitorio gigante había sido trasladado al tercer piso. Antes ya era grande, pero ahora era aún más espacioso. Esta planta también tenía una terraza alrededor del perímetro. Si mirabas hacia abajo desde aquí, podías ver la totalidad del espacio del Baño Ilimitado. El jardín exterior no era lo suficientemente grande como para ser considerado escénico, pero desde aquí me di cuenta de cuánto se había expandido el área exterior. Gracias en parte al edificio anexo, el espacio era aún más grande de lo que yo esperaba.
“¡Oh, Touya!” Yukina, que había estado comprobando cada uno de los altares, voló hacia mí.
“Ugh, estoy cansada~” dijo Daisy, quien también voló y aterrizó sobre mi cabeza. Yukina sintió algo de rivalidad por esto y voló a mi lado, agarrándome el brazo.
“¡Eso fue duro! Todo es mucho más grande de lo que pensé que sería.”
“...Sí, eso parece.”
Los altares se veían bastante lejos de aquí. Era un poco inconveniente que el estanque de pesca estuviera tan lejos. Le di palmaditas en la cabeza a Yukina para agradecerle por su arduo trabajo, y luego noté algo extraño en el rabillo del ojo.
Estaba sorprendentemente cerca de nosotros. Había una rampa que conectaba la terraza con el suelo. Yukina y yo intentamos seguirla. También conectaba con la terraza de la segunda planta, y luego seguía bajando hasta el suelo.
“¿Esto es para Rulitora y los otros semihumanos?”
“Sí, creo que sí.”
Las escaleras que usamos estaban bien para nosotros los humanos y los ketolts, pero eran un poco pequeñas para Rulitora, ni hablar de los cíclopes. Por eso nunca antes habían subido al segundo piso. Pero ahora podrían usar esta rampa.
“Es tan inconveniente no poder volar...”
“Lo sé, ¿verdad?”
...Pero esto no tiene nada que ver con Yukina, Daisy o los glaupis.
Le pregunté a Rulitora más tarde si quería su propia habitación en el segundo piso, pero me contestó que se sentía incómodo quedándose en algún lugar por encima del suelo. Bueno, no podría discutir eso. Dijo que preferiría usar una de las cabañas que rodean el edificio si tenía que elegir, así que podía darle una de esas.
“Yo quiero quedarme con todos~” En contraste, Prae dijo que quería una habitación en el segundo piso. Parece que ya teníamos un ocupante para una de esas dos grandes habitaciones junto a la escalera.
Terminamos el recorrido y regresamos al primer piso, donde Haruno ya había terminado de dar una explicación de los nuevos dones. Las otras estaban teniendo algunos problemas para entender los electrodomésticos, pero tendrían que aprender a través de la experiencia práctica. Sin embargo, me preocupaba que se hicieran daño a sí mismas, así que yo ayudaría a cocinar por el momento.
“El segundo piso tiene un montón de habitaciones ahora. Hay suficiente para que cada uno tenga su propia habitación.”
“...Pero ¿qué hay del dormitorio...?”
Después de describir el diseño de la segunda planta, Haruno parecía como si hubiera saltado a un baño de hielo sin recordar calentarlo.
“Oh, el dormitorio ha sido trasladado al tercer piso.”
“Gracias a Dios...”
Esta vez, su cara se derritió como si se estuviera bañando en un baño caliente y relajante. Su sonrisa era tan suave que incluso me hizo sentir cálido por dentro. ¿Tanto le gustaba esa habitación?
El equipo de Rulitora también había regresado, así que les pedí que informaran de sus hallazgos. El jardín se había expandido en tamaño, pero no había cambiado mucho más aparte de la adición del altar de tierra. No habían encontrado nada que pudiera considerarse un don.
“Tenemos suficiente espacio para alojar a todos con los nuevos edificios, así que, ¿crees que deberíamos traer a Crissa y a los demás?”
“No, esperemos por ahora. Todavía está el hecho de que no puedo cerrar la puerta si hay alguien dentro.” Y si no podía cerrar la puerta, no podía moverme. Lo mejor sería que todos se quedaran en las posadas hasta que pudiéramos encontrarles un lugar donde quedarse durante el día.
Con esto, finalmente completamos nuestra inspección del Baño Ilimitado mejorado. Intensas miradas habían estado perforando mi espalda durante unos minutos. Miré detrás de mí para encontrar a Yukina, Rium, Rakti y Daisy, sus ojos brillantes. Sabía lo que buscaban, así que también podría dar permiso.
“...Ya pueden ir a la piscina,” dije, y ellas rápidamente vitorearon y corrieron con trajes de baño en sus manos.
La piscina parecía bastante profunda cerca del centro, así que quise nombrar un salvavidas para ellas. Afortunadamente, no tuve problemas para encontrar candidatos; los niños cíclopes también querían ir a nadar, así que sus madres se ofrecieron a vigilar. Dejé que fueran todos.
Para el resto de nosotros, era hora de limpiar. Lo primero fue mover los objetos más pesados del edificio, como las estanterías.
“¿Los queremos contra la pared?”
“No, vamos a moverlos al segundo piso. Sería bueno tener más espacio aquí.” Había otra gran habitación junto a la que Prae había elegido en el segundo piso. Quería trasladar todo lo relacionado con los libros allí y convertirlo en una sala de estudio. “Rulitora, ¿puedes llevar esto con los libros dentro?”
“Por supuesto.”
“Yo me llevaré tu otro estante.” A pesar de ser aún más bajo que yo, el Perro Demonio recogió otra estantería, no queriendo dejar que Rulitora se llevara todo el crédito.
“¿Estás dispuesto a ayudarnos?”
“Es con el servicio que debo devolver tu bondad.”
Supongo que hablaba de que le dejaríamos quedarse aquí esta noche. Ciertamente ya no era nuestro prisionero, eso seguro.
Movimos el cofre de monedas, que había sido sacado de la sala de tatamis para encerrar al Perro Demonio allí, a la bóveda de la Diosa de la Tierra.
Para cuando terminamos de limpiar todo, ya era hora de empezar a preparar la cena. Yukina y las otras chicas habían regresado de la piscina muy agotadas.
“¿Me permites que me bañe un rato?”
“Hmm.... Puedes usar la tina de cedro, pero no las otras. Aún no las hemos inspeccionado en detalle.”
“Vaya, es exactamente la que quiero usar.”
El Perro Demonio había usado el baño muchas veces desde que salimos de la capital del agua, aunque por supuesto supervisado por mí o por los guerreros glaupis ya que él era nuestro prisionero. Pero, a juzgar por su comportamiento reciente, no creí que necesitáramos estar tan atentos como antes. Le dejé usar el baño solo por hoy. Probablemente no había nada de qué preocuparse, ya que estaba ansioso por cenar mientras limpiábamos. Vi al Perro Demonio irse y me dirigí a la cocina.
“¡Touya!” Justo cuando estaba a punto de entrar, me encontré con Haruno. Ella estaba a punto de ir a la ciudad a comprar ingredientes porque no teníamos suficiente.
“¿Qué nos está faltando?”
“No tenemos suficientes verduras.”
Verduras, ¿eh? Nuestras existencias de productos se habían agotado hace un tiempo. Esta era una buena oportunidad para comer algo fresco ahora que estábamos de vuelta en tierra.
“Ojalá pudiera ayudarte a llevar las bolsas, pero...”
“No puedes dejar el Baño Ilimitado mientras haya gente dentro, ¿verdad? No te preocupes, Prae viene conmigo. Traeremos mucho.”
Al menos la acompañé hasta la puerta para despedirla. Pero una vez que llegamos a la puerta, fuimos recibidos por varias personas.
“¡Sir Héroe! Gracias por todo lo de hoy. ¿Va a salir?”
Era el anciano del templo y el clérigo. Habían completado su ritual mientras nosotros limpiábamos. No tenía nada que ocultar, así que les respondí honestamente.
“Vamos al pueblo a comprar algunos ingredientes.”
“En ese caso, por favor, permítanos hacer una donación.”
“... ¿Eh?” ¿No deberían las donaciones ir al revés? Aparentemente esta era su manera de pagar una cuota de uso como agradecimiento por dejarlos usar el altar. Acepté su oferta, y ellos regresaron con un cargamento de ingredientes más grande de lo que jamás hubiera esperado. ¿Les quedaba suficiente para el resto del templo? Supongo que esto era lo mucho que el altar significaba para ellos. En cualquier caso, me sentí mal al rechazar su oferta en este momento.
Haruno se inclinó y susurró: “¿Por qué no invitamos a más gente del templo a cenar?”
“Oh, es una buena idea.”
Quería compartir el sabor de Japón con todos.
“Me gustaría invitar a su templo a cenar con nosotros esta noche...”
“Oh no, por favor, no se preocupen por nosotros...”
“En absoluto, yo insisto. Es gracias a la bendición de la Diosa de la Tierra que este lugar creció tanto, después de todo.”
El anciano del templo siguió declinando al principio, pero finalmente aceptó después de un poco más de esfuerzo. Se veía muy contento, así que parecía que sólo trataba de ser considerado en lugar de rechazarnos. También decidimos invitar a ocho clérigos y caballeros que eran figuras destacadas del templo.
Ahora bien, era hora de cocinar. Teníamos muchas manos en la cocina para ayudarnos a preparar nuestra gran lista de invitados. Sandra, sin embargo, estaba con Rulitora entreteniendo al clérigo del templo. Puede que fuera porque era la menos dotada para cocinar de sus hermanas, pero yo nunca le diría eso a la cara. En ese sentido, la más talentosa era Rin. Era del tipo que domina a fondo todo lo que se proponía. Las madres cíclope también se unieron. La cocina era demasiado pequeña para ellas, pero podían usar la barbacoa de afuera. Envié a Lumis a ayudar a su grupo.
“Daisy, trae al Perro Demonio aquí cuando salga de la bañera.”
“Lo tengo...”
No quería ofender los paladares de nuestros invitados, así que el Perro Demonio sería nuestro catador, ya que estaba más familiarizado con la cocina de Ares.
“¡Por supuesto, con mucho gusto seré de ayuda!,” contestó el Perro Demonio.
Daisy se puso de nuevo sobre mi cabeza cuando regresó, y yo continué cocinando. Según el Perro Demonio, Ares había sido influenciada por Hades y la cultura del ejército del rey demonio desde los viejos tiempos, por lo que lo más probable es que disfrutaran de la comida japonesa.
“Por la cultura del ejército del rey demonio, ¿quieres decir...?”
“Nos gustó la comida deliciosa.”
Así que habían intentado recrear la comida de Japón. Pensándolo bien, una de las notas que encontramos en el castillo del rey demonio describía algo similar. Aparentemente ese experimento no había ido tan bien.
“Oh, miso... Echaba tanto de menos el miso a la parrilla.... ♥” El Perro Demonio estaba bailando alegremente. Me recordé a mí mismo que éste era uno de los Cinco Grandes Generales Demonio. En cualquier caso, estaba claro como el día cuánto esperaba el miso. ¿Pero, qué era el miso a la parrilla?
“¿Qué es el miso a la parrilla? ¿Cómo se hace eso?”
“¡¿No lo sabes?!”
Así es, pero no tienes que mover la cola tanto.
La lección espontánea del Perro Demonio me enseñó que el miso a la parrilla era miso mezclado con otros condimentos y luego frito hasta que todo el contenido de agua se evaporaba.
“Luego lo pones encima de un tazón de arroz caliente con sardinas picadas y viertes agua caliente encima para derretirlo todo junto, y luego, ¡mmm....!”
Aparentemente ya era sabroso cuando estaba seco, pero era aún mejor con el agua caliente. Dijo que el rey demonio también disfrutaba del plato cuando estaba vivo.
“¿No es eso sólo miso ochazuke...?”
“Shh, no lo digas.” Haruno cerró la boca de Yukina y la regañó en silencio. Yo la oí, pero el Perro Demonio no parecía haber superado toda su efusividad.
“¿Sardinas? Creo que antes pescamos algo similar en el estanque de pesca.”
“¡Entonces, por favor, permíteme!”
“Oye, ¿qué hay de tu prueba de sabor?”
El Perro Demonio corrió, y no tuve más remedio que enviar a Yukina y a Rium tras él.
Bueno, no le llevaría mucho tiempo atrapar unos pocos peces pequeños. Usé el tiempo para seguir cocinando.
Teníamos muchos aparatos nuevos, como el microondas, así que les enseñé a todos a usarlos cada vez que los necesitáramos. Sera y Rin venían a verme preocupadas cada vez que necesitaban usar algo. Les llevaría algún tiempo dejar de temer a lo desconocido. La única manera de acostumbrarse a ellos era simplemente seguir usándolos. Las chicas de mi grupo lo habían entendido después de la primera explicación. Por el momento, yo ayudaría con la cocina hasta que todos se familiarizaran con los electrodomésticos.
El clérigo se había ido por un tiempo y regresó poco antes de que termináramos de cocinar. Habían regresado con ropa formal. Sus túnicas amarillas eran tan llamativas como las blancas del templo de la luz. Yo no tenía la intención de que esto fuera un evento tan formal, pero debe haber sido lo mucho que el altar de tierra significaba para ellos. Eso, o podría haber sido la presencia del Perro Demonio.
Usamos una de las cabañas grandes afuera del edificio como salón de banquetes. Rulitora guio a todos dentro. El menú de esta noche era arroz, sopa de miso, tamagoyaki[7] y un guiso de verduras. Pero eso solo sería un poco demasiado sencillo, así que también preparamos carne asada a la parrilla, pollo teriyaki y pescado frito marinado. A petición del Perro Demonio, también cocinamos miso a la parrilla y pequeños pescados salados.
Sin embargo, cuando distribuimos los platos a los miembros del templo, su atención no se centró en los platos principales, sino en otra cosa.
“¡¿Hay... suciedad en la sopa?!”
Me disculpo. Eso es sopa de miso.
Pero era posible para ellos asumirlo por el color. Si no tuvieras idea de lo que es, podría no parecer tan apetitoso. Los clérigos y caballeros empezaron a susurrar entre ellos. Apresuradamente tomé un sorbo para mostrarles que estaba bien beberlo, pero aun así parecían dudosos. El anciano del templo levantó el cuenco con manos temblorosas, susurrando: “Diosa mía...”
Realmente me disculpo, pero eso es sólo sopa de miso. No tenía la intención de probar su fe con este plato.
¿Hemos metido la pata? Haruno, Clena y yo nos miramos nerviosamente. Cuando estábamos a punto de llegar a nuestro límite, fuimos salvados por un ayudante inesperado.
“¡Ahh, qué nostálgico es esto!” Completamente ajeno al estado de ánimo que lo rodeaba, el Perro Demonio vertió la sopa de miso sobre su arroz y devoró el tazón. Luego le dieron una segunda ración de arroz, puso encima miso a la parrilla y pescado salado, y comenzó a masticar de nuevo.
“¡Exquisito! ¡Esto es lo que he estado buscando desde hace 500 años!” Fue a por un tercer tazón sin disminuir la velocidad. Empezó a llorar, tan conmovido por el nostálgico sabor.
Después de observarlo, los miembros del templo también vertieron la sopa de miso sobre su arroz y comenzaron a comer con indecisión. Sus manos se detuvieron por un momento, sus ojos se abrieron de par en par, y en el siguiente momento empezaron a consumir la comida mucho más vigorosamente. Cada uno de ellos pidió una segunda ración de arroz, y esta vez añadieron el miso a la parrilla y el pescado salado encima para imitar al Perro Demonio. Me di cuenta de que estaban disfrutando de verdad de la comida.
El Perro Demonio nos salvó con eso. ¿Era esto lo mucho que Ares confiaba en un miembro del ejército del rey demonio? La relación que se había construido a lo largo de 500 años era casi tangible. En cualquier caso, me gustaría que también probaran algunos de los otros platos, pero sería mejor que se calmaran primero.
“Estamos muy contentos de cómo salieron estos otros platos...”
Me comí mi parte del miso a la parrilla, saboreando también el sabor nostálgico, y esperé a que volvieran a sus sentidos.
Después de un tiempo, el clérigo se hartó del miso y finalmente se centró en los otros platos. Yo estaba nervioso no sólo por su reacción, sino también por la del Perro Demonio. Sin embargo, también devoraron estos platos mientras pedían más raciones de arroz.
“¿No te sorprende esto, Clena?”
“¿Sorprendida por qué?”
“La comida de nuestro mundo.”
Clena miró al teriyaki de su plato, luego al techo, y finalmente asintió como si hubiera llegado a una conclusión.
“Supongo que ya estoy... ¿acostumbrada?”
“¿‘Acostumbrada’?”
“La comida que has hecho siempre ha sido un poco diferente.”
“...¿De verdad?”
“No quiero decir que sepa mal.”
Roni, Rium, e incluso Rakti asintieron de acuerdo.
Clena me explicó que mi cocina siempre había sido un poco extraña para ellas. Yo siempre había sazonado mi cocina según mis propias preferencias, pero supongo que estaba bastante lejos de la norma en este mundo.
“En realidad, nos preocupa que no le guste nuestra cocina…”
“Eso no es cierto en absoluto,” refuté el comentario de Roni sin perder las apariencias. Era un poco ligera en condimentos, pero eso la hacía deliciosa por derecho propio.
“Eso también pasó con mi grupo. Cuando cociné para ellas por primera vez, todas se sorprendieron...” Haruno agregó, mencionando que su grupo también disfrutaba de su comida. Aparentemente, cuando se alojaban en el castillo real, siempre pensaron que ella hacía demasiado.
“Eso no me pasó a mí~,” dijo Yukina, que nunca había aprendido a cocinar por su cuenta, pero que ahora sabía moverse por la cocina después de ayudarme. Se había acostumbrado a los alimentos suaves después de estar en el hospital tan a menudo, y apuesto a que nunca había tenido una comida lujosa mientras vivía con los otros demonios en esa isla.
“Considerando hace cuánto tiempo vivió el Perro Demonio, un montón de estos platos son nuevos para él también.”
“¿Por eso estabas nervioso?”
“Creo que le gusta, a juzgar por su apariencia en este momento.”
Yo estaba preocupado cuando sólo iban a por el ochazuke, pero ahora todos estaban charlando y comiendo felices.
“En realidad, yo también pensé que esto era arcilla al principio.”
“Yo pensé que era barro.”
Todos pensaron que venía de la tierra. Bueno, supongo que, en ese sentido, el miso fue un don apropiado de la Diosa de la Tierra. En cualquier caso, Clena y el resto pensaron que el miso a la parrilla también estaba delicioso. Diría que esta cena fue un gran éxito. Después, el clérigo nos dio las gracias y se inclinó ante nosotros varias veces antes de irse. Había sido un día largo, pero yo quería probar las nuevas adiciones al baño antes de que terminara el día. Era hora de que todos eligieran su yukata.
Los yukatas tenían diferentes colores y diseños basados en lo que las diosas reinaban. Dejé que cada uno escogiera lo que quisiera sin mucho alboroto, ya que no tenían que usar el mismo todos los días de todas formas. Rakti eligió uno rosa, lo que casi me hizo burlarme de ella con un “¿Estás segura de eso, Diosa de la Oscuridad?,” pero se veía tan linda en él que no pude objetar.
Les mostré a todos cómo usar la sauna, pero aparentemente este mundo también tenía salas de vapor. Eso, además de la explicación de Haruno sobre los efectos de salud y belleza, hizo que todas quisieran probarla rápidamente. Estoy seguro de que no fue sólo mi imaginación que las chicas tenían un encanto diferente al habitual, con gotas de sudor brillando en sus cuerpos. Pero, de todos modos, les recordé que se rehidrataran después. La seguridad es lo primero.
Yo había asumido que Rin sería la más interesada en la sauna, pero sorprendentemente, fueron Sera y Sandra las más interesadas en ella. Los efectos de belleza eran, al parecer, exactamente lo que querían. Rin estaba más bien fascinada por el jacuzzi. Era un espectáculo inusual y despertó su curiosidad. Había cinco secciones en el jacuzzi, y todas ellas alineadas para formar un único y espacioso spa. Prae podría caber dentro si lo usara todo.
Prae se acostó en el jacuzzi al lado de Rin. “Hace cosquillas~”, se rió.
Yukina y Rakti saltaron encima de ella y todas jugaron en las burbujas.

“¿Vas a unirte a ellas, Rium?” Le pregunté.
“Mm....” Señaló sin decir palabra al techo. El baño interior al aire libre en el segundo piso. Todavía teníamos que comprobarlo. Todos los demás se estaban divirtiendo en este piso, y yo no quería interrumpirlos. El baño de piedra en el segundo piso era más pequeño que el de cedro en este piso, así que no teníamos que ir con todo el mundo de todos modos.
Quería unirme a Yukina y saltar al pecho de Prae, pero resistí el impulso y tomé la mano de Rium para subir al segundo piso. Haruno, Clena, Roni y Daisy se unieron a nosotros. Daisy acababa de escapar de la sauna y se arrojó sobre mi cabeza. Parecía que le había gustado mucho ese lugar.
El baño de rocas estaba en el centro del segundo piso, pero no había duchas alrededor. Esto fue para que pudiéramos tener una vista despejada de la pantalla de la cúpula, que formaba las paredes y el techo de todo este piso. Supongo que probablemente querrás lavarte el cabello en el primer piso y luego subir a tomar un relajante baño con vista.
Primero, comprobé cómo usar la pantalla de la cúpula. Las instrucciones ya estaban en mi cabeza. Veamos, sería un poco aburrido mostrar el templo, así que levanté un poco la elevación y proyecté la vista desde arriba. Esta función consumía PM, pero todo lo que tenía que hacer era recitar un hechizo en mi mente para usarlo. Yo era el único que podía recitar el hechizo y controlarlo.
La cúpula brilló débilmente, y luego se iluminó con la vista desde el exterior. El sol ya se había puesto; era un paisaje desértico con estrellas hasta donde alcanza la vista.
“¿Qué, estamos fuera?”
“¿Kyah?”
Clena y Roni saltaron al baño, cubriendo ansiosamente sus cuerpos bajo el agua.
“Um, estamos bien. Esta pantalla sólo proyecta la vista desde el exterior. En realidad, no nos teletransportaron, y dudo que alguien pueda vernos desde ahí.”
“Oh, ¿en serio...?”
Aparentemente ambas se habían confundido por el escenario realista de la pantalla y pensaron que de repente nos habían teletransportado al exterior. Rium no había saltado al baño con ellas, sino que se había escondido rápidamente detrás de mí. Daisy todavía estaba tranquila sobre mi cabeza, pero creo que no le molestaba la idea de que alguien la viera con un yuamigi. A Haruno tampoco le molestaba, probablemente porque también se dio cuenta de que era simplemente una proyección.
“¿De verdad que está bien?”
“No te preocupes. Esto es sólo una imagen del paisaje de afuera.”
Sin embargo, esto usaba más PM de lo que esperaba. Creo que ha sido el que más ha consumido de todos los dones hasta ahora. Debería haber un límite en la distancia que podemos ver.
“¿Estás bien, Touya?”
“Hmm, sí, esto no debería ser un problema.” Ya estaba acostumbrado a agotar mis PM todo el día todos los días, así que todavía me quedaba mucho. Aparte de eso, apurémonos y entremos en la bañera.
“Aquí tienes, Daisy.”
“¡Oh, gracias!”
Noté que Daisy dudaba en bañarse, así que abrí mi mano bajo el agua y le di un lugar para sentarse. Ella agitó sus alas para bajar y aterrizó en la palma de mi mano, donde se recostó y se sumergió en el agua.
Haruno y Rium se sentaron no muy lejos de nosotros, pero Clena y Roni aún desconfiaban un poco de la pantalla y se aferraban a mi lado izquierdo y derecho.
“Si tienen tanto miedo, pueden volver abajo.”
“Está bien, puedo entenderlo lógicamente.”
Así que sólo necesitaban acostumbrarse. En ese caso, debería intentar cambiar un poco la vista. Volví a recitar en mi mente, y la vista empezó a moverse a una velocidad bastante alta. El paisaje se precipitó como si estuviéramos mirando por la ventana de un tren. Fue un poco alarmante para Clena y Roni, pero también bastante fantástico para la gente de este mundo, así que la idea de que en realidad estaban fuera se desvaneció y se calmaron un poco.
“Touya, ya está bien.”
“¿Estás segura?”
“Sí, era un cielo nocturno precioso, así que disfrutémoslo.”
Detuve la pantalla y luego respiré hondo. Esto fue bastante agotador.
“Más…” Por otro lado, Rium se había entusiasmado con el movimiento de la pantalla. Sus ojos brillaban mientras su curiosidad se agudizaba. Le dije que me perdonara por ahora y que lo haríamos de nuevo otro día.
La vista era desértica hasta donde alcanza la vista. La luz de las estrellas iluminaba los pilares de humo que se elevaban en la distancia. Tal vez eran salidas de ventilación. Continuaron en fila hasta la lejana noche. Era un espectáculo curioso, pero quería prestar más atención a las estrellas. Imité a Prae estirando las piernas, usando el borde de la bañera como reposacabezas y tumbado en el agua. No olvidé a Daisy, por supuesto, así que mantuve mi mano extendida flotando sobre el agua. Sin embargo, ella voló sobre el área debajo de mi cuello y se recostó allí en su lugar.
“¿Estás bien, Touya?,” preguntó en tono preocupado.
“Sí, estoy bien.” Estaba cansado, pero esa no fue la razón por la que de repente quise acostarme. “Es más fácil ver las estrellas así, ¿no?”
“Ohh…”
En el momento justo, todos los demás también miraron hacia el cielo. Estábamos lejos de la orilla ahora mismo, pero este cielo estrellado era tan espectacular como la vista desde el baño al aire libre de la Doncella de las Olas Rugientes. Haruno se acostó como yo, y pasamos los siguientes momentos en un silencio pacífico. Esta proyección consumía constantemente mis PM, pero valió la pena. Aunque tal vez yo era el único que estaba calificado para decir eso.
El sonido de la charla y las risitas que venían de abajo finalmente rompieron nuestro silencio. Todos los que habían estado disfrutando de la sauna y el jacuzzi subieron las escaleras.
“Woah, ¿qué es esto?”
“¡Increíble!”
Todo el mundo se sorprendió por la vista desde el exterior. Nos sentamos de espaldas, con Daisy apoyándose en mi hombro, para poder saludar a los recién llegados.
Este baño de rocas era grande, pero aún más pequeño que el de cedro de abajo. Tener a todo el mundo aquí haría que el espacio fuera más reducido, pero era mucho mejor que los días en que Clena, Roni y yo nos acurrucábamos juntos en una sola bañera diminuta. Los tres nos miramos el uno al otro. Probablemente estaban pensando lo mismo que yo. Entonces Haruno se acurrucó contra mí antes de que me diera cuenta. Ella podría haber estado leyendo mi mente.
Yukina y las demás estaban entrando en la bañera una por una, pero por alguna razón Prae se había detenido en su camino. Al principio pensé que le preocupaba que alguien de su tamaño se metiera en la bañera, pero no fue así. Estaba mirando algo en la proyección de la pared.
“¿Qué estás mirando, Prae?”
“Hay una gran luz que viene hacia nosotros desde allí.”
“¿Una gran luz...?”
Ella estaba mirando más allá de los pilares de humo hacia el mar. Había una luz brillante que se balanceaba en la distancia, lo que hizo que todo el mundo se pusiera tenso. Curioso por lo que se acercaba al puerto, me acerqué a la zona de dónde venía la luz. El paisaje voló aún más rápido que antes. Poco después, estábamos volando sobre el mar. Ahora podíamos ver claramente la luz, y me di cuenta de que no era una sola fuente de luz, sino muchas que parecían una sola desde lejos. Me acerqué aún más para tener una visión exacta de lo que eran las luces.
Era un galeón. Quizás para facilitar el avistamiento desde el puerto, había varias linternas colgando por todas partes. Me preguntaba por qué harían tal cosa, pero después de mirar un lugar en particular en el barco, toda mi confusión desapareció.
“...¿Qué está haciendo ese tipo?” Pude ver la proa del barco, donde el autoproclamado Cosmos estaba posando. No podíamos oír su voz desde aquí, pero estaba arqueando la espalda y gritando una risa poderosa.
“Oh.”
Al momento siguiente, se cayó al agua porque había arqueado demasiado la espalda. Ricott saltó tras de él en pánico, mientras Foley tiraba una cuerda hacia abajo. Mientras lo veía ser rescatado de alguna manera, volví a murmurar, “...¿Qué está haciendo?”
“...De acuerdo, ignoremos a Cosmos por ahora.” Una vez que confirmé que Cosmos estaba sano y salvo, decidí que no teníamos que prestarle atención a su grupo y apagué la pantalla. No era un mal tipo, pero era agotador estar cerca de él. No me importaba volver a verlo, pero tampoco sería el primero en saludarlo. Esa era mi relación ambivalente con el autoproclamado Héroe Cosmos, alias Akio Nishizawa.
“Um.... Era Nishizawa el de hace un momento, ¿no es así...?” Preguntó tímidamente Haruno. Ella se acordaba un poco de él. Supongo que no lo había visto desde Júpiter. Me di cuenta de que yo le había estado llamando “Cosmos” sin pensarlo. Bueno, supongo que no me importaba.
“Lo veremos en la capital de cualquier manera, y nos llevaría tiempo volver al puerto sólo para saludarlo.”
“Sí, no podemos desviarnos mientras la gente del templo del viento esté a nuestro cuidado.”
Ellos habían estado huyendo constantemente, incluso ahora. Quería darles un lugar donde descansar pronto. Si sólo quisiéramos descansar, quedarnos en este templo y usar mi Baño Ilimitado era una buena solución, pero entonces no podría moverme de aquí. Y sin el Baño Ilimitado, necesitaban un lugar grande para quedarse. Especialmente los cíclopes con sus grandes cuerpos.
Puede que tengamos que hacer que Clena, Haruno y los otros busquen mientras yo mantengo el Baño Ilimitado, pero incluso en ese caso, no querría que se alejaran demasiado de nosotros. Así que el mejor lugar que se me ocurrió para ir ahora mismo era el centro de la ciudad, donde estaba el palacio real. Necesitábamos ir allí lo antes posible; no teníamos tiempo de volver al puerto. Así que empezaremos a viajar de nuevo mañana, tal y como lo planeamos.
“Bueno, no cambiemos nuestros planes en este momento.”
“Sí, empezaremos a dirigirnos a la capital real mañana por la mañana.”
Así que volví a encender la pantalla y disfrutamos el resto del baño mirando al cielo estrellado.
“Es tan bonito~”
“Realmente lo es~”
“Qué maravilloso cielo nocturno~”
Yo estaba acostado encima de Prae, y Rakti a su vez estaba acostada encima de mí. Yo estaba metido entre las dos, pero no pude evitarlo ya que este baño era pequeño. También tuve que inclinar mi cabeza más abajo en el pecho de Prae para mirar el cielo nocturno, pero tampoco pude evitarlo. Probablemente Daisy estaba en las manos de Rakti ahora mismo, así que teníamos cuatro capas de profundidad. De todos modos, Prae era realmente grande. En muchos sentidos. Apuesto a que me veía como un niño a la distancia comparado con ella.
Por otra parte, Rakti, Yukina y Rium aparentemente habían discutido entre ellas y llegaron a un acuerdo tomando turnos encima de mí.
“Cuando termine el turno de Rium... ¿Quieres intentarlo, Lumis?”
“¡¿Por qué iba a hacerlo?! ¡¡Eso es vergonzoso!!”
Eso provocó una pequeña pelea entre Lumis y Rin, aunque una de ellas era bastante seria. Haruno trató de aprovechar la oportunidad para tomar el lugar encima de mí, pero Clena le devolvió algo de sentido común.
“Por favor, no te preocupes por mí...”
Y luego, estaba un poco confundido sobre cómo se desarrolló exactamente esto, pero Roni terminó siendo la cuarta en ponerse encima de mí. Ella estaba, bueno.... su cola moviéndose por debajo de su yuamigi era extremadamente cosquillosa.

Después del baño, asumí la tarea diaria de descifrar nuestra colección de textos antiguos. Una vez hecho esto, todos nos fuimos a dormir al tercer piso con Prae en nuestro grupo habitual... Pero por alguna razón, también estaba en el baño en mi sueño.
Delante de mí estaba la Diosa de la Tierra, sonriendo ampliamente. Llevaba un yuamigi, pero sus hemisferios norte estaban muy descubiertos, probablemente demasiado grandes para caber dentro. Sus islas gemelas ligeramente bronceadas sobresalían ante mis ojos.
“Lo siento, ¿qué está pasando?”
“Has crecido.”
No lo entendí. Entonces, ¿fue una recompensa por mi crecimiento? Sentí que mis ojos se pegarían a esas islas gemelas para siempre, así que miré sin descanso a mi alrededor.
El vapor obstruyó la mayor parte de mi visión, hasta el punto de que sólo podía ver un poco delante de mí. Si este era el Baño Ilimitado, entonces la ventilación debería funcionar un poco más efectivamente. El agua estaba turbia y de color blanco lechoso, tampoco era algo del Baño Ilimitado. Pero este lugar me resultaba familiar, incluyendo esas islas gemelas....
¿Dónde? ¿Dónde había visto esto antes? Quiero decir, veía esas islas gemelas cada vez que soñaba, pero....
...¡Eso es! ¡Ya lo recuerdo!
“¿Te has acordado?”
“¡¿Woah?!” Me di la vuelta ante la repentina voz para ver a la Diosa de la Luz de pie detrás de mí, también en un yuamigi. Caminó a través del agua hasta que se paró frente a mí, y luego extendió su mano para tocarme.
En ese momento, mi memoria se aclaró como si el agua turbia se hubiera vuelto transparente de repente.
“Así es.... Antes de conocer a Rakti, justo después de venir a este mundo, ¡las conocí a todas...!” Alrededor de una semana después de haber sido convocado a este mundo, había tenido un sueño en el que estaba rodeado de todas las diosas.
“¡Oh, te has acordado! ¡Buen chico!” La Diosa del Fuego apareció a mi izquierda y me dio una palmadita en la cabeza vigorosamente.
“Oye, ¿has pensado alguna vez por qué las diosas somos hermanas?” La Diosa del Viento voló hacia mí a continuación, enrollándose alrededor de mi brazo.
La Diosa del Viento tenía razón. Comencé a pensar en lo básico. ¿Por qué eran las seis hermanas diosas? ¿Alguien decidió que eran hermanas? Si es así, ¿quién tiene el poder de tomar esa decisión?
“No es tan diferente de tu relación con Yukina...” Después de que no pude dar una respuesta, la Diosa del Agua apareció detrás de mí y me dio una pista.
Mi relación con Yukina... Ya veo. Gracias a la Diosa del Agua, pensé en un punto clave más.
“¿Todas tienen el mismo padre...?” Los hermanos nacían de los mismos padres. Eso era obvio. Pero es cierto que nunca lo había pensado de esa manera hasta ahora. Para que las hermanas diosas, que reinaban sobre todas las cosas de la naturaleza, pudieran tener padres como los humanos. En ese caso, ¿en qué reinaban los padres?
...¿Hm? ¿La madre de las diosas hermanas, que gobernaban sobre todas las cosas de la naturaleza....?
“¿Podría ser....?”
“Sí, tienes razón.” La Diosa de la Tierra sonreía de oreja a oreja mientras se levantaba y se paraba junto a la Diosa del Viento.
“Sí, Touya. Nuestra madre es... la diosa que creó este mundo, y la que gobierna sobre el mundo mismo.” La Diosa de la Oscuridad, Rakti, finalmente se reveló desde detrás de la Diosa de la Luz y me habló. Ella se movió hacia el lado derecho de la Diosa de la Luz, de modo que finalmente me rodearon las seis hermanas diosas.
“¡Buen trabajo pensando en eso, qué niño tan inteligente!” Si no fuera por la actitud amistosa de la Diosa del Viento, me sentiría increíblemente abrumado ahora mismo.
“Por cierto, hermano. ¿Te has dado cuenta de que este no es nuestro lugar habitual?”
“... ¿Eh?” Por ‘lugar habitual’ se refería al santuario de Rakti, donde aparecíamos en mi sueño todas las noches.
Un santuario era el poder de una diosa. La Diosa del Viento había usado su propio santuario para transportar al grupo de Haruno al templo del agua. Este baño no era el santuario de la Diosa de la Oscuridad. En ese caso, ¿dónde estaba?
“...Espera. Considerando el tema en cuestión, ¿podría ser...?”
“¡Correcto! Este es el santuario de mamá, aunque sólo sea una pequeña parte.”
Ya veo. Aquí también fue donde tuve mi sueño poco después de haber sido convocado a este mundo. Pero ¿por qué? ¿Por qué pude venir aquí? Sabía por qué podía visitar el santuario de Rakti. Era porque siempre estábamos viajando juntos. Pero no conocía a la Diosa Madre. Tampoco tenía su bendición. Entonces, ¿por qué?
La Diosa de la Luz y la Diosa del Fuego respondieron a mi pregunta.
“Estás malinterpretando algo, hermano. Todos en este mundo han olvidado el nombre de nuestra madre, pero ella siempre nos ha estado cuidando a todos.”
“Todos los seres vivos de este mundo han sido bendecidos por nuestra madre. Es sólo que ninguno de ellos lo ha notado, ni siquiera tú.”
“¿Todos en este mundo...? Pero yo fui invocado aquí.”
“Se te concedió la bendición cuando fuiste invocado a este mundo. De lo contrario, no estarías vivo en este momento.”
Pero esa es la Diosa de la Luz.... Estaba a punto de decirlo, pero luego me di cuenta. Su bendición me permitió entender el lenguaje de este mundo y comunicarme con sus residentes. Pero había otras bendiciones que el gobernante del mundo podía concederme que me permitirían sobrevivir en este mundo también.
“Nadie en el mundo ha notado la bendición de nuestra madre... Sin embargo, tú pudiste venir aquí. Por eso eres nuestro hermano menor,” añadió la Diosa del Agua.
Ya veo, esa era la razón por la que las diosas siempre me habían llamado su hermano. Miré a Rakti, que se fijó en mí y dijo “¡Yo soy la hermana mayor!” Así que incluso Rakti pensaba en mí como su hermano menor.
La Diosa de la Tierra le dio una palmadita en la cabeza a Rakti, y luego me miró fijamente. También hice todo lo que pude para mirarla directamente hacia atrás sin pestañear.
“Por favor, recuerda esto. Nuestra madre es... la ‘Diosa del Caos’, la diosa que dio a luz a este mundo.”
“La Diosa... del Caos...”
La madre de las seis hermanas diosas. Puede que se llamara Caos, pero también era la diosa creadora de este mundo.
“¿Está en algún lugar de este baño...?”
Tan pronto como dije eso, la Diosa del Viento, que se había mantenido envuelta alrededor de mi brazo todo este tiempo, me soltó y se puso de pie. Entonces las diosas se dividieron en grupos de tres a mi izquierda y derecha, formando un camino frente a mí. Todas ellas parecían un poco tensas.
Más allá del aire vaporoso, podía oír un suave chapoteo, chapoteo. La fuente del sonido se dirigió lenta y deliberadamente hacia mí. Se detuvo cuando estaba al alcance de la mano, lentamente extendió su mano... y entonces, de repente, mi conciencia se cortó.
Me senté con un grito ahogado y luego me encontré en el centro de la cama gigante en el tercer piso del castillo. Todas las demás seguían durmiendo. Mirando el reloj de la pared, vi que aún estaba amaneciendo.
“Touya...” Rakti se sentó lentamente.
La saqué de la habitación en silencio, para que no despertáramos a nadie más. Mi cabeza aún estaba nublada. Quería tomar un baño para despejar la neblina. Necesitaba explicar lo de la Diosa del Caos a todo el mundo, pero antes de eso, quería asegurarme de que mi cabeza estaba clara.
Manteniendo a Rakti bajo mi brazo, bajamos a la casa de baños en el anexo. El pasillo de afuera estaba totalmente silencioso. Me detuve donde la pasarela formaba una cruz en el centro.
“Oye, Rakti. Yo... la conocí antes, ¿verdad?”
“...Sí, puede que no lo recuerdes, pero conociste — a nuestra madre, la Diosa del Caos.”
“Uh-huh.... Así es.” No dudé de ella. Era una sensación extraña. No recordaba cómo era, pero una sonrisa afectuosa colgaba en mi memoria. Tampoco recordaba lo que le había dicho, pero lo que ella me había dicho a mí estaba impreso en mi cabeza. Todavía no tenía la sensación de haberla conocido realmente, así que, ¿qué era ese recuerdo que me parecía tan seguro?
Miré el jardín desde el pasillo. Este edificio se había hecho más grande, pero también el jardín. Poniendo todo junto, esto era del tamaño de un castillo. Honestamente hablando, había otra duda que tenía: mi don ya no tenía mucho que ver con los baños. Pero me lo imaginé cuando apareció la cocina de la Diosa del Fuego. No lo había cuestionado después de eso.
Pero ahora lo sabía. La Diosa del Caos me había dicho esto.
“¡Así que este espacio en sí es...!”
El “Baño Ilimitado” era, a lo sumo, sólo la casa de baños. Este espacio en sí mismo era el don de la Diosa del Caos, la dimensión que unía todos los dones de las otras diosas. En otras palabras, este era otro mundo. Mientras trataba de entender ese hecho, me empapé en el baño matutino mientras hablaba con Rakti sobre el sueño de anoche.
“...¿Así que la bendición de la Diosa del Caos no es tan especial en sí misma?”
“Sí, todos en el mundo tienen la bendición de nuestra madre, incluidas nosotras las hermanas.” Rakti me explicó todo lo que le pregunté con deleite, probablemente porque esta mañana ha tenido un uso exclusivo de mi regazo. La bendición de la Diosa del Caos era concedida a todos en este mundo, incluyendo a las hermanas diosas, pero casi nadie se daba cuenta de este hecho.
“¿Por qué yo me di cuenta?”
“En tu caso, creo que es porque recibiste todas nuestras bendiciones.”
Esto me lo habían explicado en Ceres, pero para recibir la bendición de dos o más diosas, se necesitaba tener una cantidad adecuada de PM para que coincidiera. La cantidad de PM requerida para recibir las seis bendiciones debe ser fenomenal. San Pilaca, uno de los miembros del grupo del primer rey sagrado, había recibido cinco bendiciones. Probablemente yo era la primera persona en la historia en recibir las seis.
La bendición de la Diosa de la Luz me permitió subir de nivel más rápido, y el Baño Ilimitado me hizo consumir PM diariamente. Ahora que lo pienso, mi uso de PM se multiplicaba cada vez que se me concedía un nuevo don, pero nunca sentí que me estuviera quedando sin PM por ello. Estaba creciendo tanto como mis costos de PM. En realidad, no era consciente de ello, pero así de rápido estaba creciendo.
Por otro lado, si no hubiera subido de nivel lo suficiente, una de las ceremonias de bendición podría haber fracasado. Me sentí aliviado de que todas ellas hubieran ido bien, aunque apuesto a que ninguno de los clérigos había estado preocupado ya que yo era un Héroe de la Diosa.
“Entonces, ¿alguien más se ha dado cuenta de esto? Además de ti y tus hermanas, por supuesto.”
“Los dragones lo han hecho.”
Aparentemente, ¿yo era de clase dragón ahora? Pensando en el pasado, “dragones” no eran una raza de seres en este mundo, sino un término para los monstruos poderosos que tenían la capacidad de afectar a su entorno. Supongo que yo estaba afectando a mi entorno a través del Baño Ilimitado.
Bueno, “Baño Ilimitado” ya no era un nombre exacto para este pequeño mundo que la bendición de la Diosa del Caos había producido... pero no sabía el nombre correcto para él, así que Baño Ilimitado se quedaría.
“...No siento que me he vuelto tan fuerte como un dragón.”
“Ningún dragón tiene su propio mundo, ¿sabes?”
Supongo que no era sólo una cuestión de fuerza. El dragón de esporas era una cosa, pero el dragón de las flores no había sido tan duro.
“¿Puedo hablar de esto con todos los demás?”
“No me molesta. No lo estamos escondiendo ni nada.”
La razón por la que Rakti y sus hermanas no lo habían mencionado hasta ahora era porque la Diosa del Caos se los había prohibido. Ella quería que lo recordara yo primero. Así que me había estado probando, probando si yo podía llegar hasta aquí por mi cuenta. En ese caso, ¿el sueño de ayer significaba que ella me reconocía?
“Oh, y una cosa más, Touya. Eres el miembro más nuevo de nuestra familia ahora, así que...”
“¿Así qué?”
“¡Ahora soy tu hermana mayor!” Rakti se levantó con las manos en las caderas y sacó pecho. Su postura, de aspecto orgulloso, era tan linda que le di unas palmaditas en la cabeza. Ella sonrió alegremente, pero luego se puso tensa al recordar lo que acababa de decir, y una vez más proclamó “¡Soy tu hermana mayor!”
Era muy linda, así que le di un gran abrazo. Qué adorable hermana mayor tenía.

Todo el mundo se había despertado cuando volvimos de nuestro baño matutino. Habían empezado a preparar el desayuno, así que Rakti y yo también nos pusimos delantales y empezamos a ayudar. Esta fue una buena oportunidad para hablar, ya que el Perro Demonio no estaba por aquí. Llamé a Rulitora y hablé de la Diosa del Caos con todos.
“...Esto es difícil de creer desde el principio. No creo que estés mintiendo ni nada de eso, por supuesto.”
Como era de esperar, no aceptaron mi historia tan fácilmente.
“Sin embargo, lo que estás diciendo tiene sentido para mí,” dijo Haruno, quien podría seguirla muy bien. Estábamos en la misma onda. Pero la gente de este mundo era diferente. Clena explicó que la gente aquí creía que las seis diosas hermanas crearon este mundo. Nadie había considerado nunca la idea de que existía otra diosa que lo hubiera hecho, y que ella era la madre de las hermanas diosas.
“¿Tiene este mundo otros mitos sobre la creación que se transmiten fuera de los asentamientos humanos?”
“No, no hay ninguno de esos.”
Aparentemente los templos eran las únicas organizaciones que transmitían estas enseñanzas. La tribu de Rulitora no tenía mitos sobre la creación en primer lugar. Eso no fue ninguna sorpresa, ya que apuesto a que los trabajadores misioneros no viajarían tan lejos como para llegar al vacío de todos modos. Tampoco fue culpa de los templos que la Diosa del Caos hubiera sido olvidada. Aparentemente, ella había sido olvidada mucho antes de que los templos llegaran a existir.
“... ¿Estás bien, Sera?”
“Estoy bien. Esto no contrasta con la existencia de la Diosa de la Luz.”
La más sorprendida de todos nosotros fue, como era de esperar, la clériga Sera. Los seguidores de la Diosa de la Luz creían que ella era la hermana mayor y también la líder de todas las hermanas diosas. Debe haber sido chocante escuchar que había una existencia por encima de ella, y que era su madre. Sera no era del tipo que se preocupara demasiado por la jerarquía, pero esta noticia ya era tan abrumadora para ella. Otras personas pueden tener reacciones aún más extremas.
“¡Wooow! ¡La Diosa del Viento también tiene una madre!” Prae no se vio afectada en absoluto, pero probablemente fue la excepción aquí. Sí, probablemente no deberíamos difundir esta información todavía. Todos acordamos mantenerlo en secreto, incluso del Perro Demonio.
Después del desayuno, era hora de prepararnos para partir. El anciano del templo había preparado suficientes carros tirados por gembólicos para todos nosotros. Uno de ellos podía acomodar dos cíclopes adultos, así que finalmente tuvimos la posibilidad de viajar con ellos también. Si los usáramos, podríamos llegar al centro de la ciudad esta tarde.
Los que el anciano del templo había preparado para nosotros eran gembólicos rápidos. No tuvieron que tirar de un carruaje grande, así que pudimos llegar al centro de la ciudad bastante rápido. Sugirieron enviar una carta al ejército del rey demonio para avisarles de nuestra llegada. Sí, no quería empezar una guerra accidentalmente. Leí la carta que escribió el Perro Demonio y luego la enviamos.
Probablemente almorzaríamos mientras montamos en los gembólicos, así que deberíamos preparar almuerzos portátiles para el viaje.
“¡Deseo un onigiri! ¡Por favor, concédeme un almuerzo de onigiri!”
A instancias del Perro Demonio y su cola moviéndose, hicimos onigiri para almorzar. Fue una buena elección para una comida ligera y portátil. Hicimos un poco de té para el paseo, también. Luego nos separamos en las carretas tiradas por gembólicos y comenzamos nuestro viaje al centro de la ciudad.
Tomé la carreta de enfrente. Conmigo estaban el Perro Demonio, Clena, Haruno, Rulitora y Daisy. Rulitora ocupaba dos asientos, mientras que Daisy estaba encaramada en mi hombro. Teníamos un largo camino por delante, así que empecé a pensar en temas de conversación, pero el Perro Demonio empezó a hablar primero.
“Sir Rulitora, ¿nació usted en Ares?”
“No, yo nací en el vacío. Aunque he oído que mis antepasados vivían por aquí.”
“¡Vaya, el vacío...!” El Perro Demonio reaccionó profundamente a ese nombre. Esa área fue una vez su patria. Añadió que muchos hombres lagarto de arena vivían en Ares, principalmente en la superficie.
Muy bien, yo también podría aprovechar esta oportunidad para sacarle información al Perro Demonio. Una vez que llegáramos al centro de la ciudad, finalmente sería el momento de enfrentarnos a los sobrevivientes del ejército de demonios. Quería reunir toda la información que pudiera antes de eso.
“Sólo para asegurarme, ¿cuál es exactamente la relación entre el ejército del rey demonio y la familia real de Ares?” Esto es lo que más me preocupaba. ¿Siguen cooperando hasta el día de hoy?
“¿Qué quieres decir exactamente?”
“Como, ¿están controlando secretamente a la familia real desde las sombras, o……?”
“¿Cómo ve exactamente al ejército de demonios, Sir Touya...?”
“Estoy pensando en el viejo grupo de Pez Dorado. ¿Y el Diablo de la Llama sigue por aquí?”
“¡No puedo refutar esos puntos!”
Después de todo, ninguno de los dos eran las mejores personas. De todos modos, Clena y los demás nos miraban con interés, así que seguí interrogándole.
“Así que, ¿cómo es su relación con ellos ahora mismo?”
“Mantenemos buenas relaciones. La familia real es plenamente consciente de que nuestra base está en Ares.”
“¿Los están protegiendo?”
“No es tan unilateral como eso. Ares es un reino bastante pobre, así que le damos nuestra ayuda a la familia real.”
Ya veo. Así que en la batalla entre el primer rey sagrado y el rey demonio hace 500 años, esta podría haber sido la razón por la que Ares había permanecido aliado de Hades hasta el final. La vista desde el baño interior al aire libre de anoche era una vasta tierra desértica que no podía ser considerada fértil en ningún momento. No era tan difícil imaginar lo importante que debe haber sido el comercio con Hades en este país. Ares debe haber acogido tan fácilmente a los refugiados de Hades por razones similares. Si el ejército de demonios y Ares han estado cooperando hasta el día de hoy, debe ser para beneficio mutuo. La familia real podría estar dando refugio al ejército ahora mismo.
“¿Qué es exactamente esta alianza?”
“Es una combinación de algunas cosas. Y una cosa más que debo decirte en este momento... ¡Ya no nos llamamos el ‘ejército del rey demonio’!”
“... ¿Eh? ¿Qué quieres decir con eso...?” Pregunté confundido, y entonces el Perro Demonio contestó con un tono bastante altivo.
“¡Claro que sí! Ahora, somos... ¡la Corporación del Rey Demonio! Somos los mayores comerciantes de Ares y uno de los pilares que sostienen el nivel de vida en este país.”
¿Estaba bien que el ejército del rey demonio cambiara de trabajo de esa manera? Aunque, finalmente, pude llegar a un acuerdo con ellos viniendo a la capital del agua para negociar el comercio ahora.
Según el Perro Demonio, esta compañía comenzó originalmente como una tapadera para que el ejército permaneciera oculto dentro de Ares. Pero a medida que imitaban las enseñanzas del rey demonio, su negocio de comercio comenzó a recibir ganancias constantes, y pensaron que este era un buen camino para quedarse hasta la resurrección del rey demonio.
¿Era por eso que el ejército estaba dividido ahora entre dos facciones: los que deseaban la resurrección del rey demonio, y los que querían nombrar a un nuevo rey demonio?
Tenía varias preguntas, pero había una obvia que quería señalar primero.
“Ustedes no se llaman a sí mismos la Corporación del Rey Demonio, ¿verdad?”
El Perro Demonio rápidamente miró hacia otro lado.
“¡¿Entonces es que sí?! Se suponía que estarían escondidos, ¿¡y aun así se llaman a sí mismos ‘Corporación del Rey Demonio’?!”
“¡Fue hace mucho tiempo! ¡Cambiamos nuestro nombre después de que casi nos descubren!” Explicó que los mercaderes que escaparon de Hades se habían llamado así al principio. También era una forma de guiar a los supervivientes del ejército del rey demonio de nuevo juntos después de haber sido dispersados.
Después del colapso de Hades, Ares no tuvo otro socio comercial que Neptuno, que en ese momento tenía muchos seguidores de la Diosa del Agua. Habían determinado que los ojos de la familia sagrada no les llegarían allí por el momento. Sin embargo, alrededor de 300 años atrás, el templo de la Diosa de la Luz se expandió bastante en poder, y se concentraron en la Corporación del Rey Demonio. Cambiaron su nombre en ese momento para escapar a la detección.
“¿Cómo se llaman ahora?”
“Sí, actualmente, nos llamamos... la Corporación Orquídea Blanca.”
Habían hecho un giro de 180° y se habían dado un nombre completamente normal. Anteriormente la Corporación del Rey Demonio, ahora la Corporación Orquídea Blanca. Dijo que el Ogro Cara-Blanca lideraba actualmente la compañía. ¿Quizás eso tenía algo que ver con el nuevo nombre?
Aparentemente apoyaban la resurrección del rey demonio. ¿Qué postura debemos adoptar cuando nos reunamos con ellos? Con el Perro Demonio aquí, no creí que necesitáramos ser hostiles. Pero ¿seguiría siendo así con el rey demonio?
Debería hablar de esto con los demás. Mientras nos balanceábamos en la carreta llevada por gembólicos que se dirigía directamente al centro de la ciudad, me volví hacia Clena y Haruno.



[1] Se denomina shōji a un tipo de puerta tradicional en la arquitectura japonesa. Funciona como divisor de habitaciones y consiste en papel washi traslúcido con un marco de madera.
[2] El ryokan es un tipo de alojamiento tradicional japonés que originalmente se creó para hospedar visitantes a corto plazo. Hoy se utilizan como hospedajes de lujo para visitantes, sobre todo occidentales.
[3] Un shachihoko o shachi, es un animal del folklore japonés, con cabeza de tigre y cuerpo de carpa. En el antiguo Japón, se creía que este animal tenía el poder de provocar lluvias, y por eso, templos y castillos eran adornados en sus techos con tejas ornamentales con forma de shachihoko, para proteger a estas edificaciones de los incendios.
[4] El hiragana es uno de los dos silabarios empleados en la escritura japonesa; el otro se denomina katakana. También se suele emplear hiragana para referirse a cualquiera de los caracteres de dicho silabario.
[5] En la arquitectura japonesa los fusuma son rectángulos verticales opacos que se deslizan de lado a lado para redefinir espacios dentro de un cuarto o se usan como puertas. Típicamente miden 3 pies de ancho por 6 de alto, el mismo tamaño que un tatami, con dos o tres centímetros de grosor.
[6] Son las cortinas cortas que cuelgan de las entradas de bares de estilo japonés (izakaya), de puestos de comida callejeros (yatai) o de baños comunitarios (sento).
[7] Es una especie de tortilla de huevo que se puede encontrar en la cocina japonesa.​ Se suele servir como parte del desayuno en Japón o en platos de sushi. Por su composición puede ser dulce o salado, dependiendo del gusto del consumidor y de la zona.


No hay comentarios.:

Publicar un comentario